Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: ecologia
El romance del torero tuerto
14 oct 2011
Hay quienes hinchan por el torero y otros los que estamos con el toro.
padillam.jpg
padi u.jpg
¿En nombre de qué o de quién se puede justificar un espectáculo tan denigrante como las corridas de toros? Me imagino que los toreros son conscientes de los riesgos que corren ¿no? Entonces, de nada valen los reproches y los lamentos. Estos matarifes sólo persiguen la fama, el dinero y acaparar las portadas de las televisiones y los periódicos.

El drama del insigne matador jerezano Juan José Padilla que sufrió una grave cornada el pasado día 7 de octubre en la plaza de toros de la Misericordia en Zaragoza nos tiene horrorizados. Los canales de televisión no se cansan de repetir una y otra vez las imágenes del trágico suceso explotando el morbo de los telespectadores. El torito, un hermoso ejemplar de 500 kilos de peso color azabache de nombre el Marqués, en legítima defensa escribió una de las páginas más gloriosas de la « fiesta nacional ». ¡Dios santo! el « maestro » se lleva las manos a la cabeza, la sangre mana a borbotones y azorado se retuerce de dolor mientras su ojo izquierdo se desprende de la cuenca orbital. « ¡no veo, no veo! » alcanza a exclamar entre estertores pidiendo auxilio a su cuadrilla . Ahora las plañideras rasgándose las vestiduras vienen a llorarlo ¡pobrecito! ¡qué mala sombra!

Los médicos del hospital Miguel Servet de Zaragoza afirman que el cuerno del toro penetró por debajo de la mandíbula y le salió por el ojo izquierdo. Es muy probable que pierda la vista y quede con medio rostro paralizado de por vida. -seguro con esta nueva imágen se lo van a pelear para que actúe de extra en las películas de Frankestein o de Drácula- Por ironías del destino el sicario cae derrotado mordiendo el polvo del albero experimentado en carne propia la agonía de la « bestía »

El diestro malherido ha confesado a sus familiares que quiere seguir toreando, que mantengan los contratos que ha firmado para la temporada americana, que ese toro hijo puta no lo va a retirar. Al sádico torturador parece que no le ha hecho mella el tremendo castigo inflingido y ahora sediento de sangre desea vengarse y continuar la escabechina. Seguramente dentro de algunos meses volverá a los ruedos con un parche en el ojo al estilo pirata o con un ojo de vidrio de última generación – por fortuna en el mercado hay modelos que casi superan a los originales- Nada pudo hacer la virgen del Pilar ni la virgen del Rocío, tampoco San Martín de Porres, San Fermín o el Cristo de las Penas, para conjurar el maleficio del ídolo pagano de la iberia prehistórica. « Padilla es un valeroso guerrero y sabra salir adelante ¡viva España! Tranquilos que pronto empuñará de nuevo el estoque de muerte y con arte y trapío para satisfacción de sus incondicionales »- ha dicho su apoderado. Desde luego menuda obra de arte le han dejado en la cara al chavea.

Muchos dirán que soy un malnacido, que soy un escritor zafio y perverso que se regocija con el dolor ajeno. Debo confesar que mi único afan es convertirme en el abogado defensor de las criaturas condenadas al patíbulo en la plaza de toros. Estos seres que no pueden expresar sus sentimientos (porque según dicen son « animales irracionales ») cuentan con toda mi solidaridad y respeto. Juro que yo sabré traducir de mi puño y letra todas sus reivindicaciones.

El torito « el Marqués » se ha convertido en mi héroe favorito. El mártir que sufrió el suplicio más espantoso en manos de tan bárbaro sicario ha sabido dejar un recuerdo imborrable en nuestra memoria. Si existe un cielo a donde van los hombres buenos como Padilla, -perdón, « el tuerto de Jerez » – también debe existir un cielo para los toritos buenos como el Marqués, que en este momento se encuentra a la diestra del dios de los toros regocijándose de dicha. Marquesito tu faena ha sido memorable ¡Ole tus huevos!

Los toreros gozan provocando dolor, viven del dolor, de la angustía, la agonía, poseen una crueldad desmedida que envidiarían tanto el nazi Goebbels como el general Pinochet. Esa furia española infunde respeto, una estética macabra donde el verdugo clava las banderrillas o hunde la espada con rabia en el lomo del morlaco. El humillar, descuartizar, aniquilar se convierte en un placer casi sexual que provoca el delirio colectivo del « respetable »

España entera está conmocionada con la suerte del torero mientras a la víctima ya se la han merendado los caníbales adobada con pimienta y orégano. Que pretencioso Padilla, con que gracia movía el culo cuando vestido de rosa y oro iba a retar al astado en el centro de la plaza. Confiado en sus facultades esperaba salir en hombros por la puerta grande sosteniendo entre sus manos las orejas o el rabo de su enemigo. Pero la vida a veces nos juega una mala pasada y esta vez yace hecho una piltrafa en la UCI del hospital Miguel Servet tuerto, medio sordo y marcado con un tajo en el rostro cual malandrín barriobajero.

Por favor, hay que ser respetuosos y darle alientos al « maestro » en estos momentos tan aciagos, hacer votos por su pronta recuperación para que siga sembrando el odio y el terror por las plazas del mundo entero.

Yo no tengo compasión de estos haraganes que sólo piensan en enriquecerse, comprarse un Mercedes Benz, una hacienda y enamorar a alguna doncella de alta alcurnia. Los toreros me inspiran el más absoluto desprecio pues representan lo más miserable de nuestra sociedad retrograda y decadente.

Ese ritual diabólico de las corridas de toros es una de las instituciones más poderosas del nacionalismo español. los señoritos, la aristocracia y la realeza más reaccionaria presiden y patrocinan este demencial espectáculo considerado por ellos dizque « patrimonio cultural de la humanidad » Luego estos hipócritas se declaran a los cuatro vientos los más firmes defensores de los derechos humanos y la naturaleza. Vivimos inmersos en una sociedad sadomasoquista que disfrutan con el dolor y la tortura de un ser inocente, una sociedad que aplaude y se regocija de un espantoso asesinato trasmitido en vivo y en directo. No nos queda más remedio que luchar a brazo torcido por abolir la fiesta nacional -para colmo financiada con dinero público-y erradicarla de la faz de la tierra. Todas las plazas de toros deberían convertirse en museos igual que se hizo con los campos de concentracion de Auschwitz o Mauthausen para que las futuras generaciones se eduquen en los principios de la paz y la no violencia.

Marqués, marquesito, toro bonito has entrado por la puerta grande en el pabellón de héroes ilustres Hoy voy a poner tu foto en la mesilla de noche de mi cama junto a lo más granado de tu estirpe: « Islero » « Conocida » « Avispado » «Burlero » y antes de acostarme rezaré una oración por tu alma ahora. Me consuela saber que estás en el cielo de los toros retozando alegre entre la hierba y como dice la canción « los romeros de los montes le besan la frente, las estrellas y luceros lo bañan de plata » Te quiero torito guapo .

Carlos de Urabá 2011
Mar Muerto

This work is in the public domain

Comentaris

Re: El romance del torero tuerto
14 oct 2011
Querido Carlos, el horror televisivo, tiene fácil remedio; no así los otros horrores de este sistema a los que no les pusieron interruptor con el ON/OF.
Desconocía este nuevo "horror", ahora me doy por enterado y además con imágenes que me podría haber ahorrado si por lo menos hubiese encontrado una nota en la que se advertía de que había imágenes de un toro asaetado, que podrían herir la sensibilidad de cualquier curioso lector.
Sí, la curiosidad mató al gato y al poeta, pues poesía era lo que buscaba, y me he encontrado con un desgarrador testimonio de justicia poética.
Lo que he echado en falta en tan emotiva crónica, es el parte del equipo médico habitual, sobre las causas de determinaron la muerte del toro, ni tan siquiera si fue asistido en la misma plaza, o estando ya cadáver, tuvieron que llevarlo directamente al matadero después de levantar acta el juez forense habitual.
Colera camping CNT