Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Novembre»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
    01 02 03 04 05
06 07 08 09 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Anàlisi :: guerra
Rusia y EEUU, cómplices y alcahuetes
17 jun 2017
EEUU y Rusia, cómplices y alcahuetes
Estados Unidos y Rusia, alcahuetes y cómplices.

Podemos decir guerra fría a los teatros de paz que proyectan guerras por cualquier motivo.

Quiero decir que la guerra fría nunca desapareció y no desaparecerá mientras Estados Unidos y Rusia no combatan en una guerra convencional porque una guerra nuclear desaparecerá la vida en la tierra.

Mientras tanto Washington y Moscú se necesitan como alcahuetes y cómplices para manipular al mundo, la otra opción es apretar el botón nuclear. Guerras frías siempre hay calentando las fronteras en todo el mundo que miden el pulso político de EEUU y Rusia, a través de sus subalternos.

Que la guerra fría desapareció es una cuestión de periodismos, conocimiento, percepción e intereses de los protagonistas del G7, ONU, Estados Unidos, China, Rusia y otros.

Se pretende que la guerra fría empezó cuando concluyo la segunda guerra mundial, como manifiesto es una cuestión de conceptos y percepción. Occidente dice que empezó cuando los soviéticos quisieron expandir su esfera de influencia en Europa.

Sin embargo cuando cayó el comunismo 1989-1991, Europa se extendió con apoyo de Naciones Unidas y EEUU hasta las mismas barbas de Moscú en Ucrania, mares Negro, Báltico y Osetia del Sur, obligo a Rusia a anexar Crimea, de ninguna manera implica el comienzo de una nueva guerra fría porque considero que la guerra fría nunca concluyo.

La ex URSS, instalo gobiernos comunistas desde Polonia hasta Bulgaria, quiso desestabilizar Grecia en 1946, según el acuerdo de Potsdam de 1945, el Kremlin exigió el control de Tripolitana en el Norte de áfrica, demanda que los líderes de occidente rechazaron, como respuesta Rusia, impidió que sus satélites participaran del plan Marshall.

Josef Stalin, impuso el bloqueo a Berlín occidental, en 1950 rusos y estadounidenses se enfrentaron políticamente por Corea, pero en 1961 estuvieron a punto de una guerra nuclear por los misiles en Cuba, antes en 1956 los soviéticos intervinieron en Hungría, en 1968 en Checoslovaquia, en 1980 en Afganistán. Guerras limitadas según Moscú que empezaron en 1850 en Crimea.

Hoy, Putin rechaza fuertemente los valores occidentales liderados por EEUU y siempre la guerra será en Europa. Este el punto en común desde las guerras napoleónicas.

Putin no necesita debilitar a la OTAN dividiendo Europa porque los europeos están divididos hace siglos. Lo que hizo Obama, al levantar las sanciones a Irán no significa que se haya apartado de sus lacayos Israel, Arabia Saudita, Egipto en esa parte del mundo, tampoco nada de lo que hizo resuelve los problemas del terrorismo ni Rusia aceptara sin actuar que barcos de la OTAN naveguen por el Caspio, por el mar Negro o que los invasores caminen por los Urales y Ucrania de casería.

Occidente siempre ha reaccionado por el bloqueo de Berlín en 1948, por la anexión de Valaquia en 1853, por la anexión de Crimea, por la ocupación de Dombos al este de Ucrania hace tres años o como reacciono por Afganistán tras la invasión rusa o por el veto a favor de Siria, Irán, Irak, o por la reacción de Rusia cuando EEUU se opone a que Palestina sea un Estado, por las armas químicas o por lo que sea, siempre EEUU y Rusia reaccionaran y reaccionaran mientras el mundo está en un caos por la pobreza, desigualdad, cambios climáticos y por el colapso económico que provocan rusos y estadounidenses incrementando directa e indirectamente los gastos de defensa en todo el planeta.

Putin y Trump, saben que los socialismos y capitalismos han fracasado estruendosamente como modelos económicos, el mundo elige una tercera vía para su supervivencia, lamentablemente los populismos de moda aceleran la caída del sistema, los populismos es la vía de los profetas del desastre ante la ingenuidad de los pueblos por la pérdida de fe en la izquierda y en la derecha política así surgen los populismos en la vieja Europa, que tuvo que enfrentar a los zares Alejandro I y Nicolás I. Rusia se erigió como la fuerza más reaccionaria contra occidente y no solo por vencer a Napoleón.

En 1830 la ruptura de la alianza Rusia, Austria y Prusia con el resto de Europa, era profunda. En ese entonces los EEUU recién nacía. La intervención de Rusia en la revuelta polaca 1830-31 y en la revolución húngara 1848-49 hizo que el sentimiento anti ruso se acreciente.

Nicolás I, recurrió a los Balcanes y al imperio Otomano en 1853 para exigir que 12 millones de ortodoxos del imperio nombraran a Rusia como su protector oficial, como esta demanda no fue aceptada las tropas rusas ocuparon Moldavia y Valaquia, esto termino con la guerra de Crimea que Rusia perdió en 1856.

Hoy, EEUU reemplaza a los europeos en su lucha contra Rusia, ahora, Europa no toma decisiones sin los Estados Unidos, es lamentable esta subordinación después de las dos guerras mundiales en donde la OTAN es el ejemplo patético de esta falta de decisión para la verdad y la integración europea.

La OTAN necesita como siempre del liderazgo de los presidentes estadounidenses para sostener la Alianza en donde Rusia es el comodín que hace que la OTAN se una o temporalmente se separe. Washington usa a Moscú para manipular Europa y los europeos hacen lo mismo con EEUU, olvidando que Rusia y EEUU son alcahuetes y cómplices en la proliferación de conflictos y guerras sucias en el mundo.

Los tratados de no proliferación de armas nucleares tienen dos protagonistas Estados Unidos y Rusia, nadie más.

En el año de 1968 se firmó el primer tratado de no proliferación de energía nuclear para impedir su empleo en armas atómicas, por supuesto que este y los posteriores tratados no se cumplieron, los países atómicos desarrollaron mucho más su ya enorme arsenal nuclear, y no solo eso hoy vemos otro grupo de países con armas nucleares ¿Quién ayudo a Israel, Pakistán, India, Sudáfrica, Corea del norte? Si el tratado del 68 decía que los países poseedores de armas nucleares se comprometían a no traspasar ni ayudar a otros países para que fabriquen ni adquieran tecnología para armas nucleares.

Desde el siglo XX la energía nuclear es vital para los países más ricos del mundo a pesar de las catástrofes provocadas por la naturaleza o mal manejo de las centrales nucleares.

Desde siempre la amenaza rusa es el rasgo principal de las relaciones europeas con los estadounidenses, es la principal causa para la relación con la Organización del Atlántico Norte y que no necesariamente involucra a países con costas en el Atlántico como lo demuestra el reclutamiento de letonia, Estonia, Lituania, España, Turquía, países en donde Rusia interviene activamente como lo hace EEUU y Europa en Georgia, Ucrania, Polonia, Checoslovaquia, Irán, Siria, Libia, Egipto.

El liderazgo y protección que históricamente EEUU brinda a la Alianza no solo pasa por el Pentágono pasa por la confianza económica, tecnológica y nuclear porque los europeos saben que una tercera guerra mundial alcanzara ese continente, puede que esa guerra no se origine en Europa, pero allí están los miembros de la guerra fría Gran Bretaña, Francia, Italia, España, aliados de EEUU, para enfrentar a rusos y chinos, motivo por el cual Donald Trump reclama un mayor aporte económico de los europeos a la Organización del Atlántico Norte.
EEUU heredo los conflictos europeos y el rival a vencer es Rusia, sin que importe Hasan Rohani ni Kim Jomg-un ni Bashar Al Asad, estos presidentes son pretextos para Vladimir Putin y Donald Trump, los dos en un juego de alcahuetes y cómplices por la vida y la muerte.

Rusia y EEUU, se saben poseedores del mayor arsenal nuclear que destruiría la vida en la tierra amen de la publicidad del escudo antimisiles de los estadounidenses, que solo es una propaganda sin piso en una verdadera guerra nuclear.

Los europeos estaban temerosos del acercamiento de Trump con Putin porque la OTAN se volvió obsoleta, esta vetustez lleva décadas solo que ahora Trump lo dijo en voz alta. Después de la cumbre del G7, Ángela Merkel manifestó “la situación actual da más razones para que nosotros tomemos nuestro destino en nuestras propias manos”.

Trump contesta “tenemos un masivo déficit comercial con Alemania, además paga muy poco por la OTAN, es malo para EEUU”. ¿Sera Trump, el que pueda unificar Europa? El presidente de EEUU dio un portazo a los europeos de la OTAN y a la Unión Europea apartándose del tratado de Paris, finalmente europeos y chinos decidieron seguir con el protocolo que persigue la reducción de gases de efecto invernadero.

Trump ahonda la crisis del G7, el presidente de EEUU evidencia aún más las diferencias de los europeos por su división entre ellos y con Alemania. La separación de Gran Bretaña puso a temblar a la Comunidad Europea que veía con enorme expectativa los resultados electorales en Francia, ahora EEUU fuera del tratado de Paris, siendo el segundo mayor emisor de gases de efecto invernadero detrás de China, pregunto ¿sirve que Europa, Japón y Canadá, tomen decisiones conjuntas respecto al calentamiento global cuando estadounidenses y chinos tiene un acuerdo firmado para recién en el 2025 estudiar bajar las emisiones? En esto Rusia permanece callado.

Raúl Crespo.

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more