Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Abril»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
01 02 03 04 05 06 07
08 09 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software


Warning: error_log(/srv/www/indymedia.org/barcelona/site.tree/private/log/dadaphp.log): failed to open stream: S’ha denegat el permís in /srv/www/indymedia.org/barcelona/site.tree/public/imc_classes/imc_FunctionLibrary.inc on line 494

Warning: error_log(/srv/www/indymedia.org/barcelona/site.tree/private/log/dadaphp.log): failed to open stream: S’ha denegat el permís in /srv/www/indymedia.org/barcelona/site.tree/public/imc_classes/imc_FunctionLibrary.inc on line 494
Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: ecologia
Nos Plantamos por la agroecología campesina y la soberanía alimentaria
20 mar 2024
Al sur de Europa: Nos Plantamos por la agroecología campesina y la soberanía alimentaria
______nos-plantamos.jpg
Al sur de Europa: Nos Plantamos por la agroecología campesina y la soberanía alimentaria

Nos Plantamos ante las movilizaciones agrarias
14/03/2024 https://nosplantamos.org/

Agricultores y agricultoras encaramados a sus tractores han salido a las carreteras y nos están enseñando las múltiples caras de las dificultades a las que se enfrenta el campo, así como las múltiples posiciones e intereses que hay con respecto a todo lo que nos jugamos como sociedad a la hora de darnos una respuesta sobre qué modelo agrario, qué mundo rural y qué alimentación queremos.

Este modelo agrario, estas políticas públicas agrarias y la estructura del sistema agroalimentario no funcionan.

Ha vuelto a estallar la situación, una situación que exige soluciones ya. La crisis del campo, el despoblamiento rural, los beneficios de la industria y de la gran distribución agroalimentaria, de las multinacionales de los fitosanitarios, de la industria farmacéutica de uso ganadero, de la maquinaria agrícola, los beneficios de los bancos en torno a la agricultura, el acaparamiento de tierra y agua y la entrada de los fondos de inversión en el sector, los tratados de libre comercio y los viejos y nuevos transgénicos, entre otros, son elementos que llevan décadas ahí. Y los Gobiernos nacionales y autonómicos y partidos de casi todo signo, al igual que los de Bruselas, han seguido apostando por un modelo neoliberal que nos deja frente al abismo alimentario y en manos de las grandes empresas.

Este escenario insostenible ha hecho prácticamente imposible la adaptación de las personas que producen, ha hipotecado el campo, lo que ha supuesto la desaparición de cientos de miles de explotaciones familiares y ha obligado a estas mismas personas a vivir con unos ingresos irrisorios. Mientras tanto la naturaleza sigue sufriendo las consecuencias negativas de este modelo agroindustrial, las dinámicas de este sistema agroalimentario y este modelo de dieta. Y finalmente, la presencia del cambio climático es una realidad incontestable para la sociedad.

Todo esto es fruto de un modelo estructural que no puede ser desmontado solamente mediante gestos individuales sino pensado en y desde el colectivo.
Las personas consumidoras ya se hicieron oír hace no mucho ante la subida de los precios de los alimentos: las calles, las redes sociales y los medios de comunicación se llenaron de críticas, lamentos y penurias. Pero la agenda política y mediática cambió de foco. Esta vez han salido los tractores, bloqueando carreteras e incluso de grandes ciudades, de mano de quienes en su día a día lo usan como herramienta de trabajo. Y parece que ahora el foco no puede cambiarse, al menos durante un tiempo.

Además, “Nos Plantamos” pretende actualizar las formas de acción social colectiva del movimiento alimentario y adaptarse a las urgencias que cada parte del movimiento está identificando. La agroecología campesina y un modelo agroalimentario agroecológico es imprescindible y es urgente para abordar los problemas de los productores y del mundo rural, para abordar la crisis climática y de biodiversidad y para garantizar el derecho a la alimentación.

Apostamos también por la resistencia e impugnación a los intentos de cooptación y apropiación por la “antipolítica” y por la extrema derecha de las desgracias de los pequeños y medianos productores. A su vez, el movimiento por la agroecología campesina y la soberanía alimentaria tenemos que repensarnos mucho para lograr tender puentes con los pequeños y medianos productores y con el resto del medio rural, y lograr construir alianzas fuertes que consigan recursos y políticas públicas que apoyen la transición hacia sistemas agroalimentarios justos y con enfoque agroecológico.

Las manifestaciones públicas de las organizaciones de Coordinadora Europea de Vía Campesina (ECVC), de las agricultoras y agricultores, la pagesia y baserritarras organizadas, de las ganaderas extensivas, de las experiencias y colectivos agroecológicos, de las jornaleras son motivo de celebración. La vitalidad, claridad y potencia del movimiento campesino y agroecológico están inundando todos los rincones del Estado español de manera imparable.

En el Estado español el movimiento por la soberanía alimentaria lleva décadas tratando de consolidarse como un sujeto político colectivo relevante. Ha habido momentos de más relevancia que otros, pero siempre se ha tenido una visión compartida sobre la necesidad de avanzar hacia un modelo agrario, rural y agroalimentario basado en la producción de pequeña y mediana escala, de manejo agroecológico, de apostar por la necesidad de dotar de más apoyos y recursos para facilitar el desescalamiento de la agriculturas industriales, de apoyar a que los pequeños y medianos productores encuentren su acomodo en la transición hacia una agricultura agroecológica. Ha sido esta una visión compartida y construida desde la diversidad, desde la necesaria complementariedad entre las visiones provenientes del campo, del movimiento ecologista, de las consumidoras, de las experiencias agroecológicas, del tejido asociativo rural, de la academia afín, de las ONG vinculadas a la Soberanía Alimentaria. A este movimiento se suman las plataformas y colectivos que desde el territorio luchan contra la degradación y el extractivismo que suponen las macrogranjas, sus plantas de biogás para pintarlas de verde, las malas prácticas en la implantación de renovables o los megavertederos que convierten el rural en zonas de sacrificio en pos de un capitalismo verde.

Y yendo despacio, tenemos que actuar de manera urgente. Construir alianzas para pasar a la acción. Las personas campesinas, las ganaderas, el movimiento climático, el movimiento ecologista, la ciencia, las iniciativas de economía social y solidaria, las colas del hambre en los barrios o las consumidoras, todas vemos que tenemos que plantarnos ya y construir algo distinto en cada granja, en cada pueblo, en cada mercado, en cada barrio, en cada ciudad, en cada política, en cada escuela y universidad.

Es urgente sacar los tractores, salir a las calles, abandonar los grandes supermercados, inundar los mercados de productos agroecológicos, apostar por los supermercados cooperativos, señalar a la agroindustria y a quienes destruyen los territorios y la vida del medio rural. La producción ecológica es ya una herramienta que puede ayudar a las pequeñas y medianas explotaciones a mejorar su viabilidad económica. Debemos también avanzar en políticas públicas que apuesten por un sistema agroalimentario de base agroecológica, que incluya y facilite que las y los agricultores y ganaderos puedan escapar del modelo agroindustrial, hacia una transición (agro)ecológica, dentro de un sistema agroalimentario más justo para todas.

Entendemos que en un contexto de emergencia climática como en el que estamos y con una importante pérdida de biodiversidad no nos podemos permitir el retroceso en las políticas ambientales de la Unión Europea y exigimos a las autoridades un buen acompañamiento al sector agrario para dicha transición.

Demandamos nuevas políticas de gobernanza, desde local a lo internacional, para cambiar la competitividad por cooperación, con el fin de proveer los recursos necesarios para conseguir que todos los pueblos construyan su propio modelo agroalimentario en base a la agroecología y la soberanía alimentaria, tal y como fue definida en la Conferencia Mundial de la Alimentación, en Roma en 1996, y desarrollada desde el Foro de Nyéléni. Es la única forma de acabar con el hambre y apostar por una nutrición de calidad, respetando el medio natural. Con la soberanía alimentaria contribuiremos también al enfriamiento del Planeta.

Compartimos y asumimos como propias las siguientes demandas de la ECVC:
Precios justos y una necesaria regulación de mercado, como la incipiente Ley de la cadena alimentaria.

El fin de los tratados de libre comercio basados en la desigualdad y la competencia desleal.
Un presupuesto suficiente y una distribución equitativa de las ayudas de la PAC para facilitar una transición justa hacia la agroecología y las prácticas ecológicas.
La reducción de la carga administrativa para las y los agricultores.

Detener la desregulación de las nuevas técnicas genómicas.
Como “Nos Plantamos” seguiremos construyendo un espacio político abierto y flexible, orientado a la acción urgente y al diálogo sosegado.
Somos más de 50 organizaciones y cientos de personas, pero sabemos que somos muchas más quienes compartimos el horizonte de la Soberanía Alimentaría. A todas vosotras os esperamos y os buscamos.

¡Nos Plantamos!
“Nos Plantamos” es una alianza de organizaciones y personas del movimiento por la Soberanía Alimentaria en favor de una agroecología campesina, con protagonismo de las personas agricultoras y trabajadoras de la tierra, que reivindica el cuidado del medio ambiente, del medio rural, y que ofrece a las consumidoras alimentos sanos, de calidad y de proximidad.

fuente: https://www.ecologistasenaccion.org/312559/nos-plantamos-ante-las-movili/


Próximo Encuentro de «Nos Plantamos»
https://nosplantamos.org/

Del 11 al 13 de octubre de 2024 organizamos el próximo encuentro del movimiento «Nos Plantamos» en Allariz (Ourense), en el que participaremos diferentes personas y colectivos involucrados en la transformación del modelo agroalimentario para avanzar hacia la soberanía alimentaria. Próximamente iremos ampliando información, cómo inscribirse y agenda.

¿Cómo nace este movimiento?
Durante el segundo semestre de 2023, España ostentó la presidencia del Consejo de la Unión Europea. En este contexto, los días 4 y 5 de septiembre se reunieron en Córdoba las personas a cargo de los Ministerios de Agricultura de toda la Unión Europea.

Y ello nos llevó a realizar este llamamiento para decirles que estamos hartas:
¡HASTA AQUÍ HEMOS LLEGADO!
NOS PLANTAMOS
Por un modelo agroalimentario justo y sostenible y un mundo rural vivo.
¡Soberanía alimentaria y campesina YA!

Con motivo de la reunión de ministros y ministras de agricultura en septiembre 2023, hacemos un llamamiento para decirles que estamos hartas:
Hartas de que el modelo alimentario actual basado en la agroindustria no respete los derechos laborales y sociales, ni los límites planetarios.
Hartas de que las personas productoras y consumidoras de alimentos estén supeditadas a las políticas comerciales y agroalimentarias que las convierten en meros instrumentos de los intereses de la industria y la distribución alimentaria, situándolas en los eslabones más débiles de la cadena, sin garantizar precios justos a quienes trabajan la tierra y consumimos esos alimentos.

Hartas de que no se garantice el derecho a la alimentación a toda la población, especialmente a los colectivos vulnerabilizados, mientras se desperdicia una ingente cantidad de alimentos.
Hartas de que se sequen acuíferos y y que se trate de destrozar cualquier territorio con proyectos de alto impacto negativo, o que nos inunden de pesticidas por primar un modelo agroindustrial global, que se aprovecha de mano de obra mal pagada y que contamina el suelo, el agua y enferma a las personas que trabajan la tierra, que viven en el medio rural y a quienes consumen sus alimentos.

Hartas de las políticas neoliberales de la UE, consecuencia de los Tratados de Libre Comercio, que destruyen la soberanía alimentaria y con ella la agricultura campesina en cada rincón del planeta, desregulando los mercados, especulando con la producción de alimentos, impulsando la agricultura industrial globalizada y destruyendo el planeta para beneficio de las élites económicas y las multinacionales de la alimentación.

…necesitamos:

Un cambio radical de las políticas públicas para apoyar un modelo de producción de alimentos basado en la sostenibilidad social, económica y medioambiental, que se guíen en los principios de la agroecología. Necesitamos producciones agroalimentarias que pongan en el centro el cuidado y la calidad de vida de las personas productoras y consumidoras, el medio ambiente, el clima, el bienestar animal y la sociedad en su conjunto.

Queremos más agricultores y agricultoras en Europa, apostando por modelos familiares y sostenibles, con políticas que faciliten el relevo generacional y la incorporación de la juventud en la agricultura, que mantienen vivos nuestros pueblos y conservan nuestros ecosistemas, frente al modelo de ganadería y agricultura industrial, al que se le debe poner fin.

Que se fomente desde las instituciones por la alimentación sana, sostenible y agroecológica a través de la compra pública.

Que se ponga en el centro de las políticas la defensa de la biodiversidad y del territorio rural, y se priorice a las personas que viven en él, frente a la expansión de la ganadería y la agricultura industriales, la minería, los proyectos fósiles, las malas prácticas en la implantación de las energías renovables y la creación de otros macroproyectos que atentan contra la integridad y la soberanía del territorio.

Que se desarrollen políticas que favorezcan entornos sociales, de producción y consumo inclusivos con perspectiva feminista y respeto de los derechos laborales de las personas trabajadoras agrícolas
Que se apueste por ofrecer servicios públicos y de calidad en el medio rural.

Y, en definitiva, que se fomenten los entornos alimentarios saludables que mantienen con vida nuestros pueblos y ecosistemas y que se fortalezcan los procesos de deliberación desde una ciudadanía informada y responsable para afrontar los retos que aquí planteamos.

más información: https://nosplantamos.org/
Próximamente iremos actualizando la información de interés sobre el próximo encuentro en Allariz,(Ourense) del 11 al 13 de octubre.

(Programa en proceso: en las próximas semanas se irá actualizando en la web)
Si tienes cualquier duda o sugerencia puedes escribirnos a nuestro correo: soberania.alimentaria ARROBA tierra.org


reenviado por enred_sinfronteras ARROBA riseup.net
https://twitter.com/RedLatinaSinFro/
https://mastodon.bida.im/@RedLatinasinfronteras

también editado en https://redlatinasinfronteras.wordpress.com/2024/03/20/al-sur-de-europa-/


Otros enlaces relacionados:
https://redlatinasinfronteras.wordpress.com/category/andalucia-2/

https://redlatinasinfronteras.wordpress.com/category/tierra-y-libertad/

https://redlatinasinfronteras.wordpress.com/tag/jornalers/

https://redlatinasinfronteras.wordpress.com/category/soberania-alimentar/
____ANDALUCIA Somontes.jpg
___Solidaridad sin fronteras.jpg
Mira també:
https://nosplantamos.org/
https://redlatinasinfronteras.wordpress.com/category/soberania-alimentaria-2/

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more