Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: criminalització i repressió
Libertades Democráticas
06 abr 2007
Euskal Herria vive en una situación no democrática. Tanto el estado español como el francés niegan la soberanía política de Euskal Herria. Pero esta negación no es una actitud política que se adopta en un marco de debate libre y democrático; la negación política de nuestro pueblo está fundamentada en una estrategia de opresión; la negación de nuestro pueblo no tiene más que el sostén de la represión: detenciones, tortura, encarcelamientos, leyes de excepción, multas, deportación, control social, recortes de derechos, persecución,… La sociedad vasca tiene la voluntad política de ser una nación libre y los estados español y francés tienen como estrategia anular y destruir ese propósito por medio de la represión. No hay sitio para el debate político, a l@s vasc@s nos imponen por la fuerza el proyecto de España y Francia, y punto!
AAM04.jpg
La situación de opresión que sufre Euskal Herria nos muestra unos números de guerra. Como claro indicador de esta situación tenemos por ejemplo los datos del ciclo represivo puesto en marcha en Hego Euskal Herria a raíz del pacto âAcuerdo por las Libertades y contra el Terrorismoâ? que firmaron PP y PSOE en el año 2000.

2000-2005 datos represivos
Muertos (militantes vascos, dispersión, â¦)     23
Detenciones     3438
Denuncias de tortura     549
Encarcelamientos     1006
Expulsiones / Extradiciones     101
Citaciones / presentaciones AN     261
Organizaciones ilegalizadas     8
Instituciones ilegalizadas     1
Medios de comunicación cerrados     4


Vista esta realidad, en este momento la lucha contra la represión tiene que hacer frente en Euskal Herria a cuatro grandes problemas:

â? La ocupación militar
â? La judicialización de la represión
â? El recorte de derechos
â? El zipayismo

Debemos estudiar, por lo tanto, en estos cuatro planos, la represión que ambos estados ejercen contra Euskal Herria. Cada plano tiene sus características y problemas propios, pero los cuatro están conectados.





1.- OCUPACIÃN MILITAR DE EUSKAL HERRIA

- La Guardia Civil, la CRS, la Policía Española, la Gendarmerie, la armada española y francesa y los servicios secretos de los dos estados (Rensegnement Generaux y CNI) son tropas de ocupación. Están aquí para imponer por la fuerza a l@s vasc@s los modelos políticos tanto de España como de Francia, pero no solo en vistas a hacer frente a una hipotética situación de insurgencia, sino también para garantizar la pervivencia de dichos modelos todos los días: a fin de cuentas, ellos son los que día tras día llevan a la práctica la estrategia de represión diseñada por los estados: detenciones, tortura, persecución, control social,â¦

- La ocupación policial-militar de Euskal Herria es una realidad. Aún así, hay diferentes percepciones de la situación de ocupación que sufre nuestro pueblo según las zonas. En muchos eskualdes, la presencia de las fuerzas de ocupación es asfixiante; pero en otros eskualdes, la presencia que mantienen las fuerzas armadas extranjeras es mucho más pequeña (tenemos la excepción de Nafarroa Garaia, y esta situación se da porque en Nafarroa no hay otra policía que lleve a cabo en su totalidad el trabajo represivo que en los otros tres herrialdes de hegoalde realiza la Ertzaintza). Esta realidad, en la práctica, nos crea un problema a la hora de poner en marcha una dinámica global de AH en todos los pueblos (cuarteles, controles de carretera, maniobras, terrenos militares ,â¦), porque en muchos sitios no hay condiciones prioritarias para poner en marcha dinámicas contra la ocupación militar. La ocupación militar de nuestro pueblo está en gran medida escondida ó por lo menos hay grandes desequilibrios.

Cómputo de cuarteles en EH
Araba     12
Bizkaia     11
Gipuzkoa     11
Lapurdi     10
Nafarroa Garaia     61
Nafarroa Behea     3
Zuberoa     1



- Un tercer elemento político a tener en cuenta de cara a un proceso democrático de superación del conflicto es el papel que realizan las tropas de ocupación. ¿Es posible concluir un proceso democrático soberano y libre sin echar a las tropas de ocupación de Euskal Herria? Está claro que la solución democrática y política del conflicto debe traer consigo la salida de las fuerzas armadas extranjeras.


2.- JUDICIALIZACIÃN DE LA REPRESIÃN

Si no hubiera una legislación especial que está diseñada expresamente para la opresión política, las fuerzas extranjeras de ocupación, esto es, las fuerzas policiales que los estados español y francés tienen acantonadas en nuestro pueblo, no tendrían gran valor a día de hoy. Euskal Herria ha conocido incontables episodios represivos: fusilamientos, guerra sucia, muertos por tortura, política de tirar a matar, salvaje represión contra movilizaciones populares y oberas,â¦,pero hoy día, estas formas de represión se han convertido en prácticas opresoras que no pueden aceptarse abiertamente en un supuesto estado democrático perteneciente a la Unión Europea en el s. XXI. Para no perder efectividad en su apuesta represiva, la estrategia opresora de los estados ha necesitado de un marco legal de excepción que le dará protección judicial y que no conlleva ningún tipo de responsabilidad: las leyes anti-terroristas, los tribunales de excepción, el endurecimiento del código penal, nuevos tipos penales y jurídicos amplificadores del concepto de âterrorismoâ?,⦠A este respecto, hoy día podemos afirmar claramente que el Estado Español ha ido conformado y afinando durante todos estos años una especie de âderecho penal de guerraâ?, diseñado especialmente para Euskal Herria, que conlleva la quiebra total del llamado Estado de Derecho.


-     Ley antiterrorista (Incomunicación de los detenidos)
-     La Ley âCorcueraâ? (identificaciones, registros en domicilios y multas administrativas)
-     La Ley de Protección de Testigos
-     La Ley de Video-vigilancia
-     La Ley del Menor
-     La ampliación en el código penal del delito de âApología del Terrorismoâ?
-     La Ley contra los actos que conlleven la humillación de las víctimas (ley promulgada expresamente para prohibir homenajes y ongi etorris)
-     Sucesiva ampliación en el código penal de los tipos jurídicos de âterrorismoâ?: kale borroka, el âentornoâ? de ETA (18/98),...
-     La Ley de Partidos
-     Suspensión de actividades políticas
-     Las nuevas y sucesivas leyes incorporadas en la política penitenciaria española:
- Política de dispersión y aislamiento
- Penas perpetuas de cárcel (40 años) y cumplimiento íntegro de las condenas negando el derecho a la libertad condicional.
- Eliminación de los juzgados ordinarios de vigilancia penitenciaria y establecimiento del Juzgado Central de Vigilancia Penitenciaria de la Audiencia Nacional de Madrid con carácter restrictivo.
        - Eliminación del derecho a estudiar en la UPV-EHU
    - Restricciones arbitrarias del derecho a comunicar
    - Eliminación de las redenciones de condena


- La apuesta represiva de los estados español y francés ha causado en Euskal Herria el rotundo fracaso del Estado de Derecho. Ha surgido y se ha impuesto una situación judicial y penal de carácter insólito, precisamente la que corresponde a un escenario de guerra. La consecuencia directa de esta situación es una amplia vulneración de los derechos civiles y políticos de una gran parte de la población vasca y, en general, un ataque y erosión de las libertades democráticas de toda la ciudadanía vasca sin excepción en paralelo al conflicto político.

- Son los tribunales de excepción los que aplican ese âderecho penal de guerraâ? diseñado por el poder político y garantizado por el poder legislativo, ejercido sin garantías procesales.

- En Vascongadas el PNV (por medio de la Ertzaintza) y en Nafarroa Garaia UPN (a través de la Policía Foral) colaboran con la estrategia opresora diseñada por los estados asumiendo y utilizando dicho marco legal de excepción.



3.- VULNERACIÃN DE DERECHOS

En este tercer apartado tendríamos como objeto de análisis la situación general de quebrantamiento de derechos que se da en Euskal Herria como consecuencia de la estrategia represiva de los estados español y francés (precisamente como consecuencia del âmarco represivoâ? que hemos definido en el apartado superior al hilo de la judicialización de la represión y del establecimiento de cuerpo legales de excepción).

-Utilización de la tortura en los cuarteles de la Guardia civil y en las comisarías de la Policía Española y de la Ertzaintza
-Vulneración del derecho de libre actividad política
    -Procedimientos judiciales basados en la estrategia de ilegalización
    -La Ley de Partidos
    -Restricciones de la libertad de expresión
    -Multas administrativas
    -Procedimientos penales por enaltecimiento del âterrorismoâ?
    -Recorte de los derechos de manifestación y de huelga (cargas,
prohibiciones,â¦)
    -Control social
    -Identificaciones, Video-vigilancia, escuchas telefónicas, ADN,â¦
    -Vulneración del derecho a recibir información veraz en los medios de comunicación

   

4.- ZIPAYISMO (Ertzaintza, Policía Foral, Policía Municipal)

Una de las realidades más sangrantes que padece Hego Euskal Herria es la participación activa de las policías autóctonas en el diseño represivo del estado español. Si analizamos la situación creada por esta realidad, tres son las principales consecuencias políticas que podemos extraer:

- El modelo de las Policías Autonómicas ha dado al estado español la oportunidad de suavizar las cifras de la ocupación militar (actualmente tenemos 8.636 policías autonómicos en Hego Euskal Herria).

- A nivel ideológico, la actuación represiva de las policías autonómicas se ha querido revestir con la legitimación de la sociedad vasca (por ser precisamente policía autóctonas), queriendo mostrar el conflicto político como un problema entre vasc@s, pero tras ese falso ropaje se esconde la utilización que realiza del marco legal de excepción insaturado por el estado español.

- En el camino hacia la resolución del conflicto político vasco, de cara a un hipotético proceso democrático, las policías autonómicas también pueden ser una fuerza condicionante.

Descripción de la situación:

ERTZAINTZA: Desde que se creó dicho cuerpo policial, la actividad represiva de la Ertzaintza ha sido una constante modulada por el PNV (Retolaza â Atutxa â Balza), unas veces más activa y otras más ralentizada, pero siempre en función de los intereses del PNV y ubicada en parámetros de solución policial del conflicto: control social y labores de información en los sitios a los que no llegan el resto de aparatos de los estados, utilización tanto de la violencia física como de la imposición de multas administrativas para reprimir las movilizaciones ciudadanas, utilización de la tortura en las comisarías al amparo de la ley antiterrorista española, operativos contra la juventud vasca con la excusa de la kale borroka,⦠En esta dirección represiva ha sido también muy significativa la participación activa de la Ertzaintza en la estrategia de ilegalización desarrollada por el estado español: los desalojos y cierres de las sedes políticas de Batasuna, la persecución activa de las actividades políticas enviando informes a la Fiscalía del Estado,â¦y en general el cumplimiento de todas las ordenes represivas emitidas por la AN.

POLICÃ?A FORAL: En Nafarroa Garaia se está dando un desarrollo progresivo del mismo modelo puesto en marcha con la Ertzaintza (hace unos años había 200 forales, actualmente hay 638 y se está preparando una nueva promoción de 170 efectivos para 2006 y 2007). De momento (como en un principio ocurrió con la Ertzaintza), esta fuerza policial lleva a cabo principalmente labores de protección de edificios públicos, pero poco a poco está adquiriendo otro tipo de competencias: labores de mantenimiento del orden público, desarrollando puntualmente labores represivas en movilizaciones y participando activamente en desalojos (gaztetxe de Iruñea, vecinos del valle de Itoiz,â¦).

POLIC�A MUNICIPAL: En diversos municipios se ha detectado un inicio de participación activa en labores de represión (eliminación de propaganda política, multas, acoso e identificaciones).






LIBERTADES DEMOCRATICAS Y RESOLUCION DEL CONFLICTO


Después de la fase de reflexión en torno a las experiencias del Foro de Maroño y del Foro de Irlanda (1995-1997), y en el contexto posterior de la oportunidad política abierta como consecuencia de la iniciativa de ETA y de la declaración de Lizarra-Garazi, el Movimiento Pro-Amnistía dio a conocer en 1998 la propuesta denominada âEuskal Herriarentzako Oinarri Demokratikoakâ? (âBases Democráticas para Euskal Herriaâ?). En dicha propuesta se recogían las bases democráticas para iniciar una solución política y definitiva al conflicto. Siete años más tarde, esta propuesta mantiene aún toda su vigencia y conforma además la alternativa política del Movimiento Pro-Amnistía con miras a establecer la bases de la resolución democrática del conflicto. Sus líneas principales pivotaban en torno a los siguientes ejes:

1.- Apertura de un proceso democrático en toda Euskal Herria en términos de cese de la represión, restitución democrática y garantía de que l@s ciudadan@s vasc@s puedan decidir sobre su futuro en libertad y sin injerencias externas. Es decir, un proceso que suponga el desmantelamiento de las estructuras represivas diseñadas por los estados español y francés (tribunales y leyes de excepción, expulsión de las fuerzas armadas de ocupación,â¦).

2.- Reconocimiento de la naturaleza política de l@s represaliad@s y de su derecho a paticipar en el proceso político. L@s represaliad@s polític@s son una consecuencia del conflicto y, por lo tanto, han de ser también partícipes en su resolución. La materialización de ese proceso tiene que traer a l@s pres@s e iheslaris a Euskal Herria.

Alrededor de este esquema político, el Movimiento Pro-Amnistía sustenta y articula hoy día los ildos âPresoak-Iheslariakâ? y âAskatasun Demokratikoakâ? (âLibertades Democráticasâ?). En ese sentido, el ildo de AD hace frente directamente al primer punto: la necesidad de abrir un proceso democrático en toda Euskal Herria. Ãsa es precisamente la principal aportación del ildo de AD en el apartado de resolución del conflicto.

Somos conscientes de que la resolución definitiva del conflicto en términos políticos pasa por un acuerdo común en torno al reconocimiento de Euskal Herria como pueblo y en torno al respeto de la decisión de l@s ciudadan@s vasc@s. Lo que el Movimiento Pro-Amnistía propone son las bases democráticas mínimas que nos han de conducir a ese escenario: el derecho a decidir, pero en libertad, sin tribunales ni leyes de excepción que acechen a la vuelta de la esquina, sin policía ni guardia civil, porque de hecho, el veto impuesto a nuestro pueblo actualmente solo se basa en la represión.

This work is in the public domain
Sindicat