Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Comentari :: @rtivisme
Carta a Alfredo Pérez Rubalcaba
10 jul 2011
Señor candidato; ruego acepte mis reivindicaciones sobre la urgencia de aplicación del Estado de Derecho, cuya deficiencia me propongo mostrar en ejemplos muy concretos, al objeto de evocar alternativas, que, en mi opinión serían los instrumentos para salir de la crisis política económica y ética.
El Estado de Derecho se sustenta en relaciones transparentes, explícitas, controlables, de reciprocidad y equitativas entre los ciudadanos y las instituciones Para que se dieran estas condiciones, es preciso que funcione el primer eslabón de la cadena: las instituciones de proximidad. Pues bien; yo presenté un proyecto de investigación, docencia y promoción del desarrollo local limpio, solidario e identitario que puede usted consultar en: http://www.otrarealidad.net/opinion/cartas/index.php?x=2292 , cuyo desarrollo, por parte del Grupo de Estudios Comparados Euroafricanos y Eurolatinoamericanos, que fundé en la década de los 90 y que continuo coordinando, ha sido mantenida durante dos años consecutivos, hasta el verano de 2007: http://www.iarca.net/pdf/programamesa.pdf

Compré el molino en estado ruinoso, en febrero de 2006, al objeto de instalar en el mismo las sedes del mencionado grupo y de la Fundación Molino de Cañeda, pero cometí el gravísimo error de creer en el funcionamiento del Estado de Derecho:

Pero éste no funciona en este caso. En el Registro de la Propiedad y en Escrituras, el solar figura, detallando los componentes del mismo, con una superficie total de 6800 m2 e indica una referencia catastral que corresponde a una fábrica harinera, acompañada de un solar cuya superficie total, urbana, es de 2600 m2.

Mi pecado consistió en creer que instrumentos del Estado de Derecho, como el Registro de la Propiedad y Catastro, no podían tener tales divergencias. Aún pienso que estas son inexplicables. Sin embargo, las vendedoras sí lo sabían, puesto que añaden la cláusula que el comprador adquiere “como cuerpo cierto” El notario no hizo mención alguna a la misma y por tanto firmé y pagué.

Se me puede reprochar la ingenuidad, pero, he firmado ya varias escrituras y en ningún caso se me han enviado copias de las mismas y por tanto, los ciudadanos estamos desprotegidos, tenemos que creer a los notarios que nos apabullan con una lectura rápida, sobre todo, en mi caso, agotado por un viaje desde Las Palmas.

Según el registro del Catastro, el solar es urbano y como tal pago, anualmente una contribución mayor de la que pago por mi piso. ¿Se puede penalizar a un ciudadano porque cree que una inscripción catastral de solar urbano permite la rehabilitación del molino? Yo creo que no.

En el Ayuntamiento donde se encuentra el molino se debatió sobre el proyecto 3 veces en el periodo marzo- junio: una Comisión informativa y dos Plenos; en los tres casos se consideró el proyecto “de gran interés”. ¿Se me puede culpar por considerar que las Comisiones y los Plenos Municipales cumplen la legalidad vigente: la Comisión Informativa de urbanismo debería haber indicado, como lo admite la aparejadora en tu testimonio en el contencioso administrativo, que se estaba tramitando una ruralización del solar urbano, a petición de las vendedoras y que existía un acuerdo entre el municipio y el Organismo de cuenca para subordinar los permisos de construcción y (o) rehabilitación en la zona a un encauzamiento del río con el acuerdo de ambos. Finalmente, en los Plenos de los 31 de marzo y de 31 de mayo se me hubiera debido informar que estaba tramitándose la inhabilitación del derecho de molienda y que tanto el Ayuntamiento como el afectado, yo mismo, habían sido convocados, a principios de abril por los inspectores que tramitaban la inhabilitación. Yo no fui convocado o informado de este procedimiento. Hay otra circunstancia: el 25 de julio visité a la aparejadora y ésta me indicó que mi proyecto era inviable porque el solar era rústico e inundable. También ha reconocido este hecho la señora aparejadora en su testimonio en el contencioso administrativo. Previsiblemente lo que la señora técnica afirma tan rotundamente el 25 de julio era sabido por la misma en el mes de marzo y en todo caso hubiera podido saberlo si, como es obligación de la misma, hubiera recabado información.

De los metros que faltaban, una parte, el cuérnago, figuraba, en el Catastro a nombre de la Junta vecinal, cuestión, asimismo, poco explicable y pude recuperarlo tras una reclamación. Sin embargo, no he podido recuperar un prado de 2600 m2, supuestamente, porque el que señalaba el estudio de los topógrafos, estaba inscrito a nombre de otra propietaria y los títulos de propiedad estaban en regla. El Catastro no me permitió ver estos títulos y se negó a informarme sobre la naturaleza de los mismos.

Una tormenta fuerte, el pasado año, hizo caer el muro de la colindante, construido a orillas del río. Entonces descubrí, con estupor que el puente de salida del molino había sido cambiado y que el primitivo se adentraba en la parcela objeto de mi reclamación. Como la colindante se apresuró en reconstruir el muro, lo denuncie ante el Organismo de cuenca con la solicitud de que tomaran nota de la desviación del puente. El organismo no lo ha hecho y se ha limitado a paralizar las obras y a imponer una multa de 350 euros.

Puedo demostrarlo por un testimonio de la persona que me acompañó a la entrevista con el alcalde y éste, ante mis alarmas por las informaciones de la aparejadora me indicó que no hiciera caso a la misma, puesto que el arquitecto que había realizado el anteproyecto de rehabilitación del molino en ruinas era más fiable que la aparejadora. Este proyecto incluía el preceptivo informe que indicaba que el solar no era inundable.

El Organismo de cuenca desestimó el último informe y exigía unos requisitos para la rehabilitación que yo no podía pagar. Así, todo el proyecto se venía abajo. Hice tres peticiones para que el Ayuntamiento de informara sobre la información que el mismo tenía sobre los obstáculos que he encontrado y no he tenido respuesta alguna; considerando que se recurría al silencio administrativo, procedimiento que no me parece justificarse recurrí en una demanda de indemnización patrimonial, porque, creyendo que se cumplía la legislación vigente en la reunión de la Comisión informativa y en los Plenos de marzo y mayo, me acogí a la jubilación voluntaria de los profesores universitarios, adelantando la jubilación fijada en los 70 años. He presentado documentos que acreditan que opté, en mayo a la jubilación voluntaria y las pérdidas salariales que me han supuesto mi creencia en el Estado de Derecho. Obviamente no me hubiera jubilado si no hubiera sido para tener aún energías para poner en práctica el proyecto. Mi reclamación fue denegada y ha ocurrido lo mismo con el contencioso administrativo.

No voy a extenderme más, aunque hay materia para ello. Tengo documentación que prueba todo lo expuesto. He consultado con varios abogados y todos ellos me desaconsejan recurrir una sentencia que no responde a mi demanda en la que queda manifiesta la contradicción entre lo que el alcalde declara y lo que figura en las Actas y otras contradicciones.

Todo esto no sucedería si hubiera coherencia en los Registros de la Propiedad y en los del Catastro – el solar continúa siendo urbano pese a ser , supuestamente, inundable; si se exigiera el cumplimiento de las normativas, si el Organismo de cuenca tuviera control sobre los cambios de puentes en los ríos; si los sinvergüenzas que recurren a la cláusula de venta “como cuerpo cierto” no estuvieran protegidos por las leyes de forma que no se les pueda reclamar; si los notarios previnieran de la existencia de estas cláusulas abusivas si su partido hubiera procedido a una reforma de la Ley 7/1985, de 2 de abril, Reguladora de las Bases del Régimen Local, anunciada ya en el preámbulo de la misma y cuya inminencia fue proclamada por el ministro Jordi Sevilla.

La única salida a la crisis, señor candidato, es la implicación ciudadana en las Instituciones de proximidad, que es lo que persigue la asociación que fundé y presido, como puede comprobar en nuestra web: No podemos implicarnos si como he indicado, no podemos creer.

Escribir al Presidente del Gobierno de España
Se ha recibido su comunicación, que será contestada, en su caso, mediante un correo electrónico.
Los datos introducidos se muestran a continuación.
Mira també:
http://www.webs.ulpgc.es/agora/

This work is in the public domain
Sindicat