Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: pobles i cultures vs poder i estats
Propuesta de estatus gegráfico y político para EH
11 gen 2004
El Partido Surrealista de Ezkerraldea presenta su alternativa para Euskal Herria
El pasado 9 de enero, el PSEz/EAJa presentó en La Kelo gaztetxea de Santurtzi su propuesta para el futuro de EH, más conocida como Plan Delaletxe, fundamentada en la independencia geográfica. Podéis encontrar el texto completo en www.surrealistak.tk Incluso, si alguien se atreve a traducirlo al catalán (son unos 14 folios), gran favor, puede mandarlo por fragmentos (si no, no cabe) a psez ARROBA euskalerria.org

Comentaris

Re: Propuesta de estatus gegráfico y político para EH
11 gen 2004
Pareix redactat pel fill tonto d'el Mayor Oreja (que es creu graciós)
movimiento fascista de la españa española
11 gen 2004
El PSC ha llamado a los dirigentes del PP âdelincuentes políticosâ?. Como puede verse, no se cortan un pelo. Y el jefe de ellos, Maragall, cuya falta de claridad es proverbial, ha hablado de montar âun dramaâ? si el país no se pliega a sus exigencias. Este lenguaje, un tanto gangsteril, califica perfectamente a quienes, para gobernar, no han vacilado en corromper la democracia dando un poder desmesurado, no querido por los electores, a un partido menor y extremista, haciendo lo que les falló en Madrid (el mismo PSC se ha vuelto tan extremista como la Esquerra). Desde ese momento, cada gesto suyo y de sus socios ha sido una provocación, culminada momentáneamente en su apoyo moral a la ETA.

Nos hallamos ante una ofensiva, dispuesta incluso a acciones âdramáticasâ?, contra la unidad y la solidaridad de España. Pero es también una ofensiva sin fundamento serio, basada en âesa audacia tan semejante a la impudicia, que suele paralizar a los candorosos, dándoles la impresión de una fuerza de choqueâ?. Si el gobierno, como es su deber, dice simplemente NO a las exigencias de todos ellos, ¿qué pasaría? ¿Provocarían Maragall, Carod e Ibarreche algo así como la desobediencia civil, o disturbios? Esto crearía graves problemas a la población en Cataluña y Vascongadas, de los cuales serían directamente responsables sus promotores. ¿Utilizarían a las policías regionales para imponer sus designios? No cabe ni pensarlo. Ante un gobierno medianamente enérgico, cualesquiera medidas unilaterales de agresión se volverían contra sus autores, y sólo podrían conducir a la suspensión y renegociación de los estatutos autonómicos.

Los gobiernos españoles han jugado durante largos años con unas ideas falsas acerca de la cuestión. Han pensado que la prosperidad e integración económicas del conjunto del país diluiría los nacionalismos. Han creído que cediendo ante ellos encontrarían una generosidad recíproca y se llegaría a un acuerdo integrador que calmase sus exigencias. Han imaginado que la desaparición o la vejación constante de los símbolos y las ideas de unidad española en Cataluña y Vascongadas no eran nada grave, y que ya se cansarían. No han calculado ni remotamente el daño que a la larga podía hacer una enseñanza en manos de los separatistas.

El fruto de estos errores han sido que, durante más de dos décadas, los vascos y los catalanes han recibido un verdadero lavado de cerebro secesionista, y que en ambas comunidades el nivel de las libertades y del respeto a los derechos ciudadanos es muy inferior al del resto de España (en las Vascongadas prácticamente no existe democracia).

Tal vez la Constitución y los estatutos deban ser cambiados, pero eso no puede ocurrir por la presión de quienes más inquietud y ataques a las libertades han protagonizado en estos dos decenios largos. Frente a un supuesto diálogo que daña a la democracia y aspira a la insolidaridad y la desintegración nacionales, sólo cabe un diálogo que plantee exactamente lo contrario, denunciando sin tregua los efectos negativos de los nacionalismos, tanto para el país en conjunto como para las propias comunidades a las que éstos dicen defender. Si así se hace, con tranquilidad y energía, rechazando con razones claramente explicadas las pretensiones contrarias, no habrá drama ninguno, y las acciones unilaterales que emprendan los extremistas, sus âaudacias tan semejantes a la impudiciaâ?, les llevarán a cocerse en su propia salsa.

El drama, al contrario de lo que sugiere Maragall, no estaría en rechazar unas exigencias que en el fondo y la forma resultan indigestas, sino, precisamente, en ceder a ellas. Las cesiones y retrocesos han de tener un límite, más allá del cual las consecuencias se vuelven imprevisibles.
Re: Propuesta de estatus gegráfico y político para EH
11 gen 2004
Lo malo de este último texto es que su autor lo escribió en serio en alguno de esos panfletos "fascistas de la españa española" que ya sabemos. Miedo me dan, ¡¡estan completamente idos!!

El anterior del "estatus gegráfico y político" es puro catxondeo surrelista. Lo que viene detras es puro delirio fascista.
Re: Propuesta de estatus gegráfico y político para EH
11 gen 2004
Sobre la imposibilidad de una verdadera lealtad constitucional
Joan Costa i Font (Profesor Titular de Economia, Universitat de Barcelona)

Después de leer el articulo de catedrático de derecho constitucional Francesc de Carreras (publicado en la Vanguardia el 8 de enero pasado), donde se hacia referencia a la no necesidad de cambios en la constitución salvo devenguen de un consenso de la sociedad española, uno acaba concluyendo que si todos los españoles piensan como él, mejor no ser español en ninguna de sus acepciones.

Dos hechos fueron remarcables del proceso constitucional de finales de los ochenta. Primero, en 1978 el ejercito tenia al constituyente en su punto de mira por si se "pasaban de generosos" con las autonomías, lo que ya dio lugar al frustrado pero influyente golpe de estado de 1981.

Segundo, ningún representante del nacionalismo vasco participó en el "contrato constitucional". Por tanto, se trata de una ley que excluyó de origen a la parte de la población más exigente con una estructura confederal del estado español. Una constitución que se formó bajo estos dos supuestos está más que legitimada para ser reformada incluso por una via que no se contemple explícitamente en su propio proceso de reforma.

Por otra parte, incluso en ausencia de estos dos supuestos, la constitución debe ser un eje para acomodar la diferencia. Tal como está planteada la estructura del estado nunca una reforma que interese a catalanes y vascos, pero no al resto sería aprobada con el "consenso " de los "otros españoles". Si las tesis jacobinas de De Carreras y el Foro Babel prevalecen, resulta evidente que catalanes y vascos carecemos de "voz" en esta España constitucional, ya que siempre la mayoría de los españoles nos hará callar.

Somos lo más cercano al "pato feo" de la laguna constitucional española, lo que justifica que algunos no mostremos lealtad alguna a esta constitución (en lo que hace referencia al titulo VIII) y no veamos otra solución que la estrategia del "exit" de España siguiendo la terminología del famoso economista Albert Hirschman.
Drama de consecuencias imprevisibles
11 gen 2004
Modificat: 06:35:25
momios.jpeg
... la vieja guardia del búnker, apelando a los valores de la guerra civil, hizo insostenible la postura de Arias, su tarea era la de intentar ajustar las formas políticas del régimen a la nueva situación, en plena crisis energética esto se convertía en un reto imposible, se padecían las graves consecuencias de la crisis del petróleo, la consiguiente recesión a nivel europeo iba a costarle caro pronto en lo que hacia a una de sus principales fuentes de divisas extranjeras: el turismo y las remesas de los trabajadores emigrantes, la perspectiva de un aumento del desempleo y de un bajón del nivel de vida anticipaba ...
Re: Propuesta de estatus gegráfico y político para EH
12 gen 2004
El sentit de l´humor a mort (si es que es diu así amb catalá, no lo parle, per desgraci) Hace falta un poco más de humor, joder, y a Mayor Oreja ni mencionarlo, por favor
Colera camping CNT