Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Desembre»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
  01 02 03 04 05 06
07 08 09 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: sense clasificar
Qué pasará¿?Qué pasará PIGMALION¿?
17 oct 2007
En el año 1978, se celebró una épica partida de ajedrez que pasaría a la historia. Anatoli Karpov, gran maestro soviético, se jugaba el título frente a Victor Korchnoi, un disidente expatriado.
El ganador fue el primero y el derrotado siempre achacó el resultado a un tercer personaje: el Doctor Vladimir Zukhar, un señor que decía dedicarse al sabotaje psicológico...
jaque 1mate profecía autocumplida.jpg
Korchnoi afirmaba que este siniestro personaje había sido enviado por el gobierno soviético con el fin de que venciera su representante. Y contaba a quién quisiera escucharle que este buen doctor tenía poderes psíquicos y mediante ondas mentales había alterado su forma de jugar.
El atribulado ajedrecista sabía de antemano que el gobierno soviético iba a enviar a un saboteador como Zukhar. Por eso había tomado medidas preventivas: se adiestró con clases de yoga y meditación, aprendió un mantra en sánscrito que servía para ahuyentar el mal y se preparó concienzudamente para una lucha psíquica. Había dedicado, en suma, mucho esfuerzo y mucho tiempo a crear barreras contra el Doctor Zukhar.
Para cualquier espectador externo, era obvio que toda esta preparación era un error. Con todo el ambiente que se había creado, la simple presencia del supuesto saboteador descentró a Korchnoi. El derrotado estuvo, durante todo el campeonato del mundo, pendiente de la presencia del doctor. Le buscaba por todas partes, intentó impedir su entrada en la sala, paraba la partida para mirarle fijamente...

Si nos empeñamos en que somos nefastos realizando una determinada labor, perderemos seguridad y nos equivocaremos.
Y si alguien cree que una persona es un saboteador psíquico, perderá concentración en el juego y, al final, hará que el sabotaje funcione.

Esto último debió ocurrir en aquella memorable partida. Porque, viendo cómo se desarrolló el encuentro, es fácil suponer que lo psicológico tuvo un papel decisivo.
Karpov ganó cinco de las seis primeras partidas disputadas. Korchnoi, después, le cogió la medida: le venció en las cuatro siguientes. Parecía que le iba a dar la vuelta al campeonato... pero entonces llegó el Doctor Zukhar. Y con él, la profecía autocumplida.
El disidente, desconcentrado por la presencia del saboteador, no fue capaz de ganar una sola partida más.
La profecía se había cumplido.
El Doctor Zukhar, luchador psíquico, había triunfado sin hacer absolutamente nada.

---------------


Efecto Pigmaleón o Profecía Autocumplida

Se llama profecía autorrealizada o autocumplida a una predicción que, una vez hecha, es en sí misma la causa de que se haga realidad.

Si se define una determinada imagen de la realidad, esa imagen tiene efectos reales.

El teorema original en inglés dice: âif men define situations as real, they are real in their consequencesâ?.

En otras palabras, la gente no reacciona simplemente a cómo son las situaciones, sino también, y a menudo principalmente, a la manera en que perciben tales situaciones, y al significado que le dan a las mismas. Por tanto, su comportamiento está determinado en parte por su percepción y el significado que atribuyen a las situaciones en las que se encuentran, más que a las situaciones en sí mismas. Una vez que una persona se convence a sí misma de que una situación tiene un cierto significado, y al margen de que realmente lo tenga o no, adecuará su conducta a esa percepción, con consecuencias en el mundo real.

Del Vecchio d...

La realidad subjetiva se convierte en el elemento que anula los factores objetivos de la situación.

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more