Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Març»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
            01
02 03 04 05 06 07 08
09 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          

Accions per a Avui
Tot el dia

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: guerra
La cifra de muertos libaneses llega a 227 por 24 israelíes desde el inicio de hostilidades
18 jul 2006
Las tropas de Israel volvieron a cruzar la frontera sur con Líbano
Por cada andanada de Hezbollah sobre Haifa hay una nueva escalada contra el país árabe

ROBERT FISK THE INDEPENDENT

Kfar Chim, Líbano, 17 de julio. Surgió de los cielos como un meteoro enfurecido y se estrelló contra un camión y un automóvil, que derramaron combustible en el pavimento. ¿Un helicóptero israelí derribado por un misil de Hezbollah? ¿O era, como aseguran los israelíes, un contenedor que cayó de un avión militar y no llevaba nada más letal que volantes con propaganda dirigidos a los libaneses? De cualquier manera, cuando llegué al lugar la calle, los arbustos y árboles estaban en llamas, y en el asiento del vehículo sobre el cual dio aquel objeto estaba el conductor, decapitado en parte, mientras la vida se le escapaba en la sangre que le escurría por camisa y pantalones.

Regados en el pavimento había grandes trozos de metal, parte de lo que tal vez era una bomba de racimo y, sobre un montón de arena, lo que tenía un sospechoso aspecto de sierra rotatoria. En cambio no había panfletos, papeles ni instrucciones a los libaneses de parte del ejército que ha estado bombardeando este país desde hace seis días. Luego se oyó el ruido de jets israelíes y una gran explosión en una base abandonada del ejército y, lector, ¡vaya que corrimos!

En estos días nos la pasamos corriendo. Cruzamos a toda velocidad en automóvil por los suburbios del sur de Beirut, paraje fantasmal de escombros y miedo; pasamos por cráteres de bombas, con temor de que regresen los aviones. Salimos corriendo de Raouche cuando la tierra se estremece bajo nuestros pies. Luego -porque ésta es la vida de un reportero en Beirut- resoplamos como perros al correr hacia el vasto palacio donde el primer ministro libanés atiende los asuntos de Estado y donde los enviados de Naciones Unidas han llegado para traernos la Paz en Nuestro Tiempo.

Diálogo infructuoso

Bueno, tal vez. Resultó que el enviado especial de Kofi Annan fue Vijay Nambiar, hermano del ex comandante indio de la malhadada Unprofor en Bosnia, hombre que solía presentarse a las conferencias de prensa portando más medallas que Dwight D. Eisenhower, el comandante supremo aliado en la Segunda Guerra Mundial. Al parecer Vijay es un poco más humilde, aunque este lunes sospechábamos que tenía muchas razones para serlo. Había sostenido pláticas con Fouad Siniora, el primer ministro, y con su aún más ineficaz presidente del parlamento, Nabih Berri.

No se permitirían preguntas -mala señal- y un análisis del inmensamente aburrido comunicado de Nambiar no permitió abrigar mucha esperanza de un fin inmediato a las incursiones aéreas, los misiles asesinos, los montones de inocentes muertos y los vastos paquetes de mentiras que han caracterizado esta guerra sucia desde que Hezbollah cruzó hacia Israel, dio muerte a tres soldados israelíes y capturó a otros dos, el miércoles pasado. "Algunos primeros esfuerzos prometedores... primer paso... mucho trabajo diplomático por hacer antes que tengamos bases para el optimismo... consecuencias del fracaso serán graves... solución creativa... el tiempo es la esencia." Ay. "El tiempo es la esencia" era el lugar común favorito de la ONU cuando trató de imponer una autoridad afgana en 2002. Y todos conocemos la historia de éxito que ha resultado ser Afganistán.

Nambiar iba acompañado por los sospechosos de costumbre: Alvaro de Soto, el coordinador "especial" en Medio Oriente, dueño del acento más meloso de la ONU, y Terje Rod-Larsen, a quien algún día -oh, sí, algún día- le gustaría ser secretario general de la organización. Cuando partieron hacia Israel, Nambiar añadió: "como indican los acontecimientos, puede que sea necesario que volvamos a Líbano..." Ah, claro que sí, y la mayoría de nosotros tenemos una idea bastante aterradora de lo que serán esos acontecimientos: más misiles de Hezbollah contra Haifa, más bombas israelíes a bloques de edificios de departamentos en Beirut y más -mucho más- muerte.

El maravilloso comentario de George W. Bush a Tony Blair en San Petersburgo -"fíjate, la ironía es que necesiten hacer que Siria obligue a Hezbollah a parar esta mierda"- fue preciso por una vez, sobre todo en eso de la "mierda", pero "hacer" que Siria detenga a Hezbollah tendrá un alto costo. Y puede que Bush no se dé cuenta de eso.

¿Qué otra novedad hubo este lunes? Bueno, el ejército israelí volvió a cruzar la frontera -unos 30 metros- y luego se replegó tras su vulnerable alambrada en la frontera sur con Líbano. Jets israelíes dieron muerte a otros 48 libaneses e hirieron a 53, con lo cual la cuenta de muertes se elevó a 227 contra el total en ascenso de 24 israelíes. Así pues, la obscena tasa de cambio está ahora en más de nueve libaneses por cada israelí.

Un avión israelí -aunque algunos dicen que fue un proyectil disparado desde una lancha de combate- fue lanzado hacia el puerto de Beirut, lo incendió en parte y mató a dos trabajadores, y en otro ataque cerca de Trípoli perecieron nueve soldados libaneses. Por cada andanada de Katiushas en Haifa hay ahora una nueva escalada contra Líbano. Y por cada escalada contra Líbano hay una nueva ronda de misiles en ruta hacia Haifa, como de hecho volvió a ocurrir este lunes. La guerra, pues, es hoy "vuela mi ciudad y yo volaré una de las tuyas". ¿Acaso no fue eso lo que ocurrió en escala un poco mayor en una parte diferente del mundo entre 1939 y 1945? ¿Y funcionó?

Sigue el éxodo de extranjeros, entre otras razones porque varios de los muertos por los israelíes resultaron ser canadienses o brasileños de ascendencia libanesa. Una pequeña flota ha comenzado a llegar a Beirut de Chipre, ahora que casi todos los caminos que van a Siria han sido bombardeados. El ministro iraní del Exterior señaló que era posible un cese el fuego y un intercambio de prisioneros, y el gobierno libanés insinuó que mediadores italianos habían ya pasado mensajes de Tel Aviv a Beirut.

Parecía demasiado bueno para ser cierto, en especial cuando los israelíes acababan de ordenar a toda la población del sur de Líbano que abandone sus hogares. Líbano recibió con algo semejante a la sorpresa la sugerencia de Tony Blair de una fuerza de intervención. Después de todo, ¿acaso no hay ya una fuerza así en el sur del país, llamada Fuerza Interina de Naciones Unidas en Líbano? Sin duda debería tener un componente británico, para repetir el estupendo desempeño del ejército británico en Afganistán y en Irak. Dios libre a Líbano de semejante éxito.

© The Independent Traducción: Jorge Anaya
http://www.jornada.unam.mx/2006/07/18/028n1mun.php

......

La tragedia del pueblo palestino

por Sami Naïr

Presentamos un artículo de Sami Naïr, profesor invitado de la Universidad Carlos III de Madrid, en donde nos habla de los hechos que están sucediendo en la franja de Gaza (Palestina), y del silencio e innación de la comunidad internacional, empezando por la Unión Europea.

Lo sabemos desde hace tiempo: es posible tratar de destruir un pueblo con la complicidad silenciosa del mundo entero. Ocurrió con el pueblo iraquí, sometido a un horrible embargo durante 12 años (1991-2003); hoy ésa podría ser la suerte reservada al pueblo palestino. En medio de un gran, de un espantoso silencio. Pero como la hipocresía humana no tiene límites, también sabemos que aquellos que hoy callan ante el crimen, mañana vendrán a darnos lecciones de derechos humanos y sobre el deber de la memoria. Ésta es la situación: delante de nuestros ojos, el pueblo palestino es aplastado bajo las bombas de una de las mayores potencias militares contemporáneas. Por tanto, los sucesivos gobiernos de Israel han ganado. No frente a los palestinos, ya que éstos siguen resistiendo, por desgracia utilizando en ocasiones unos medios dementes, sino frente a los gobiernos del mundo entero y frente a la opinión pública internacional. El actual primer ministro israelí Ehud Olmert, apoyado por el Partido Laborista, puede utilizar sus bombarderos para destruir ciudades, sus misiles para asesinar a dirigentes palestinos, sus soldados para matar a mujeres y niños en la calle, y sus bombas para extender la muerte en las playas palestinas. Y nadie reacciona. Sin duda se debe a que Israel viola desde hace tanto tiempo la ley internacional que ha conseguido agotar la indignación del mundo. Y todos saben que este país disfruta de la doble complicidad de Estados Unidos y de los regímenes árabes a su servicio. En Europa, ni una sola condena, ni una palabra, ni un suspiro, nada. Europa prefiere defender el derecho abstracto, la democracia abstracta, la justicia abstracta.

¿Cómo interpretar este silencio? Seguramente no se debe a una hostilidad de principio hacia la causa palestina. En Europa existe, independientemente de las preferencias respecto a tal o cual protagonista de este conflicto, un acuerdo sobre el reconocimiento mutuo y la existencia de dos Estados, uno israelí y otro palestino. Pero esta posición siempre ha sido rechazada por Israel (que no admite un Estado palestino) y ya no es consentida por los palestinos (Hamás no acepta oficialmente la declaración de reconocimiento de Israel por la OLP). Además, el principal actor del conflicto, Estados Unidos, que es el único que puede imponer a su aliado israelí una decisión de derecho internacional, se niega a hacerlo. Es tan sensible a los grupos de presión favorables a Israel en EE UU, que le interesa utilizar al Estado hebreo como policía de su estrategia en Oriente Próximo. Por último, la victoria de Hamás ha debilitado todavía más a Europa, ya que la ayuda que ésta le concede deberá ser gestionada a partir de ahora por un gobierno palestino que no comparte formalmente su posición de principio. Conclusión: Europa, que no existe como potencia política (no puede influir ni sobre EE UU, ni sobre Israel, ni sobre los palestinos), se ve reducida en este conflicto a un testimonio simbólico y moral. Pero lo aberrante de la situación actual es que incluso ha renunciado a desempeñar este papel. Se trata de un giro estratégico de suma importancia. ¿Significa que Europa comparte ahora la presuposición israelo-estadounidense de que la única estrategia que cuenta es la de la fuerza militar? ¿O quiere castigar al pueblo palestino por haber votado a Hamás? En ambos casos, es una estrategia arriesgada. Porque nunca habrá una solución exclusivamente militar a este conflicto, y los dirigentes de Hamás pueden aducir que no tienen ninguna lección de democracia que recibir de una Europa que no respeta el veredicto de la soberanía popular. Y, en efecto, Hamás ha sido elegido libremente y de acuerdo con todas las reglas de la democracia. Europa ha recusado de entrada esta decisión, exigiendo unas condiciones que se niega a plantear a Israel. Para mantener relaciones con Hamás, le exige que renuncie a la violencia y reconozca a Israel. Está bien. Pero, ¿por qué no plantea las mismas condiciones a Israel: que renuncie a la violencia de Estado y reconozca el derecho a la existencia de un Estado palestino en los territorios ocupados ilegalmente desde 1967? ¿Acaso no es el deseo de toda la comunidad internacional? Es el doble rasero.

¿Los regímenes árabes? En su mayoría, están ocupados en aplastar a sus pueblos. La prensa árabe, desde luego, está que rebosa de cólera y estos regímenes dejan que sus medios de comunicación calienten los ánimos, todavía más cínicamente porque se niegan a mover un dedo. ¿La opinión pública mundial? ¿Nosotros? La impotencia. Entonces, ¿qué queda? Lo peor: la espiral de la violencia ciega de los palestinos frente a la violencia racional, fría, industrial, de los militares israelíes. Porque se trata de lo siguiente: el actual Gobierno israelí ha decidido tomar como rehenes a todos los palestinos, después de que una banda de locos tomara como rehén a un soldado israelí. Todos los palestinos: mujeres, niños, ancianos y hombres. Es el principio de la responsabilidad colectiva, condenado tanto por el humanismo más elemental como por la Convención de Ginebra sobre las leyes de la guerra. Pero parece que en la época del derecho internacional hay potencias que están por encima de las demás: al parecer, ningún derecho humano, basado en la justicia, puede pretender perturbar sus intereses. EE UU en Irak e Israel en Palestina están por encima del derecho. Así, desde la victoria de Hamás, el Gobierno israelí se ha permitido pura y simplemente detener a ministros, funcionarios, a personas cuya culpabilidad es el único en determinar. Y actúa todavía con más facilidad porque la victoria de Hamás ha perturbado totalmente los puntos de referencia. Sin embargo, este movimiento fue ayudado en secreto por Israel a comienzos de los años ochenta, para debilitar al Al Fatah laico y convertir la guerra israelo-palestina en una guerra de religión. La derecha y la extrema derecha israelíes, entonces en el poder, y los islamistas palestinos, apoyados por el imán Jomeini, se aprovecharon de ello. Porque tanto los unos como los otros tienen una visión mutuamente integrista de este conflicto. Por ello, 20 años después -después de que Sharon, ayudado por la falta de visión estratégica de Arafat, destruyera los Acuerdos de Oslo- Israel y los islamistas se han convertido en los principales protagonistas del conflicto. El Gobierno israelí y EE UU han establecido que el "islamismo" es una amenaza para el mundo. Tomar como rehén a un pueblo que ha votado a un partido islamista se convierte en algo legítimo. Así pues, la trampa se ha cerrado sobre los palestinos. Están solos. Y en el mundo, este crimen ha sido perpetrado a la sombra de un ambiente festivo: el fútbol es lo que interesa a la gente.

Ésa es la realidad de nuestro tiempo. Sin embargo, nos queda un consuelo: quienes han realizado la crítica más honesta contra el comportamiento del Gobierno israelí son algunos grandes medios de comunicación israelíes. El Yediot Aharonot se subleva ante la destrucción de las infraestructuras (centrales eléctricas, canalizaciones de agua, infraestructuras); el periódico Haaretz acusa al Gobierno de haber "perdido la razón" y, en su editorial del 6 de julio, escribía: "El encanto de la retórica de la seguridad, una vez más, cautiva el corazón de la opinión pública, pese a que esta fórmula, utilizada durante los 40 años que dura la ocupación, ha fracasado totalmente. En estos momentos, hay que decir y repetir que, a la larga, a Israel no le queda más opción que retirarse de los territorios y poner fin a la ocupación.

Y terminar con la ocupación debería ser el objetivo al que debería conducir toda táctica utilizada en la crisis actual". Al día siguiente, el Gobierno israelí recordaba que no cambiaría de táctica. Poco importa, porque las dudas de la opinión pública bien informada en Israel son una verdadera llamada de socorro. ¡Si los gobiernos del mundo fuesen tan valientes como estos editorialistas israelíes! ¿Quién ayudará a los palestinos e israelíes a salir de este ciclo infernal? ¿Qué coalición de potencias dirá que en este conflicto infinito la paz debe ser impuesta por una Conferencia Internacional con todos los protagonistas implicados? ¿Quién tendrá la virtud de reafirmar la fuerza del derecho y el respeto a la vida de los civiles, palestinos e israelíes? Nos habría gustado que fuese Europa, porque encarna una idea de civilización de la que nos gustaría sentirnos orgullosos. Nos habría gustado, aunque ella calle de una forma tan bochornosa.

Sami Naïr. Profesor invitado de la Universidad Carlos III de Madrid.

El artículo fue ha sido publicado este mes de Julio en el periódico El País.

A vista de Red. El Inconformista Digital.

Incorporación – Redacción. Barcelona, 14 Julio 2006.

http://www.elinconformistadigital.com/modules.php?op=modload&name=News&f

Artículo nexo relacionado: - Israel ataca el Líbano
http://www.elinconformistadigital.com/modules.php?op=modload&name=News&f

Cronólogia de la guerra:
- 12-13 Julio
http://www.elinconformistadigital.com/modules.php?op=modload&name=News&f
- 14-15 Julio
http://www.elinconformistadigital.com/modules.php?op=modload&name=News&f
- 16-17 Julio
http://www.elinconformistadigital.com/modules.php?op=modload&name=News&f

Copyright by the author. All rights reserved.

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more