Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Abril»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
      01 02 03 04
05 06 07 08 09 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: altres temes
Sale en libertad con cargos la compa italiana acusada de quemar una lechera
23 mar 2021
Hace unas semanas vivimos una auténtica orgía de opinólogos y tertulianos condenando y recondenando la violencia. Los dislates en prensa se sucedían, como aquellos que hablaban de los anarquistas del padrón, unas veces van a las manis, y otras non, alérgicos a ir a asambleas, pero siempre que aparecen lo hacen de forma muy violenta, con lo que pretendían abonar la criminalización de la protesta prevista para el 20 de marzo que acabó siendo sometida a kettlings e identificaciones y cacheos masivos.
Pero, una vez más, los relatos criminalizadores no llevan fé de erratas. Y así hoy una de las compas encausadas y con acusaciones tan graves como tentativa de homicidio o pertenencia a organización criminal ha quedado en libertad - con cargos- tras casi 20 días de prisión. Y ha sido relativamente sencillo: su defensa ha aportado un peritaje antropométrico en el que queda meridianamente claro que su defendida no es la que aparece en las imágenes ni fue detenida donde los medios dijeron. Todo ello era evidente con el abundante material gráfico disponible desde el primer minuto, pero así no encajan los relatos criminalizadores en los que llevar un mismo mechero puede ser constitutivo de organización criminal. "Del análisis de las imágenes se desprende que S.C. sería la persona que roció la furgoneta de la Guardia Urbana con algún tipo de líquido acelerante" decía el atestado de los Mossos, mintiendo desde el primer minuto: ni su ropa ni su calzado (mucho más difícil de "cambiar" en medio de una acción) ni su complexión, cara o forma de andar encajaban.
Aún en libertad con cargos se le ha retirado el pasaporte y estará obligada a comparecer cada 2 semanas en el juzgado. De momento parece dudoso que los daños a su reputación se vean resarcidos: numerosos medios publicaron su nombre completo, fecha de nacimiento, profesión, lugar de residencia en Italia... La "presunción de inocencia", como bien sabemos, en este país sólo aplica a la corrupción y otros tipos de violencia. Por su parte el resto de los acusados, y habida cuenta de que la acusación se sustentaba precisamente en acciones sólo imputables a 2 de los 8 detenidos y en comprar el mismo mechero BIC en el estanco, han solicitado a la Audiencia de Barcelona su libertad provisional. El otro acusado de ser autor del incendio del furgón también, según su defensa, fue identificado de forma errónea, ya que incluso el atestado de los Mossos habla de 2 personas con la misma chaqueta con una raya horizontal en la espalda.
No es que la prensa en este país se caracterice por hacer algo más que corta-pegar informes policiales sin siquiera contrastarlos o investigar por su cuenta si lo narrado se corresponde con lo acontecido. Llega tarde, sus caras y datos ya salieron en numerosos medios (italianos y españoles), los tertulianos disfrutaron hablando de esa violencia contra objetos inanimados mientras ante ojos que "desaparecen" o personas apaleadas se quedaban en un simple "que se investigue", si es que llegaban a proferirlo. El monopolio de la violencia por el estado no es algo que se discuta, se acata.
De NacióDigital extraemos y traducimos el atestado en aquel momento proporcionado por los Mossos, y así pasamos de los botellines de col lombarda a los mecheros BIC y los chihuahuas:
El juzgado de instrucción nº 2 de Barcelona ha ratificado el encarcelamiento provisional de los 8 detenidos en la manifestación del 27 de febrero en Barcelona que acabó con disturbios en el centro de la ciudad. Los 8 están acusados de manifestación ilícita, desórdenes públicos, atentado contra agentes de la autoridad, delito continuado de daños, homicidio en grado de tentativa y pertenencia a organización criminal, a partir de un informe de la Comisaría General de Información los Mossos, al que ha tenido acceso Nació Digital. El informe sólo atribuye hechos concretos a 2 de los ocho detenidos.

Los agentes defienden, en el documento, que los detenidos forman parte de un grupo criminal organizado y aportan como argumento el hecho de que hablaran italiano, que 4 de ellos tenían encendedores exactamente iguales y que durante la manifestación los "líderes" del grupo utilizaban palabras clave cuando sus miembros se querían reagrupar para esquivar la actuación policial.

El informe de los Mossos se basa en las declaraciones de agentes de paisano del cuerpo, cuyo objetivo era "detectar grupos de jóvenes violentos y encapuchados que hablaran en lengua italiana". La justificación señalada por la minuta policial es que en manifestaciones anteriores con motivo del encarcelamiento de Pablo Hasél había grupos de manifestantes que hablaban en esta lengua que habían provocado destrozos.

El 28 de febrero, antes de que la manifestación saliera de la plaza Universidad, los agentes de paisano detectan 5 jóvenes de habla italiana sentados en un banco y cuando se inicia la marcha, los siguen. Los agentes pierden el grupo a la altura de la ronda Sant Antoni. Sin embargo, en la calle Hospital vuelven a localizar un grupo de 15 personas encapuchadas y vestidas de negro. La descripción de uno de los miembros coincide con la de uno de los hombres que integraba el grupo inicial y que acabaría detenido.

Los integrantes de este grupo de 15 personas también hablaban en italiano y los Mossos les atribuyen al atestado destrozos en oficinas de entidades bancarias, hoteles y tiendas de ropa. "Los 2 líderes del grupo para encontrarse entre la masa llamaban una palabra clave, en este caso Chihuahua, momento en que se volvían a reagrupar las 15 personas", señala el informe. En este punto del atestado, los Mossos hacen hincapié en el "reparto claro de tareas" entre los miembros, como marcar objetivos o realizar acciones.

En el atestado sobre los registros en las naves de Mataró y Canet de Mar donde residían los detenidos, los Mossos insisten también en la acusación de pertenencia a grupo criminal basándose, entre otras cuestiones, en la consigna "Chihuahua". "No puede pasar desapercibido y demuestra la coordinación previa de los investigados", dicen, además de enmarcar la acción del grupo en un colectivo "de tipo anarquista". Los informes policiales sólo atribuyen hechos concretos a 2 detenidos. En un caso, el lanzamiento de un supuesto cóctel molotov que termina impactando con un árbol. En el otro, el hecho de rociar con líquido inflamable una furgoneta de la Guardia Urbana. Desde la defensa, se insiste en que hay "serias dudas" sobre la rigurosidad de la identificación, ya que no es de tipo facial.

La minuta policial detalla el momento en que se quemaron 2 puertas de la parte posterior de una furgoneta de la Guardia Urbana. Los Mossos identifican a un hombre que lanza "lo que sería un cóctel molotov", que acaba impactando contra un árbol. Después, observan lanzamientos de bengalas contra el vehículo policial, sin poder atribuir los hechos a nadie. El informe explica que fue en ese momento cuando una chica se acercó a la furgoneta y roció con líquido inflamable los bajos del vehículo, lo que sumado al fuego de las bengalas generó las llamas que chamuscaron las puertas.

Después del episodio de la furgoneta, los Mossos detallan destrozos que estarían causadas por el grupo de 15 italianos, que van avanzando hacia el Eixample. En el cruce de Córcega y Rambla de Cataluña el grupo, según el informe, se divide en 2 y los agentes deciden seguirle sólo uno. Más tarde, detienen el grupo formado por 7 personas, a quien encuentran encendedores "exactamente iguales, supuestamente utilizados para hacer los destrozos". Los agentes también relatan que encuentran una mochila en el interior de una papelera donde hay 20 "pastillas incendiarias" y un bote con disolvente.

Más tarde, los agentes tienen constancia de que otra unidad de los Mossos ha detenido a una chica italiana que "por descripción podría coincidir con la autora del incendio en la furgoneta de la Guardia Urbana". En el informe, los Mossos destacan que lleva un encendedor igual que los encontrados en el registro a 4 detenidos. Finalmente, de los 8 detenidos, 6 tienen nacionalidad italiana; uno, francesa; y, otro, española.

Nació Digital también ha tenido acceso al informe policial sobre los registros en las naves de Mataró y Canet de Mar donde vivían los detenidos. Se detalla la incautación de garrafas de plástico vacías, material informático, tarjetas telefónicas, sprays de pintura, botellas con alcohol, mochilas, mecheros, petardos, un pasamontañas de color negro y un lápiz de memoria con la inscripción "desafío al incendio", que según la defensa, hace referencia a una banda de música homónima. También se confiscaron sudaderas, pantalones, chaquetas, guantes y zapatillas deportivas.

"No hay existencia objetiva de elementos que permitan atribuir ningún hecho delictivo a la mayoría y se construye el relato del grupo criminal con el mito de los anarquistas italianos como cabezas de turco para frenar las movilizaciones", señala Xavier Monge, abogado de 2 los 8 detenidos. La defensa también critica que se mantenga los 8detenidos encarcelados y considera "poco fundamentado" que la juez haya ratificado el encarcelamiento argumentando el riesgo de fuga por las altas penas que podrían ser condenados y la existencia de un grupo criminal que no se ha demostrado.»
Mira també:
https://directa.cat/la-jutgessa-allarga-la-preso-preventiva-per-a-les-vuit-anarquistes-acusades-pels-mossos-dorganitzacio-crimi

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more