Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: altres temes
Carta abierta de los Anarquistas Revolucionarios a la Clase Obrera Mundial en este 1° de mayo.
19 mai 2004
Compañeros, desde México los Anarquistas Revolucionarios de la Juventud Comunista Libertaria, les hacemos llegar esta Carta que ha sido repartida durante la marcha del 1° de Mayo y que de igual manera se encuentra incluida en el número 6 de nuestra prensa "Solidaridad Proletaria"
Esperamos que tengan oportunidad de leerla.
Carta abierta de los Anarquistas Revolucionarios a la Clase Obrera Mundial en este 1° de mayo.
Compañeros trabajadores; una vez más se ha llegado el 1° de mayo, nuestros hermanos de clase salen por las calles alrededor del mundo conmemorando a aquellos héroes del movimiento obrero mundial que lucharon en las principales ciudades de Estados Unidos, desde el año 1884 para mejorar el nivel de vida de los explotados, reduciendo la jornada laboral a 8 horas, cuando en aquella época, las jornadas de trabajo eran de entre 10 a 16 horas diarias.
Mas sin embargo ¿Cuándo llegara el día en que salgan los trabajadores del mundo a festejar el triunfo contra la explotación, la miseria y la desigualdad? Lamentablemente aún no hemos podido dar ese gran paso que necesitamos dar para que nuestra humanidad avance hacia una etapa superior de progreso. Nuestras derrotas se las podemos atribuir a la brutalidad del Estado, esa institución creada por y para los patrones, para aplastar nuestros intentos de emancipación económica y política, por otro lado, culpables de que aún la mayoría de los seres humanos estén condenados a la pobreza lo son también las dirigencias traicioneras dentro de nuestro propio movimiento obrero internacional, pero sin duda gran parte de la responsabilidad la hemos tenido nosotros mismos, por entregarle la rienda de nuestras vidas y de nuestros intereses, a burócratas sindicales, a políticos abiertamente burgueses o peor aún a esos falsos políticos ârevolucionariosâ?.
Aprendamos de una vez por todas de nuestros errores históricos, e intentemos no volver a caer en ellos. La solución de los problemas y de las atrocidades de esta sociedad capitalista, la tiene la clase obrera internacional y la gran solución consiste precisamente en destruir a esta infame sociedad de explotadores y privilegiados y construir una nueva sobre sus ruinas, como bien señalaba el revolucionario anarquista Bakunin; toda pasión destructiva, es una pasión creativa, es decir, somos enemigos de este sistema económico y luchamos por su destrucción porque estamos convencidos que mientras prevalezca la propiedad privada de los instrumentos de producción y mientras los trabajadores permanezcan como esclavos, a merced de los poderosos propietarios del capital, de las tierras e industrias, la humanidad estará destinada a seguir sufriendo, a seguir observando a niños hambrientos o mutilados en las guerras de los capitalistas.
Obreros, este es un llamado a ustedes, quienes tienen el poder y la fuerza de encaminar hacia mejores rumbos la historia de este mundo. Este sistema que sirve solo para abastecer de privilegios, riquezas y comodidades a patrones y gobernantes esta podrido, no tiene ya nada positivo para aportarle a la civilización, es por eso que debe ser echado abajo, hoy en día las fuerzas productivas, científicas y tecnológicas están suficientemente desarrolladas como para garantizar un nivel de vida extremadamente digno a todos los habitantes de este mundo, pero eso solo será posible en el marco de una economía igualitaria, que retribuya al trabajador de todo lo necesario para satisfacer sus necesidades por el simple hecho de aportar con su trabajo algo a la sociedad. Significa que solo puede ser llevado a la realidad mediante el Anarquismo, ósea el Socialismo Libertario, basado en aquella formidable consigna del anarquista Kropotkin: De cada quien según sus posibilidades, a cada quien según sus necesidades.
Compañeros, la sociedad a lo largo de los siglos ha avanzado a paso lento pero siempre ha venido dejando atrás a los viejos y obsoletos sistemas económicos. Antes de que se estableciera el capitalismo propiamente dicho, el sistema económico que regia al mundo era el feudalismo, aquellas monarquías opresoras y los señores feudales, jugaban el papel de gobernantes y explotadores, pero en el seno de esa misma sociedad iba tomando fuerza una nueva clase que le abrió el paso a la industria, al progreso, esos eran los capitalistas, que derribaron al feudalismo para abrirle paso a un sistema mucho mas avanzado, pero que sin embargo no representaba la emancipación para las masas trabajadoras, surgió una nueva clase de explotados, una clase que trabajaba y que con su trabajo enriquecía a los patrones, a los nuevos amos. Así es, con el surgimiento del capitalismo nació la clase obrera, la encargada de producir todo aquello para satisfacer las necesidades del ser humano, mas sin embargo gracias al derecho a la propiedad privada los ricos y ociosos patrones seguían enriqueciéndose a cuesta del trabajo de sus trabajadores a los cuales, (y como sigue sucediendo ahora) se les pagaba únicamente lo suficiente para garantizar que pudiera seguir trabajando para él.
Todo esto significa que en pocos años, después de la revolución francesa de 1789-1793, la burguesía se volvió opresora, se convirtió en el obstáculo del progreso humano y así como los capitalistas derrumbaron el mundo feudal, ahora es la clase obrera la que se tiene que encargar de destruir el mundo capitalista, el mundo de la propiedad privada, de la explotación del hombre por el hombre. El papel revolucionario del proletariado industrial no es un simple invento, sino una realidad económica-productiva, el mundo esta basado en la producción industrial, en la fabrica, y quienes hoy manejan y conviven a diario con los instrumentos de producción que mueven al mundo son precisamente los obreros, lo que hace falta es que esos medios de producción se conviertan en bien común, que estén dirigidos a satisfacer las necesidades de todos y no para hacer millonarios a unos pocos como sucede en la actualidad. Compañeros, no nos queda la menor duda de que necesitamos una revolución social que le de un verdadero orden de igualdad y justicia a este mundo, necesitamos de la revolución social, no solo en México, sino alrededor de América Latina y del mundo entero.
Somos fervientes partidarios de la revolución socialista y libertaria mundial porque queremos el bienestar y la igualdad para todos los seres humanos por igual, sin importar su raza, color de piel, o preferencias sexuales y además porque para proveer a un pueblo de todo lo necesario para vivir; alimento, vivienda, vestido, educación y salud se necesita de instrumentos, de materias primas e ideas de todas partes del mundo, el capitalismo es una gran red económica donde todas las naciones dependen de los recursos de otras naciones, el socialismo será de igual manera una gran red productiva-distributiva pero basada en la propiedad colectiva, es por eso mismo que la cuestión de la revolución y del socialismo, es una cuestión mundial, es totalmente contrarrevolucionaria, falsa y errónea la idea del los estalinistas de que el socialismo se puede crear en un solo país.
Por todas las cuestiones antes señaladas, hoy la principal tarea de los revolucionarios es construir los lazos solidarios del proletariado alrededor del mundo, es hora de levantar bien alto la bandera del internacionalismo proletario, de esa lucha unida de los explotados del mundo contra todos los explotadores del mundo, el nacionalismo es una mentira, es una de las herramientas que utilizan los patrones para mantener atados a los oprimidos, pero sabemos que no puede existir ningún interés en común entre un patrón que nada produce, pero que genera grandes fortunas del trabajo ajeno y un obrero que si produce y recibe a cambio una migaja para poder subsistir, esa unidad no puede existir aunque vivan en la misma área geográfica, un patrón siempre buscara pagar lo menos posible a sus trabajadores, hoy en día todos y cada uno de los beneficios con los que cuenta el trabajador, no han sido regalos de los burgueses, han sido conquistas ganadas a base de lucha popular, luchas que han costado sangre y vidas de lado de nuestras trincheras. Por eso declaramos que el nacionalismo solo le sirve a la burguesía, a nosotros, a los revolucionarios proletarios, solo nos interesa la solidaridad de obreros, campesinos pobres y estudiantes combativos alrededor de todo el mundo.
Ya lo ven compañeros, las luchas populares que se desarrollen en cualquier punto del globo terrestre son de nuestro total interés, y ya en diferentes partes del mundo, las masas populares están empezando a dar pelea a sus explotadores, Latinoamérica es hoy en día el mejor reflejo de lo que representa el capitalismo, los pueblos latinoamericanos están sumidos en la pobreza, saqueados sus recursos por el imperialismo yanqui o por los diferentes imperialismos europeos, es por eso que las masas están en las calles cuestionándose al sistema, pero a pesar de que las masas se encuentran en un nivel de descontento extremadamente alto, no han sido capaces de cumplir con sus tareas revolucionarias. Es aquí donde se pone de manifiesto la necesidad de barrer con las actuales direcciones dentro de nuestras propias trincheras, es urgente que esos sectores combativos, como lo son el campesinado y el estudiantado se unifiquen junto a la poderosa clase obrera, bajo un mismo programa clasista, que sepa romper con la burguesía y sus representantes políticos y que el eje del movimiento sea la salida desde abajo, socialista y libertaria.
Sin duda, compañeros, el imperialismo norteamericano esta golpeado, por eso, esa burguesía tan fuerte, que no solo explota a sus trabajadores sino que explota a los trabajadores de otros pueblos y saquea los recursos naturales de otras naciones, emprende ahora sus ataques genocidas contra los países estratégicos ricos en minerales, tales como el petróleo y busca reactivar su economía ganando mas zonas comerciales donde promover sus productos, los ataques genocidas contra el pueblo afgano y contra el pueblo de Irak son el reflejo de un imperialismo que esta metido en aprietos gracias a la competencia que le dan los imperialismos en Europa. Pero hoy el pueblo iraquí resiste a la ocupación criminal imperialista y todo aquel que se considere revolucionario y socialista, debe de defender y honrar la valentía del pueblo de Irak, ellos se encuentran luchando contra la mas sofisticada maquina militar asesina imperialista y realmente no solo luchan por sus intereses, sino que cada golpe que le asestan al imperialismo es un triunfo para los oprimidos del mundo. No depositamos ninguna esperanza en los lideres fundamentalistas religiosos que solo servirán para envenenar las mentes de los trabajadores iraquíes, buscamos una salida, lo mas popular y obrera posible para el devastado Irak, que la resistencia se convierta en una guerra nacional popular de milicias obreras y campesinas.
Tampoco se merecen nuestra confianza los imperialismos europeos que se âoponenâ? a la campaña genocida de los yanquis, las burguesías europeas se oponen porque el triunfo estadounidense significa una derrota para ellos mismos, al perder el control de zonas comerciales estratégicas en el medio oriente. Luchemos por la derrota de todos los imperialismos mediante la revolución social.
Quienes también necesitan de la solidaridad del proletariado internacional, son los palestinos, quienes día tras día son masacrados por el ejercito de Israel financiado por el imperialismo estadounidense, los sionistas están cometiendo las mas grandes atrocidades con el pueblo Palestino, pero sin duda también saludamos con respeto a los trabajadores judíos que han manifestado su coraje contra sus propios gobernantes y saben ver con claridad que es un verdadero crimen lo que se esta cometiendo contra los palestinos. Son a todos esos pueblos a quienes hoy 1° de mayo tenemos que apoyar y reivindicar sus luchas.
Pero la lucha no la podemos emprender solos, hace falta la solidaridad de todos aquellos que son victimas de alguna manera u otra del sistema capitalista. Queremos la solidaridad y la unificación del siempre combativo campesinado, debemos mostrarle a los compañeros campesinos que la pequeña propiedad de la tierra, únicamente significa su ruina. Y aún mas ahora que las débiles burguesías de los países subdesarrollados le tienen que abrir las puertas a los imperialistas, llegando los grandes terratenientes, esos burgueses del campo, que arruinan al pequeño propietario, porque la competencia entre ambos es imposible, condenándose a la muerte el campesino pobre. El campesino es el mejor aliado del obrero, pero para convertirse en su aliado, el campesino debe de estar convencido de que la propiedad y el trabajo común de la tierra son grandes beneficio para él. Esto quedo demostrado durante la revolución española, el nivel de vida de las familias campesinas se elevo como quizá nunca en la historia, gracias a que las comunidades campesinas trabajaban la tierra en común y se adhirieron a las colectividades junto con las fabricas puestas bajo control obrero, de hecho algo muy significativo era que los campesinos que al principio se negaron a colectivizar sus tierras, terminaban uniéndose a las colectividades ya que se convencían que su trabajo era mucho menos penoso, mucho mas productivo y que gozaban de diferentes ventajas con las que no podían contar siendo un pequeños productores privados, por ejemplo los campesinos que se unían a la colectividad, tenían el derecho de ser beneficiados con los productos que se elaboraban en las fabricas colectivizadas, por el hecho de que ellos ya aportaban algo a la sociedad, que era el alimento del campo, algunos campesinos gozaron por ves primera del servicio de electricidad cuando los obreros, después de tomar el control de ciertas plantas, la llevaron al campo.
Estas son pruebas claras y rotundas de que el Anarquismo puede ser perfectamente aplicado a la sociedad, la derrota del anarquismo en España no se debió de ningún modo a las medidas económicas que se tomaron, sino mas bien a un sinnúmero de circunstancias mas bien políticas, desde el enfrentamiento con el Fascismo, la criminal traición estalinista, hasta los errores propios del anarquismo. El programa del Socialismo Libertario es el único posible de darle un giro total a la historia, para acabar con la sociedad clasista basada en la explotación económica y la opresión social, de eso estamos convencidos porque la historia y los acontecimientos nos han dejado demasiado claro que el programa del âsocialismoâ? de Estado de los marxistas a lo único que nos puede conducir es a la burocratización y a una nueva forma de opresión y dominación, la de los burócratas del Estado sobre las masas populares. Y aunque intenten los marxistas demostrarnos con sus teorías que en ese tipo de Estados no existe la explotación, a nosotros nos basta con analizar un poco ese tipo de sociedades para darnos cuenta que los burócratas generan privilegios y riquezas a cuesta del trabajo de las masas, tal como pasa en el capitalismo privado, explotación significa sacar provecho de algo, y los gobernantes marxistas sacan provecho y mucho de los trabajadores de China, Corea del Norte, Cuba o Vietnam.
Lamentablemente el marxismo traiciono la causa del proletariado desde la misma revolución rusa de 1917, convirtieron la revolución obrera y campesina en una dictadura de los dirigentes del partido bolchevique, traicionaron los órganos de poder popular, a los Sóviets los convirtieron de consejos obreros a consejos de políticos profesionales, minaron el poder de las bases y sentaron todas las bases para que pudiese llegar una casta burocrática y contrarrevolucionaria al poder, exactamente como sucedió.
Por eso creemos que el futuro esta en el Socialismo Libertario, donde el poder se concentrara en la colectividad por medio de los verdaderos consejos obreros y campesinos, asamblearios, horizontales y democráticos directos. Sabemos que la única manera de garantizar que nadie oprima y explota a alguien es destruyendo las bases para que eso suceda.
Por ultimo compañeros trabajadores, queremos recordarles y que tomen conciencia de la alta responsabilidad que la actual organización de la sociedad les ha asignado, rompamos con el 1° de mayo oficializado, ese 1° de mayo de los patrones y los gobernantes, recordemos que esta fecha tiene su razón de ser por los hechos acontecidos en mayo de 1886, cuando el proletariado norteamericano combatió con furia a los patrones y a los políticos de su país, esta no es simplemente una fecha para conmemorar al trabajo, es asqueroso ver como se hace de esta fecha una fiesta donde conviven, explotados y explotadores. Estamos precisamente aquí reunidos porque hace mas de 100 años precisamente la patronal y el estado capitalista estadounidense enviaron a su policía a matar despiadadamente a obreros durante las manifestaciones que exigían el reducimiento de la jornada laboral, y ese mismo año y por esos mismos acontecimientos de mayo fueron condenados a muerte, por los tribunales capitalistas, cinco revolucionarios anarquistas.
Vivan los Mártires de Chicago
Viva el Anarquismo Revolucionario y la Revolución Social
¡Apoyo Incondicional a la causa Palestina! ¡Apoyo Incondicional a la Rebelión Antiimperialista iraquí: Hay que transformarla en una Guerra Nacional de Resistencia Popular! ¡Fuera el Imperialismo de los Tres Orientes! ¡Fuera Mesa, por una Salida de Consejos Obrero-Campesinos Libres, Viva el Bolivianazo, Arriba la Huelga General de la COB! ¡Fuera el Imperialismo Yanqui-Francés de Haití! ¡Fuera La Intervención Yanqui de Liberia! ¡No al Golpe fascista pro-yanqui en Venezuela, Construcción de una Salida Obrera y Popular! ¡Abajo el TLC y todos los Tratados Hambreadóres de México y América Latina! ¡Por la formación de la Federación de las Republicas Socialistas Libertarias de Medio Oriente y América Latina, bajo la dirección revolucionaria de la Clase Obrera!
________________________________________________________________________________
Tambien los invitamos a visitar nuestra pagina web: www.comunismolibertario.cjb.net

This work is in the public domain
Colera camping CNT