Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Maig»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
            01
02 03 04 05 06 07 08
09 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: altres temes
[Ucrania] Entrevista con un activista anarquista de Kyiv
05 abr 2022
Al principio de la guerra le enviamos algunas preguntas a un activista anarquista de Kyiv para obtener información sobre la situación en Ucrania. La siguiente entrevista fue hecha en las últimas tres semanas. Hicimos las preguntas como activistas de la red anarquista local de Karlsruhe (Alemania) llamada ANIKA. Hicimos las preguntas dos días antes de que la federación rusa comenzara la guerra. Obtuvimos las respuestas el 20 de marzo de 2022.
Publicado originalmente por ANIKA.
Si quieres, nos encantaría saber un poco sobre ti, como persona que responde...
Soy activista anarquista desde 2007, he participado en decenas de protestas callejeras desde entonces. Fui miembro del sindicato estudiantil Acción Directa y posteriormente del Sindicato Autónomo de Trabajadores, así como de otras iniciativas menores. Participé humildemente en la revolución de Maidan de 2014, ya que tenía sentimientos bastante contradictorios al respecto: me disgustaba que los grupos de extrema derecha aumentaran su popularidad durante las protestas, pero me inspiraban las demandas generalizadas de reducir la fuerza policial y contra el autoritarismo. Después de 2014 me volví menos activo y no formé parte de ningún colectivo, pero seguí intentando apoyar iniciativas locales

1. Nos alegra tener la oportunidad de hacer algunas preguntas en esos días difíciles, ¿puede decirnos dónde estás, cómo sobrevives a este conflicto desde ahora?

Vivo en Kiev, y aquí se está relativamente cómodo, comparado con otros lugares, por supuesto. Todavía tenemos gas, electricidad, calefacción y agua, algunos transportes públicos siguen funcionando también, y las tiendas siguen suministrando alimentos. El toque de queda es de las 8 de la tarde a las 7 de la mañana y la gente aquí está obligada a llevar siempre consigo su documento de identidad. Aproximadamente la mitad de los cuatro millones de habitantes de Kiev han abandonado la ciudad, y algunos de los que se quedan prefieren dormir en los refugios antiaéreos.
Kiev está casi intacta, sólo han caído algunas bombas y cohetes dentro de la ciudad. Sin embargo, el ejército ruso intenta rodear Kiev, por lo que algunas de las ciudades y pueblos vecinos fueron arrasados por su artillería, sobre todo Gostomel, Bucha e Irpin, al noroeste. Ahora el ejército ruso intenta llegar a la ciudad de Fastiv, al suroeste de Kiev, y cortar la principal vía férrea que conecta Kiev con el oeste del país. Los rusos también intentan acercarse a Kiev desde el este y el noreste, por lo que podría haber combates en los próximos días.
Sin embargo, me siento bastante privilegiado. Kiev está muy bien defendida y casi todos los expertos militares del mundo dicen que es prácticamente imposible que el ejército ruso tome la ciudad, pues ya han sufrido terribles pérdidas. En realidad, estoy más preocupado por los habitantes de Mariupol, Kharkiv, Chernihiv y Sumy, así como de otras ciudades en las que se libran intensos combates: son bombardeados constantemente, algunos de ellos no tienen calefacción, electricidad ni agua. Muchas ciudades ocupadas se enfrentan al saqueo por parte de los soldados rusos hay algunos informes de que la policía rusa y los servicios secretos ya detienen a la gente por su posición pro-ucraniana.

2. Entendemos este conflicto como parte de la historia de los últimos años. Conectado con los intereses económicos y geoestratégicos del occidente global y la federación rusa. ¿Puedes decirnos cómo entiendes el proceso desde las protestas de Maidan y la anexión de Crimea, es decir, desde aproximadamente 2014?

Al contrario de lo que piensa mucha gente en el occidente global, Ucrania no era de mucho interés para los círculos capitalistas occidentales. Muchos de los recursos que tiene Ucrania se pueden encontrar fácilmente en otros lugares. Las inversiones extranjeras occidentales en la economía ucraniana eran comparativamente bajas. El capital ruso tenía definitivamente algunos intereses en Ucrania, pero más que eso, el gobierno ruso veía a Ucrania como un valioso objetivo geopolítico para Rusia. La marina rusa tenía una base militar en Crimea, lo que le permitió apoyar sus guerras en Georgia en 2008 y en Siria desde 2015. Además, Ucrania era vista como una especie de estado tapón entre los países de la OTAN y Rusia. El apoyo a la adhesión a la OTAN en Ucrania era bastante bajo antes de 2014, pero después de la anexión de Crimea y la guerra en Donbass, subió a más del 50% y mucho más después de la invasión a gran escala.

3. ¿Cambió la política del gobierno ucraniano a partir de 2014?

En resumen, Petro Poroshenko, el presidente elegido en 2014 era un político conservador, que hizo algunos movimientos populistas junto con algunos intentos de reducir el poder blando ruso en Ucrania, como la creación de una nueva iglesia cristiana ortodoxa ucraniana independiente, también apoyó la lengua ucraniana, etc. Sin embargo, su política económica y social no satisfizo a nadie, y no se le ocurrió nada mejor que usar de lema "¡Ejército! ¡Lengua! Fe!" en su campaña de reelección, por lo que en 2019 Volodymyr Zelensky fue elegido presidente. Sus políticas eran más liberales tanto en la economía como en la cultura, lo que dio a Putin la falsa percepción de que los ucranianos estaban a favor de una política más prorrusa.
Sin embargo, la política del gobierno ucraniano siguió siendo más o menos independiente y, en general, prooccidental, y parece que eso hizo que Putin resolviera esto de forma militar. En cuanto a la extrema derecha en Ucrania, ha perdido la mayor parte de su influencia con el paso del tiempo. El partido de extrema derecha Svoboda perdió todos los escaños del parlamento menos uno, y el partido Cuerpo Nacional, relacionado con el infame regimiento Azov, sólo obtuvo el 2% de los votos y no logró entrar en el parlamento. El ministro del Interior, Arsen Avakov, que utilizó a los activistas de extrema derecha para obtener ventajas políticas, también perdió su puesto hace medio año. Existe la posibilidad de que la extrema derecha obtenga alguna ventaja después de la guerra, ya que hay mucho odio hacia Rusia debido a sus acciones, y es probable que el odio perdure después de la guerra. Sin embargo, la guerra se percibe en gran medida como una lucha de la democracia contra el dictador del Kremlin, por lo que las posibilidades de un gobierno autoritario en Ucrania son bastante bajas.

4. ¿Ves a Ucrania como un estado tapón y qué opinas de la perspectiva antibélica?

Las actuales negociaciones entre Ucrania y Rusia van en la dirección de negociar las ambiciones ucranianas en la OTAN a cambio de la reintegración de las regiones ocupadas en Ucrania, garantías de seguridad y reparaciones por los daños causados por el ejército ruso. Una reciente encuesta sugiere que esta posición es adecuada para gran parte de la opinión pública ucraniana. Sin embargo, la aplicación de los términos de la paz en estas condiciones sigue dependiendo en gran medida de la situación en Rusia, ya que sólo la amenaza de una disidencia interna debido a los fracasos económicos y militares obligará a las autoridades rusas a hacer tales concesiones. Muchos izquierdistas en Ucrania, así como en Rusia y Bielorrusia esperan que el fracaso militar ruso provoque las revoluciones antiautoritarias en estos dos países.

5. ¿Qué es Lugansk y Donetsk?

Las "Repúblicas Populares" de Donetsk y Lugansk son dictaduras militares bajo el control directo de Rusia. Los líderes más o menos independientes de los separatistas fueron asesinados en los años anteriores, probablemente por los servicios de seguridad rusos. El actual líder de la DNR es un antiguo anunciante de un esquema de Ponzi; parece que lo escogieron por carecer de autonomía política propia. La región está aislada del resto del mundo por las sanciones, estancada económicamente, sobreviviendo principalmente de la minería del carbón y de la ayuda financiera directa de Rusia. Justo antes del conflicto, los dirigentes de las "Repúblicas Populares" anunciaron la movilización obligatoria de la población masculina. Hubo informes de hombres que fueron secuestrados en las calles y forzados a entrar en el ejército, ahora son utilizados como infantería por delante del avance de las tropas regulares rusas.

6. ¿Cómo era antes el reconocimiento de esas dos regiones?

Antes de 2014, había muy pocos informes sobre organizaciones separatistas en la región de Donbás, sólo algunos pequeños grupos de activistas políticos. Siempre me pareció que la oposición entre los ucranianos del este y del oeste era impulsada por los políticos que querían obtener alguna ventaja de votos en algunas regiones. Al menos la generación más joven parecía no importarle mucho estas divisiones. Y después de vivir ocho años cerca de la zona de guerra pero en relativa paz, la gente de las partes de Donbas controladas por Ucrania definitivamente no quería que la guerra se extendiera al resto de la región y vivir en las repúblicas no reconocidas bajo sanciones. Por ello, ya han aparecido vídeos de manifestaciones pro-ucranianas en las calles de las ciudades ocupadas por Rusia en Donbás.
El reconocimiento de estas repúblicas era probablemente parte de un plan para dividir Ucrania en varios países -el dictador bielorruso Alexander Lukashenko en su sesión informativa de televisión había mostrado accidentalmente un mapa en el que el territorio ucraniano estaba dividido en varias partes, basándose en las suposiciones previas a la guerra sobre el sentimiento pro- y anti-ruso en Ucrania.

7. ¿Cómo es la conducción rusa de la guerra?

La Federación Rusa ha invadido Ucrania desde varias direcciones simultáneamente. Ahora está claro que no esperaban casi ninguna resistencia y creían ser capaces de capturar las principales ciudades en pocos días y ocupar el resto del país en las siguientes semanas. Parece que la guerra se preparó en gran secreto, por lo que incluso muchas personas que reunían información para el Kremlin no sabían que la invasión se acercaba. Esta fragmentación de la información llevó a una percepción completamente falsa de Ucrania como un país que daría la bienvenida a los rusos, o al menos estaría demasiado asustado para resistir. Por el contrario, después de 2014 los ucranianos siempre asumieron que la amenaza de una invasión a gran escala era bastante real y se prepararon en consecuencia. Mucha gente recibió algún tipo de formación militar o médica y preparó uniformes, chalecos antibalas y otros equipos útiles, que se compraron con su propio dinero. Una vez iniciada la guerra, esas personas se ofrecieron inmediatamente para luchar, mientras que otras donaron dinero o se organizaron por su cuenta para dotar a las unidades de combate del equipo comprado con esas donaciones y que el Estado no podía conseguir.
Los habitantes de los territorios ocupados empezaron a organizar acciones de desobediencia civil, y algunos de ellos, especialmente en el norte, actuaron como partisanos, quemando o capturando tanques y otros vehículos rusos. El ejército ucraniano adoptó la táctica de la defensa activa, maniobrando y organizando constantes emboscadas, lo que llevó al ejército ruso a sufrir pérdidas catastróficas y su invasión casi se detuvo en la segunda semana de la guerra. Desgraciadamente, el ejército ruso no retrocedió y empezó a bombardear sistemáticamente las ciudades ucranianas, lo que provocó miles de víctimas civiles. Ahora ambos bandos intentan organizar los refuerzos mientras los avances terrestres son limitados.

8. ¿Cómo te sientes ante la situación de guerra?

Hubo una sensación bastante cercana al pánico en los dos primeros días de la invasión. Me desperté sobre las 5 de la mañana por el sonido de las explosiones, el cielo estaba iluminado de rojo: el ejército ruso estaba atacando objetos militares ucranianos alrededor de Kiev. Mucha gente metía sus pertenencias en los coches y se iba en dirección oeste o intentaba escapar en trenes o autobuses, había grandes colas cerca de los cajeros automáticos, las farmacias y las tiendas. El día siguiente fue aún peor, ya que las noticias decían que los tanques rusos se estaban acercando a las afueras de Kiev. Intenté prepararme mentalmente para que la ciudad se convirtiera en un lugar de feroces combates casa por casa, pero parece que esa preparación es imposible. Sin embargo, el día siguiente trajo buenas noticias: el avance ruso casi se detuvo en las afueras de Kiev, aparecieron numerosos vídeos en los que se veía que el ejército ruso estaba muy mal preparado, y muchos soldados ni siquiera sabían por qué tenían que luchar en esta guerra. Los días siguientes fueron una completa montaña rusa emocional, ya que la postura emocional mejoraba y decaía varias veces al día, dependiendo de las noticias. Finalmente, después de tres semanas de guerra, la postura emocional se volvió más o menos estable. Todavía es bastante difícil concentrarse en algo que no sean las noticias.
Sin embargo, vivo bastante lejos de los objetos de importancia militar, por lo que me siento mucho más seguro que muchos otros en Ucrania. La gente que vive en las zonas de guerra tiene que sobrevivir en sus sótanos sin calefacción, sin comunicación y a menudo sin suficientes suministros de comida y agua durante días e incluso semanas mientras escuchan los bombardeos de la artillería que destruyen las ciudades sobre sus cabezas. Realmente no puedo imaginar lo que sienten, y dudo que lo cuenten en un futuro próximo: las personas que sobrevivieron a la Segunda Guerra Mundial también guardaron silencio sobre lo que vivieron.

9. ¿Cómo describirías las represiones contra los anarquistas/antifascistas?

Los anarquistas y antifascistas ucranianos tenían muchos problemas con los nazis callejeros, que intentaban atacar sus actos (o algunos otros, como los organizados por la comunidad LGBTQ+ y de las feministas). Sin embargo, la policía no se preocupaba mucho de la actividad anarquista, salvo algunas investigaciones sobre supuestos casos de daños a la propiedad, que no dieron lugar a ninguna detención. Otro caso fue cuando el Servicio de Seguridad de Ucrania intentó deportar a uno de los anarquistas bielorrusos a su país de origen, donde la policía de Lukashenko probablemente lo meterían en la cárcel. Sin embargo, el caso se defendió con éxito en los tribunales y nuestro camarada permaneció en Ucrania.
El apoyo electoral de la extrema derecha disminuía año tras año, y perdieron todos los escaños del parlamento menos uno. El ministro del Interior ucraniano, Arsen Avakov, también perdió su puesto hace medio año: apoyaba a los grupos de extrema derecha porque le daban ventaja política. Les había permitido utilizar la violencia callejera en diferentes ocasiones, la policía los detenía, y tras unas horas los dejaba en libertad sin cargos. Después, Avakov aparecía en la televisión y decía que sus policías, bajo su autoridad, habían evitado con éxito la violencia. Este esquema le permitió mantenerse en el poder durante 7 años; sin embargo, a medida que aumentaban los escándalos de corrupción, ineficacia y brutalidad de la policía, finalmente perdió su cargo. Así, después de que la extrema derecha perdiera a la mayoría de sus aliados en el gobierno, la esperanza de tiempos más fáciles había aparecido entre la comunidad anarquista, así como en algunas otras.
Sin embargo, ahora el nuevo peligro se cierne sobre nosotros, ya que es probable que los rusos encarcelen o incluso maten a muchos activistas políticos de todo el espectro político en caso de que superen la resistencia ucraniana. Como podemos ver en los vídeos de muchas ciudades ocupadas, la ocupación sólo se puede imponer mediante la fuerza bruta: la policía y los servicios secretos rusos ya están actuando allí y secuestrando a los activistas que intentan organizar la resistencia. Y cerca de Kharkov el ejército ucraniano ha emboscado y destruido un enorme convoy (unos 35 coches) de policías rusos - con escudos, cascos en sus coches, con un montón de carros blindados.
Sé que muchos activistas de los países occidentales estarán preocupados por los nazis ucranianos. Sin embargo, todos los activistas que viven en Ucrania saben, que la violencia policial, organizada por el estado, es mucho peor que cualquier número de nazis callejeros, más aún si es organizada por dictadores completamente incontrolables como Putin o Lukashenko.

10. ¿Existe algún tipo de movimiento autoorganizado?

Muchos de los activistas anarquistas y antifascistas se han unido a las fuerzas de defensa territorial o incluso al ejército. Algunos de ellos se unieron a las fuerzas de defensa territorial como grupo y formaron un pelotón de luchadores antifascistas. Puedes encontrar información sobre ellos en https://operation-solidarity.org . Otros se alistaron individualmente en la unidad que consideraron oportuna.
Otros se unieron al movimiento de voluntarios. En Ucrania, el término "voluntario" suele designar a una persona que ayuda en alguna actividad de forma no violenta cuando el gobierno no puede o es demasiado lento para proporcionar ayuda. Algunos ayudan a recoger donaciones, otros ayudan a los refugiados, otros proporcionan la compra de valiosos equipos a las unidades de combate. El movimiento de voluntarios está bastante extendido en Ucrania y, gracias a él, muchas personas han conseguido recibir ayuda humanitaria, evacuar la zona de guerra, y las unidades de combate están mejor equipadas con chalecos antibalas, radios y visores infrarrojos que el ejército ruso.
Sé que muchos de los anarquistas de los países occidentales dirían que no está bien unirse a las fuerzas gubernamentales. Sin embargo, los anarquistas durante la guerra civil española lucharon como parte del ejército regular republicano, y más tarde se unieron al ejército francés libre para luchar en la Segunda Guerra Mundial. Vemos que la situación es bastante similar: Vladimir Putin dejó muy claro en su discurso de declaración de guerra que considera a los ucranianos como una nación falsa y que todos los ucranianos deberían "volver" a considerarse rusos, cosa que nunca hicieron. Ahora está claro para todo el mundo que Putin es un dictador etno-nacionalista que sólo se preocupa por las conquistas abiertas de otros territorios y su subyugación a través de la fuerza militar y policial, el control total de los medios de comunicación y la propaganda de las victorias militares de los tiempos pasados. Todo esto es totalmente inaceptable para el movimiento anarquista, y por eso elegimos luchar.

11. La ayuda, ¿hay una forma sensata de darla?

Todos estamos agradecidos a todos los ciudadanos de los países occidentales que ayudaron a los refugiados de Ucrania, y definitivamente es genial seguir haciéndolo. Si te sientes bien para apoyar al movimiento anarquista en su lucha directa, puedes ir a https://operation-solidarity.org y encontrar la manera de hacerlo.
12. ¿Podrías darnos algunas ideas?
Por lo que sé, hay mucho whataboutism en los círculos de la izquierda occidental: Ucrania es mala porque quería entrar en la OTAN; Ucrania es mala porque hay un regimiento nazi, Azov; Occidente ha demostrado su actitud racista al acoger a los refugiados ucranianos blancos mientras niega el refugio a los no blancos.
A nadie en la dirección de la OTAN con al menos algo de cordura le gustaría realmente tener una guerra con Rusia, ya que Rusia posee el mayor arsenal nuclear del planeta. Rusia tiene miedo de la expansión de la OTAN no porque la OTAN quiera invadir Rusia, sino porque bloqueará las ambiciones de Rusia y su injerencia directa en los países vecinos. Como hicieron en Moldavia en 1992, en Georgia en 2008 y en Ucrania desde 2014, así como su apoyo a diferentes facciones en la región de Oriente Medio. Aunque está bien ser crítico con el imperialismo occidental, también es crucial ser crítico con las ambiciones imperialistas de otras llamadas "potencias mundiales" y no excusar sus crímenes de guerra porque las potencias occidentales tienen más recursos para cometerlos. Rusia estuvo involucrada en una brutal campaña militar en Siria, donde su aviación arrasó ciudades, como lo está haciendo hoy en Ucrania, así como ha proporcionado sus mercenarios y enviado una enorme cantidad de armas a varios regímenes en África, pero esto se suele pasar por alto.
El regimiento Azov constaba de hasta 1000 soldados antes de la invasión a gran escala, ahora es probable que haya más de ellos ya que algunos de sus combatientes retirados volvieron a unirse a las filas. Sin embargo, el ejército ucraniano tiene ahora más de 300.000 soldados y su número aumenta día a día, y en Ucrania había más de 40 millones de personas antes de la guerra. Así que me parece muy hipócrita negarle cualquier apoyo a Ucrania porque una pequeña fracción de sus tropas sean nazis, mientras que todo el país está bajo el ataque de un dictador etnonacionalista que cree que millones de personas deberían considerarse rusos.
Por último, como he dicho antes, es sorprendente ver el apoyo de los refugiados ucranianos y estamos muy agradecidos por ello. Espero que este apoyo se convierta en un valioso ejemplo, que enseñe a la gente de todo el mundo a mostrar más ayuda a los refugiados de otras zonas de guerra de todo el mundo, sin importar de dónde vengan.
Gracias por todo su apoyo.
Mis mejores deseos.
Mira també:
http://alasbarricadas.org/noticias/node/48043

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more