Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Setembre»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
        01 02 03
04 05 06 07 08 09 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Accions per a Avui
Tot el dia

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Anàlisi :: criminalització i repressió : mitjans i manipulació : xarxa i llibertat : pobles i cultures vs poder i estats
El asesinato del presidente de la Interpol
06 abr 2017
Reinhard Tristan Eugen Heydrichn. (7 de marzo de 1904 - 4 de junio de 1942) fue un oficial nazi de alto rango durante la Segunda Guerra Mundial, y uno de los principales arquitectos del Holocausto.

Heydrich fue atacado en Praga el 27 de mayo de 1942 por un comando checoslovaco que había recibido entrenamiento especial de los británicos y que había sido enviado a Praga por el Gobierno checoslovaco en el exilio para asesinar al Reichsprotektor. Heydrich murió como consecuencia de una septicemia provocada por sus heridas una semana más tarde. La inteligencia nazi vinculó falsamente a los miembros del comando con los pueblos de Lídice y Ležáky. Como venganza por el asesinato de Heydrich, Lídice fue completamente arrasada hasta los cimientos; todos los hombres y adolescentes de más de 16 años fueron ejecutados, y los habitantes restantes (mujeres y niños) fueron deportados y luego asesinados en los campos de concentración nazis.
Bundesarchiv_Bild_146-1972-039-44,_Heydrich-Attentat.jpg
Valcík_za_100_000_Kc.jpg
En el apogeo de su carrera ostentó el rango de SS-Obergruppenführer und General der Polizei y fue jefe de la Oficina Central de Seguridad del Reich (RSHA) -organismo que agrupaba a la Gestapo, a la KriPo, y al SD-. Fue también Stellvertretender Reichsprotektor del Protectorado de Bohemia y Moravia -la actual República Checa-. Heydrich también fue presidente de la Organización Internacional de Policía Criminal (luego conocida como Interpol) y jefe de la Gestapo en el período anterior a la Segunda Guerra Mundial. Heydrich fue uno de los principales organizadores de la represión nazi en la Europa ocupada.

Muchos historiadores lo consideran como la figura más oscura dentro de la élite nazi. Adolf Hitler lo describió como «el hombre con el corazón de hierro». Como consecuencia de sus acciones represivas, a lo largo de su carrera fue conocido por distintos apodos: El Verdugo, el Carnicero de Praga y la Bestia Rubia.

Fue el líder fundador del Sicherheitsdienst (SD), una organización de inteligencia encargada de buscar y neutralizar la resistencia al Partido Nazi a través de detenciones, deportaciones y asesinatos. Fue también uno de los organizadores de la Kristallnacht, una serie de ataques coordinados contra los judíos por toda la Alemania nazi y partes de Austria la noche del 9 al 10 de noviembre de 1938. Los ataques fueron llevados a cabo por las tropas de asalto Sturmabteilung y por civiles, y fueron un presagio de lo que ocurriría durante la posterior contienda. En la Europa oriental fue directamente responsable de los Einsatzgruppen, los comandos especiales que acompañaban a los Ejércitos alemanes en su avance y procedieron al asesinato de un millón de personas -incluidos comunistas, intelectuales y judíos- por medio de asesinatos masivos. A finales de 1941, tras su llegada a Praga como Reichsprotektor, Heydrich trató de eliminar la oposición a la ocupación nazi mediante la supresión de la cultura checa, así como la deportación y ejecución de miembros de la resistencia checa.

OPERACIÓN ANTROPOIDE

La operación comenzó la noche del 28 de diciembre de 1941 con la llegada de dos comandos checos, los Rotmistr (Sargentos) Jan Kubiš y Jozef Gabčík, provenientes del Reino Unido a bordo de un bombardero Halifax perteneciente al escuadrón 138 de la RAF, que fueron lanzados en paracaídas junto con otros comandos británicos. Por un error de navegación se los lanzó en Nehvizdy, a 20 km de la capital checa, pero provistos de papeles falsos de identificación y vestidos de paisanos lograron contactar a la resistencia checa en Pilsen.

En Praga contactarían a otro guerrillero, Karel Čurda, para ultimar los detalles con la resistencia checa.

Una vez contactados, comenzaron por estudiar minuciosamente los hábitos de desplazamiento de Heydrich y advirtieron que invariablemente empleaba la misma ruta cuando marchaba desde el castillo hacia el aeropuerto, en Praga, y siempre a la misma hora. La elaboración del atentado era sumamente simple: emboscar el cabriolet de Heydrich y asesinarlo.

En la ruta del Castillo de Praga a las oficinas de Heydrich había una curva muy cerrada que obligaba al chofer a aminorar la velocidad del vehículo del dirigente nazi y este fue el punto de ataque elegido.

Por fin, después de varios ensayos y titubeos, la fecha del atentado fue fijada para la mañana del 27 de mayo de 1942.

El martes 26 por la noche, Heydrich asistió con su esposa Lina a un homenaje a su padre, el músico Bruno Heydrich, en el palacio de Waldstein, en Praga. La última foto en vida le fue tomada a la salida del homenaje.

Tres guerrilleros se apostaron en un recodo del camino a la entrada a Praga, justo por donde pasaría Heydrich ese domingo. Uno de ellos, Kubiš, llevaba una granada británica antitanque No. 73 modificada; otro, Gabčík, un subfusil Sten y el tercero, el Podporučík (subteniente) Josef Valčík, haría las señales con un pequeño espejo.

El coche en el que venía Heydrich no llevaba protección, pues este pensaba que era imposible arriesgarse a atentar contra alguien tan poderoso como él.

Al llegar a la curva, el Mercedes-Benz 320 redujo la velocidad y en ese momento Gabčík empuñó su Sten con la intención de abrir fuego, pero el arma se bloqueó y Gabčík se puso muy nervioso, mientras observaba al temido jefe de las SS.

Heydrich, al percatarse de la situación, se levantó del asiento con el coche aún en marcha y se aprestó a sacar su Luger para repeler el ataque. Gabčík, completamente aterrorizado, abandonó el subfusil lanzándolo a la vereda y echó a correr. Kubiš, menos nervioso, pudo activar la granada y arrojarla en el momento justo en que Heydrich apuntaba con la pistola en su dirección, cayendo al costado de la rueda trasera derecha.

El Oberscharführer (suboficial) Klein, chófer de Heydrich, pistola en mano también, consiguió bajarse en persecución de Kubiš. En ese momento, la granada estalló al lado de la puerta trasera derecha, alcanzando las esquirlas en la espalda de Heydrich, hiriéndole. Instintivamente, se volteó protegiendo su rostro con los brazos; aun así, pudo bajarse del vehículo y lograr dar algunos pasos y disparar a los atacantes, antes de quedar tumbado en la acera agarrado a una reja y desangrándose. El SS Klein alcanzó a Kubiš en una esquina, pero este le disparó por sorpresa, dejándolo malherido. Kubiš tomó una bicicleta y escapó del lugar.

El resto de los guerrilleros checos lograron huir a la carrera, con la amarga sensación de haber fallado en el objetivo de la misión.
Mira també:
https://es.wikipedia.org/wiki/Reinhard_Heydrich
http://barcelona.indymedia.org/newswire/display/511409/index.php

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more