Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Gener»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
    01 02 03 04 05
06 07 08 09 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    

Accions per a Avui
19:00

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: altres temes
Italia: folleto solidario con los compañeros Nicola y Alfredo
09 des 2019
nicoalf-320x160.jpeg
leonardo-768x1086.jpg
GÉNOVA, ITALIA: FOLLETO SOLIDARIO CON ALFREDO COSPITO Y NICOLA GAI.

«En el altar del desarrollo tecnológico estamos sacrificando
cada respiro de nuestra libertad individual y la posibilidad
de vivir una vida que realmente valga la pena»
NICOLA GAI.

«La anarquía rechaza que la vida se convierta en una ideología,
mierda o un poco más, en el mejor de los casos,
una salida impotente para hombres y mujeres frustrados»
ALFREDO COSPITO.

El hecho de que la industria de guerra italiana represente una de las «excelencias» de la economía nacional, es uno de los pocos sectores que no conoce crisis, ciertamente no es una novedad, un campo de inversión que produce ganancias tan altas que se consideran indispensables para la economía de cualquier gobierno, de cualquier color, con el debido respeto de todos aquellos que gozan, por ejemplo, por la hipócrita condena de la agresión llevada a cabo por Turquía hacia los habitantes y rebeldes de Rojava y por el bloqueo formal a la exportación de armas producidas en Italia a Turquía anunciadas por el gobierno actual.

Y si es cierto que «la guerra comienza aquí», que es donde se producen las armas, esto es aún más cierto porque aquí, en Génova, una de sus oficinas de Leonardo (anteriormente Finmeccanica), una empresa controlada por el estado, un líder mundial en la investigación y producción de sistemas tecnológicos avanzados para la industria militar y para el control social: helicópteros, aviones de combate, drones, radares, sistemas de ataque, vehículos militares por tierra y mar, municiones, sistemas para la guerra electrónica y teleoperadas, sistemas de protección costera y fronteriza, sistemas electrónicos de control social para ser aplicados en ciudades, puertos y aeropuertos, y mucho más; El catálogo de la oferta es muy amplio.

Leonardo «para garantizar los principios de la democracia en la sociedad digital» (como dice el eslogan de presentación de la compañía) produce armas de destrucción masiva responsables cada día de la muerte de hombres y mujeres en las fronteras de la Fortaleza Europea y en varios rincones del mundo, solo para dar algunos ejemplos, de Rojava a Siria, de Libia a Yemen.

La compañía también administra y controla muchas otras compañías relacionadas con la producción de guerra, incluidas Agusta Westland, Selex Es, Oto Melara y muchas otras.

Hasta 2017, el grupo Leonardo-Finmeccanica tenía el control de Ansaldo Energia con sede en Génova, una compañía que produce estructuras para plantas de energía, plantas térmicas y, especialmente con la división nuclear de Ansaldo; Otra compañía que produce la muerte, la desolación y la devastación de la naturaleza a través del progreso tecnológico que es necesario y esencial para el desarrollo industrial posterior e imparable.

Y por esta razón, aquí mismo, en Génova, el 7 de mayo de 2012, dos anarquistas decidieron expresar concretamente su rechazo a este sistema tecnoindustrial enfrentando en su casa a Roberto Adinolfi, CEO de Ansaldo Nucleare, y devolviéndole, con un disparo en la pierna, una muestra de los efectos nocivos que los proyectos de la compañía que él ha guiado siembran en todo el mundo.

Por esta razón, Alfredo Cospito y Nicola Gai fueron arrestados el 14 de septiembre del 2012; El 30 de octubre, durante la primera audiencia del juicio, los dos compañeros anarquistas se atribuyeron la responsabilidad del ataque a Ansaldo Nucleare y luego a Finmeccanica, y de pertenecer a la célula Olga FAI / FRI y posteriormente fueron sentenciados a 10 años y 8 meses de prisión para Alfredo, 9 años y 4 meses para Nicola, por ataque terrorista como delito (sin posibilidad de tener acceso a beneficios, arresto domiciliario, libertad, etc., vistos como terroristas).

Todavía están detenidos en la sección de alta vigilancia de la prisión de Ferrara. Desde entonces, nunca dejaron de hacer oír su voz participando, desde detrás de esos muros, en el debate anarquista sobre la lucha radical contra la represión estatal, la solidaridad dentro y fuera de las cárceles, formas de oponerse al dominio de los individuos y recuperar la posibilidad de una vida libre de autoridad. De la declaración de Alfredo leída en sala del tribunal: «Hay muchas maneras de oponerse objetivamente a la energía nuclear (y no solo a eso, diríamos), bloques de trenes que transportan desechos, sabotaje a los pilones que transportan la electricidad producida por el átomo. Se me ocurrió golpear al mayor responsable de este desastre en Italia: Roberto Adinolfi, CEO de Ansaldo Nucleare”.

Y de nuevo: «Ha llegado el momento del gran rechazo, una negativa hecha de una pluralidad de resistencias, cada una de las cuales es un caso especial; algunos son posibles, necesarios, improbables; otros son espontáneos, salvajes, solitarios, concertados, explosivos o violentos. La nuestra era solitaria y violenta «.

En nuestra opinión, cualquier lucha que, con razón, se oponga a las producciones de muerte y destrucción a través de las cuales estas empresas monstruosas acumulan sus ganancias, no puede ignorar la solidaridad que no solo es formal hacia aquellos que han intentado atascar los engranajes de este tecno-sistema industrial: no caerá solo, no se autoextinguirá. Solo la acción de determinados hombres y mujeres, basados en el rechazo de la esclavitud por parte de la autoridad y de los compromisos con el sistema mismo, generoso en su acción, puede socavar esta lógica prevaleciente de lucro y orden tecnológico.

LIBERTAD PARA ALFREDO Y NICOLA

Anarquistas

Desde:
https://anarquia.info/genova-italia-folleto-solidario-con-alfredo-cospit/

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more