Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: amèrica llatina
¿Más paraguayos deberán emigrar a España?
14 oct 2008
Hace unos días el régimen impuesto por el obispo católico Fernando Lugo se cobró su primera víctima, el campesino Bienvenido Melgarejo, quien cayó fusilado por los escuadrones de la muerte del ministro del Interior Rafael Filizzola.
1bishopludwig.jpg
610x.jpg
avion-privado.jpg
El obispo Fernando Lugo fue denunciado hoy por despedir a embarazadas y discapacitados por motivos políticos, en una reunión opositora en un pueblo del interior de Paraguay.

El principal orador fue el dirigente opositor Juan Carlos Galaverna, recordado por haber sido perseguido en tiempos de la dictadura de Stroessner, habiendo sido exiliado en Argentina.

EL SUEÃO DEL AVIÃN PROPIO

El anhelo del avión propio pareciera ser una permanente obsesión de los gobernantes paraguayos, especialmente tras la caída del dictador Stroessner. El caso más recordado fue el del presidente Juan Carlos Wasmosy, quien gastó varios millones de dólares en un avión que voló una sola vez, y fue para llevar al presidente y a sus amigos a ver un partido de fútbol en París, durante la Copa del Mundo Francia 98. Para colmo, la presencia del presidente en el estado sólo trajo en aquella ocasión mala suerte ocasionando la eliminación del equipo.


ABRUPTA CAÃ?DA EN LAS ENCUESTAS

Las últimas encuestas fueron sumamente desfavorables para el clérigo, luego de los asesinatos de campesinos y despidos masivos, dando como resultado una abrupta caída en las preferencias y un aumento de la desilusión generalizada.

De ser inepto y tavyrón (gran bobo), acusó Galaverna al presidente Fernando Lugo, a quien criticó no solo por tener una âactitud miserableâ? al perseguir a los funcionarios, sino porque âestá matando a los campesinos y al paísâ?.

Hace unos días el régimen impuesto por el obispo católico Fernando Lugo se cobró su primera víctima, el campesino Bienvenido Melgarejo, quien cayó fusilado por los escuadrones de la muerte del ministro del Interior Rafael Filizzola.


âEs una actitud miserable la de Fernando Lugo. Se habla mucho de Alegre, de Llano, de Mateo, de Cardozo, de Juan, de Pedro y de María, pero el responsable de la política de persecución a los funcionarios públicos es Fernando Lugoâ?, sostuvo el tribuno opositor, célebre por su verborragia incendiaria y su espíritu combativo.

Asintió que el Presidente se había comprometido en no despedir a los funcionarios, pero que âél se compromete a todo. ¡Divino es! Es un cura divino. Así como les advertimos antes de las elecciones y así como están chillando ahora mucha gente que le apoyóâ?

Manifestó que la guerra civil entre Monsanto y los labriegos sin tierra âtambién (está) alentada por Lugo. Lugo prometió el oro y el moro a los campesinos, hoy está fusilando campesinos y destruyendo al paísâ? señaló.

Se burló de que el Presidente no tiene ni idea de quién es Simón Bolívar, âhaâéko peteî inepto, peteî tabyrón (es un inepto, es un gran bobo)â?.

Mas adelante, otro opositor, el dirigente Cándido Aguilera, solicitó que la Junta de Gobierno se pronuncie en contra de los despidos de funcionarios colorados.


Calificó de "burdo y grosero" el procedimiento de relevos utilizados por las nuevas autoridades de desvincular a funcionarios sólo por estar afilados al Partido Colorado, y denunció también los despidos masivos de personas que apenas ganan un sueldo miserable para subsistir.


La presidenta del partido colorado Lilian Samaniego y unos cincuenta colorados firmaron hoy un comunicado en el que solicitan al jefe de Estado, Fernado Lugo el cese de los despidos de funcionarios colorados.


Por su parte, el dirigente Darío Filártiga leyó la resolución de la jueza María del Carmen Novais en la que se rechaza el amparo promovido por Osvaldo Dominguez Dibb y ratifica a Lilian Samaniego al frente de la ANR, decisión que fue tomada con alegría por parte de los presentes, dado que la posición de DOmínguez es considerada apenas un intento de acomodarse con el gobierno del obispo católico para seguir prosperando sus empresas.

Entretanto, muchos más paraguayos deberán emigrar para engrosar el exilio paraguayo como cabecitas negras en Buenos Aires o España, a pesar de que el gobierno afirmaba que repatriaría a los exiliados económicos.
Mira també:
http://www.terrorfileonline.org/es/index.php/Luis_Ag%C3%BCero_Wagner

This work is in the public domain

Comentaris

Re: ¿Más paraguayos deberán emigrar a España?
15 oct 2008
Dicen que Brasil es una de la potencias emergentes, una potencia mundial inminente.

Que emigren para allá, que les queda más cerca.

Nada mejor que practicar asi la solidaridad interamericana.
Re: ¿Más paraguayos deberán emigrar a España?
15 oct 2008
Els espanyols no ho sé, però aquí als Països Catalans sempre em estat un país d'acollida, així que benvinguts, però sapigueu que aquí també aixafen els nostres drets.
Re: ¿Más paraguayos deberán emigrar a España?
15 oct 2008
Pais de cogida querrás decir, de "cogida" en argentino, eso son los Països Catalans.

No pueden ni asegurar su futuro como nación ni el de su lengua.

Pretenden llenarlo de gente llegada de todo el mundo a quien en su la inmensa mayoria les importa una mierda el catalán y, con suerte, no le serán abiertamente hostiles.

Y, por si esto fuera poco, dicen que "aquí també aixafen els nostres drets"

Oh pobrets.

"Es pixen a sobre vostre i us diuen que plou".

Pero en este caso seria mejor decir:

"Es pixen a sobre vostre i us voleu convèncer a vosaltres mateixos que plou".

No seais pelotudos.

¿Sentis alguna satisfacción enfermiza por asumir culpas que obviamente no son vuestras?

¿Es que pueblos europeos como el catalán no tienen derechos? ¿Es que estos derechos desaparecen ante los inmigrantes?

Otro europeo que necesita hacerse perdonar obsesivamente por ser europeo, eso es lo que sos.
Re: ¿Más paraguayos deberán emigrar a España?
15 oct 2008
Otro blanquito europeo nacido en ultramar que necesita creer que los blanquitos europeos no tienen culpa de nada para asi despegarse él también de la tragica realidad del neocolonialismo.
Sindicat