Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: antifeixisme
Companys d Anza pensen que entre la clase política hauran més respostas
04 oct 2009
Un grupo de personas que ha convivido con Jon A. durante distintas etapas de su vida comparecieron ayer ante los medios de comunicación para exigir a la clase política que "rompa el silencio impuesto" sobre este caso.
galindo7.jpg
total confianza.jpg
n los cinco meses que Jon lleva desaparecido, las instituciones públicas y la clase política se han mantenido en silencio. En los últimos días se han publicado nuevas informaciones y esto nos hace pensar que en la clase política de Euskal Herria hay quien tenga más datos sobre esta desaparición. Aquí ya no vale estar callado. Estamos hablando de la desaparición de una persona, que, además, se da en un contexto con situaciones que apuntan a que la guerra sucia continúa en vigor». De forma tajante, familiares y amigos de Jon Anza, así como familiares de víctimas de la "guerra sucia"(!¡), demandaron a los políticos que actúen "con responsabilidad".

Al día siguiente de que GARA revelase nuevos datos que apuntan al fallecimiento de Jon Anza tras ser interceptado por miembros de un cuerpo policial español y que su cuerpo podría estar sepultado en suelo francés, y mientras los medios españoles y la clase política mantiene su mutismo al respecto, varios familiares de víctimas del GAL, así como familiares del ex preso donostiarra, demandaron que se rompa ese silencio impuesto sobre el caso.

"Gerra zikina, faxismoa. Aski da! Alde hemendik!"(GUERRA SUCIA!!, FASCISMO!!YA BASTA!! K OS PIREIS!!"Kas.), era el lema que contenía el cartel con el que ilustraron la comparecencia llevada a cabo ayer en Hernani, donde tomaron la palabra Mikel Zabala, primo de Joxi Zabala, y un sobrino de Joxean Lasa, Aritz Elorza. Junto a los allegados de los dos militantes tolosarras que murieron a manos del GAL, familiares de otras víctimas de la guerra sucia y compañeros y compañeras de prisión de Jon Anza, así como el arbizuarra Alain Berastegi, arroparon en la comparecencia a Koldo Anza, hermano de Jon.

Egibar subraya la investigación

Casi a la misma hora, pero en Donostia, el único político vasco que ha realizado declaraciones al respecto de la desaparición de Jon Anza, el presidente del GBB del PNV, Joseba Egibar, volvía a referirse al mismo al término de una rueda de prensa. Aunque de forma escueta, Egibar afirmó que el caso del ex preso político donostiarra «va a requerir un esclarecimiento», así como que espera que «la investigación en suelo francés avance».

En la comparecencia de Hernani también se hizo alusión a la información publicada por GARA. Explicaron que los nuevos datos conocidos les llevan a pensar que en el espectro político vasco habrá quien cuente con más información al respecto. Es por ello que demandaron tanto a las formaciones políticas como a las instituciones públicas que tomen un posicionamiento claro respecto al caso de Jon Anza y que quien cuente con información la revele para que contribuir a esclarecer qué ha ocurrido con el militante donostiarra, dónde puede estar, y para que «la guerra sucia desaparezca para siempre de Euskal Herria».

El hecho de que en menos de ocho meses grupos policiales y parapoliciales hayan llevado a cabo cuatro «secuestros» de militantes independentistas -citaron concretamente los casos del refugiado político Juan Mari Mujika, de Lander Fernández, de Alain Berastegi y de Dani Saralegi-, y que en ese lapso de tiempo también se haya dado la desaparición más que sospechosa de Anza, les hace concluir que estos casos responden a la estrategia represiva que mantiene el Estado español.

«Desde Martín Villa hasta Rubalcaba, la represión política ha sido la única oferta política que ha realizado el Estado español a Euskal Herria», afirmaron en el acto de Hernani, donde subrayaron que los casos de los últimos meses evidencian que desde Madrid se están llevando a cabo nuevos «saltos cualitativos» en esa senda represiva. «Han comenzado a secuestrar a militantes políticos, castigando la militancia, con el objetivo de instalar el miedo en la disidencia política y conseguir información política», destacaron.

Las FSE, garantes de...

Consideran también que la represión que imponen los estados español y francés en Euskal Herria ha sido infructuosa en las últimas décadas, por lo que la estrategia actual vendría marcada por el recrudecimiento de esa apuesta política.

Más allá de la denuncia de los citados secuestros, recordaron cómo el contexto político sigue marcado por la situación que padecen los presos políticos vascos, las consecuencias que ha provocado la campaña del Ejecutivo de Patxi López contra las fotografías de los presos y el incremento de la actividad de grupos fascistas.

El hecho de que Euskal Herria sea el país con el mayor índice de policías por cada ciudadano de toda Europa también evidencia, a su entender, la inexistencia de una democracia real y de paz. «Un auténtico Estado autoritario ha instalado un verdadero estado de excepción en Euskal Herria», apostillaron, en clara referencia al Gobierno que preside José Luis Rodríguez Zapatero.

«Nos quieren vender que los policías están para garantizar la democracia y la paz -añadieron-, pero si eso fuera cierto aquí viviríamos con más democracia y con más paz que en ningún otro lado. Pero precisamente no es ésa la labor de los miles de policías que permanecen en Euskal Herria. Aquí la Policía tortura, detiene y apalea a los ciudadanos, inunda de controles las carreteras, y persigue y criminaliza la disidencia política».

Un día sin motivo para celebrar

Con todos estos elementos, y ante la proximidad del 12 de octubre, oficialmente Día de la Hispanidad en el Estado español, los comparecientes de Hernani afirmaron que la ciudadanía vasca no tiene nada que celebrar esa jornada, ya que «ese día en Euskal Herria simboliza la represión, la Guardia Civil, la tortura y la guerra sucia».

«Ante ello nosotros reivindicamos una solución democrática. Y tenemos muy claro que la senda represiva y las soluciones democráticas no son complementarias, sino antagónicas», prosiguieron para, acto seguido, informar de que el lunes 12 de octubre se llevarán a cabo en las cuatro capitales del sur del país manifestaciones en pro de una solución democrática y para denunciar la guerra sucia. Al término de la comparecencia, quisieron expresar su apoyo más sentido a la familia de Jon Anza, cuyo hermano, Koldo, se encontraba sentado en primera fila.

Si bien a este acto acudieron numerosos medios de comunicación, incluso varios franceses, los periódicos españoles apostaron de nuevo por el mutismo en las ediciones publicadas ayer. Los principales diarios de Madrid obviaron directamente la información que publicó GARA el viernes, mientras que sus corresponsales se ciñeron a recoger, de forma muy escueta, algunas declaraciones de la Fiscalía de Baiona. Los comentarios que realizó el adjunto de la Fiscalía el mismo viernes sí fueron recogidos en sus portadas por medios como «Sud-Ouest» y «Berria»; el resto de quienes se hicieron eco de ellos lo hacía brevemente, incluido «Noticias de Gipuzkoa», que dedicaba su editorial al tema.
12 de octubre

En la comparecencia dieron cuenta de la convocatoria de manifestaciones en las cuatro capitales del sur del país, para el 12 de octubre, en denuncia de la guerra sucia y en defensa de una solución democrática.
Tercera denuncia judicial de un joven de Durango en dos años por acoso policial

El movimiento pro amnistía informó ayer de que un joven de Durangaldea ha vuelto a interponer una denuncia judicial ante la persecución y acoso al que es sometido por supuestos policías. Esta querella, que ha sido interpuesta por su abogado, Alfonso Zenon, en el Juzgado de Durango, es ya la tercera en menos de dos años. Según el relato facilitado por el organismo antirrepresivo, la persecución es de tal magnitud que el joven cuenta con al menos tres coches que lo persiguen las 24 horas del día, ya que mientras permanece en su domicilio los tres vehículos siguen apostados enfrente. El viernes, el joven se encaró a los presuntos policías.

Hace menos de dos años, dos jóvenes de Durangaldea denunciaron pública y judicialmente la persecución a la que les sometían desconocidos que parecían ser policías. Los jóvenes presentaron las pertinentes querellas judiciales, en las que describieron hasta 19 coches que les perseguían, con matrículas incluidas y con detalles sobre los rasgos de los supuestos policías. Dos denuncias que sirvieron para que el juez concluyera que se encontraba ante un caso de «intimidación y acoso», pero que no ha conllevado progreso alguno en las pesquisas.

Si bien en los meses posteriores a que presentaran las querellas el acoso cejó, desde mediados de setiembre, según la nota del movimiento pro amnistía, uno de los jóvenes ha vuelto a padecer de nuevo el acoso. Según se explica en el relato, desde primera hora de la mañana hay al menos tres vehículos que lo siguen a todas partes, incluso cuando practica deporte o se traslada a pie. Ante estos episodios, el joven ha acudido de nuevo al Juzgado de Durango, donde ha facilitado los datos de quince vehículos implicados en su persecución. La información añade que descubrió a un agente de la Ertzaintza de su pueblo en un bar de Zornotza conversando con dos de las personas que lo acosan, por lo que deduce que la Policía autonómica es la que realiza el operativo. El viernes, el joven se enfrentó a los supuestos policías tras parar en una gasolinera, donde les recriminó si le iban a hacer "lo mismo que le hicisteis a Lander Fernández".

...

B noiets:)
Si yo no digo nada...como donde podem... :)dnd¿? La .parlem¿?
1 abrazo muy fuerte

This work is in the public domain
Sindicat