Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Anàlisi :: laboral
En esta parte del mundo capitalista que nos ha tocado vivir, -Occidente, la UE...-, en apariencia vivimos en 鈥渆l mejor de los mundos posibles鈥?.
25 oct 2003
Comunicado del Comité Confederal de la CGT ante la situación actual.
En esta parte del mundo capitalista que nos ha tocado vivir, -Occidente, la UE...-, en apariencia vivimos en â渆l mejor de los mundos posiblesâ?.

Estos países, el nuestro entre ellos, tienen recogidos en la Constitución derechos sociales como: el derecho al trabajo, vivienda digna, enseñanza, sanidad, protección social (pensiones, prestaciones de desempleo, prestaciones a la exclusión y la pobreza), etc. Estos derechos sociales son enunciados como universales, lo cual no deja de ser un sarcasmo político ya que millones de personas carecen de ellos y, en especial, los inmigrantes que ni siquiera gozan del derecho de ciudadanía, cuando son sustentadores del Estado de Bienestar.

La realidad muestra que las políticas económicas y sociales europeas no sólo contradicen los mandatos constitucionales sino que, además, carecen de los elementos esenciales de la democracia: justicia, igualdad y libertad.

Las políticas de desregulación del mercado laboral, siempre en nombre del â減leno empleoâ? como objetivo social, conforman una sociedad laboral cada día más injusta donde la seña de identidad es la vulnerabilidad y el miedo.

Las actuales políticas niegan nuestros derechos constitucionales. La vivienda para todos y todas, las pensiones suficientes para las personas mayores, la política de cuidados, la educación, la erradicación de la exclusión social y de la pobreza...son transferidas al mercado libre generando recortes. De necesidades sociales que hay que cubrir universal y suficientemente, pasamos a â渟erviciosâ? que tenemos que comprar.

Nuestra realidad actual se caracteriza por:

- La nueva organización del mundo laboral, nos lleva a la socialización de parte de los costes saláriales de las empresas privadas a través de la deslocalización de la producción, flexibilización, subcontratación y precarización.

- Reformas Laborales, despidos individuales y despidos colectivos â揈REs-, (sólo en el 2003, se llevan por delante 60.000 personas), cuyos costes se transfieren al sector público, el cual tiene que dedicar más dinero para trasvasarlo al sector privado.

- Las políticas de privatización y liberalización de sectores básicos para la población: comunicaciones, energía, etc. Y amenaza en otros sectores esenciales como el ferrocarril y correos.
   
- El desempleo, con una tasa de paro del 11,7%, se considera aceptable para la buena marcha de la economía, a pesar de ser superior en casi cuatro puntos a la europea.

- La tasa de precariedad (contratación temporal + desempleo) afecta a casi el 50% de la población activa. Temporalidad + paro supone el aumento de la desprotección social y política. Además las consecuencias se sufren de forma diferente entre hombres y mujeres: discriminación salarial y condiciones de trabajo, mayor tendencia hacia el empobrecimiento, etc.

- Deterioro de la salud y muerte en el trabajo que golpea de forma dramática a quienes tienen un contrato precario o bien simplemente carecen de él.

- La vivienda, bien necesario, se convierte en inaccesible, sobre todo para la juventud, o en una hipoteca durante toda la vida, para la mayor parte de la población.

- La enseñanza pública, se reorienta hacia el mercado de trabajo, se refuerza el clasismo y se devalúa el sistema de aprendizaje generando productores-consumidores de mercancías, sin capacidad crítica.

- La sanidad pública retrocede en su calidad, atención y prestación. �reas cada vez más extensas pasan a manos privadas pero se financian con fondos públicos.

- Las pensiones se alejan cada vez más de los dos principios básicos que rigen el sistema público: universales y suficientes. Millones de personas están condenadas a la pensión mínima. La privatización a través de los fondos privados, sale reforzada con las nuevas medidas adoptadas por todas las fuerzas políticas parlamentarias (renovación del Pacto de Toledo) y los Sindicatos CC.OO y UGT. Se apuesta por el computo de toda la vida laboral para el cálculo de las futuras pensiones.

- Las coberturas de prestaciones de desempleo no llegan al 50% de la población parada; el Salario Mínimo Interprofesional está por debajo de los mínimos de supervivencia, se recortan las prestaciones sociales, se excluye a los inmigrantes de los derechos sociales y de ciudadanía.

- Los nuevos Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el 2004 se orientan, una vez más, en una sola dirección: subvenciones empresariales para la contratación y subordinación del gasto social al cumplimiento del Pacto de Estabilidad (déficit 0).

- Las políticas para cuidados no existen o son ínfimas. Se niega el derecho esencial a cuidarnos y cuidar a familiares, personas dependientes o discapacitados en condiciones dignas. El problema es resuelto por el esfuerzo colectivo, realizado mayoritariamente por mujeres.

Los organismos supranacionales (FMI, BM, Comisión UE, OMC, OCDE, etc.), auténticos gestores de este desorden, reproducen las mismas recetas en cualquier parte del mundo: los diferentes estados intervienen drásticamente en esta reducción, lo que significa actuar rebajando las prestaciones sociales e implantando políticas fiscales regresivas.

Estas políticas neoliberales producen pobreza afectando al 15% de la población en la UE, mermando su capacidad de elección, su participación democrática, generando desigualdad en las condiciones de acceso a derechos fundamentales, criminalizando a los movimientos sociales que resisten y recortando libertades.

La cuadratura del círculo que se pretende vender por parte de los Sindicatos agrupados en la CES (la Europa Social y con pleno empleo) es la misma que vende el discurso neoliberal del sr. Aznar y del sr. Blair. No se puede seguir defendiendo que la salida a las deficiencias y falta de democracia del mercado sea más mercado como propugnan los globalizadores o mercado regulado como plantea la socialdemocracia.

Las personas que defendemos la justicia, la igualdad, la garantía de los derechos, la CGT... no podemos quedarnos sólo en una postura de oposición a la eliminación de estos derechos sociales.

Desde CGT trabajamos y luchamos contra la injusticia, la desigualdad, la marginación, la desagregación social y cuestionamos el actual orden económico tecnológico con sus inmensos costos para el entorno, los recursos naturales y los modos de vida social.

Defendemos una política de ciudadanía social que implica el derecho a los bienes sociales para todos y todas: educación, sanidad pública, pensiones suficientes, etc. Y lo defendemos como derechos incondicionales y no arbitrarios de los gobiernos nacionales o supranacionales del momento.

Desde CGT estamos dispuestos a continuar con todas nuestras fuerzas esta tarea, como en la medida de nuestras posibilidades venimos haciéndolo. Queremos impulsar todas las actuaciones que estén a nuestro alcance para empujar en esa dirección de mayor justicia y libertad, de mayor igualdad y reparto para todos y todas. No es sólo una tarea de CGT, es una tarea solidaria y de todas las personas.

Confederación General del Trabajo (CGT)
Comité Confederal

Comentaris

Re:cgt teoria y realidad
25 oct 2003
la teoria muy bien, pero la realidad es que el estado-capital os subvenciona,a mas exito electoral mas subvenciones,como a cualquier partido politico a quien quereis engañar hipocritas.
hipocrita t煤, idiota
25 oct 2003
un poco harto de los coco vacio que se creen radicales (pero solo son extremistas), que se dedican a insultar y a destruir.
Re: En esta parte del mundo capitalista que nos ha tocado vivir, -Occidente, la UE...-, en apariencia vivimos en 鈥渆l mejor de los mundos posibles鈥?.
25 oct 2003
pero cuanto radikalillo jilipollas anonimo.
vete a cagar con tu realidad y tu teoria.
Re: En esta parte del mundo capitalista que nos ha tocado vivir, -Occidente, la UE...-, en apariencia vivimos en 鈥渆l mejor de los mundos posibles鈥?.
26 oct 2003
quiero ser extremista y no pepista
quiero ser extremista y no ser periodista snob
quiero ser extremista y huir de tu mundo mejor
quiero ser extremista y no ser un chupapelotas
quiero ser extremista y tener extrema ilusion
para cagarme en ti cabron
Sindicat Terrassa