Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Juliol»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
          01 02
03 04 05 06 07 08 09
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Veure comentaris | Envia per correu-e aquest* Article
Anàlisi :: altres temes
33 tesis sobre las relaciones entre especies animales
18 jul 2006
Estos son tres textos (relativamente breves) ke he escrito sobre las relaciones entre los homo sapiens y las demás especies animales.
El primero explica en 11 tesis el por ké de los derechos de los animales y de un movimiento ke los defienda, el segundo propone en 14 tesis una estrategia para llevar esa lucha adelante y el tercero son 8 tesis tácticas ke se proponen para ejecutar esa estrategia.
Son sólo una propuesta para intentar contribuir a la construcción teórica del movimiento de liberación animal, no se trata de imponer nada a nadie.
11 TESIS SOBRE LAS RELACIONES ENTRE ESPECIES ANIMALES

1. Todos los animales tenemos unas características comunes, como el hecho de estar vivos o el de tener una integridad física. Asimismo, la mayoría nos podemos mover como queramos.
2. Estas capacidades son innatas en nosotros/as y su reconocimiento las convierte en derechos inalienables: los animales tenemos derecho a la vida y a la integridad física. En esa misma línea, disponemos de derechos en función de nuestras capacidades: aquellos animales que podemos movernos tenemos derecho a la libertad de circulación, los que podemos sentir dolor, derecho a que no se nos inflija dolor, etc.
3. El respeto a estos derechos puede favorecer el que las sociedades humanas tengan una actitud ética lógica y coherente, y que sus relaciones con las demás especies animales sean pacíficas y naturales.
4. Por tanto, son rechazables las prácticas en que animales de otras especies son utilizados como objetos, en función de intereses únicamente humanos, sin atender sus derechos, ya sea matándolos por placer (el âdeporteâ? de la caza) o para satisfacer un capricho gastronómico (como otros tipos de caza o como en los mataderos), torturándolos en festejos (como la tauromaquia y otros) o en laboratorios (industrias militar, cosmética y sanitaria), abusando de ellos sexualmente (zoofilia), encerrándolos en zoológicos, granjas o casas (domesticación), robándoles para obtener dinero (industrias láctea, de la miel, de la seda, etc.)
5. Estas prácticas se justifican en base al prejuicio de que el ser humano es una especie superior, elegida por Dios, los dioses, el destino o por sí misma para dominar a las demás especies. Este prejuicio, llamado âespecismoâ?, está en la base misma de la sociedad humana desde hace más de 10.000 años, profundamente arraigado.
6. La desaparición de estas prácticas y la consecución de una sociedad antiespecista o liberacionista sería un gran cambio (el mayor en la historia de la humanidad) que debería producirse en el menor tiempo posible, esto es, una revolución.
7. Dentro del animalismo, el movimiento que lucha por una mejora en las condiciones de vida de los animales no humanos, existe, aparte del sector revolucionario
que defiende los derechos de todos los animales, otro sector que se conforma con reformas que impliquen una cierta mejora en dichas condiciones de vida, los llamados âdefensores del bienestar animalâ? o âbienestaristasâ?.
8. Los bienestaristas no son parte del problema de la opresión especista pero, desde luego, tampoco son parte de la solución ya que, si bien sus intenciones parecen buenas, su objetivo no es el de conseguir que se reconozcan los derechos de los animales y se respeten sino, simplemente, que su opresión, explotación y sufrimiento sean más soportables.
9. La lucha por la revolución antiespecista no sólo no perjudica los derechos humanos sino todo lo contrario, los apuntala, al ser una extensión de ellos y al
defender que los derechos se basan, no en la âley del más fuerteâ?, sino en las cualidades que, de forma natural, cada uno/a tiene.
10. Los enemigos del movimiento de liberación animal son tod@s aquell@s que oprimen a los animales (tanto a los humanos como a los que no lo son) y, por
tanto, aunque haya particulares (cazadores, toreros, etc.) en su mayoría se trata de empresas (privadas, por lo general) e instituciones públicas. En ambos casos, por tanto, son entidades jerarquizadas, dirigidas por personas muy concretas.
11. La lucha por los derechos de los animales, en conclusión, pasa por conseguir, directa o indirectamente, acabar con esas empresas y que esos particulares abandonen las prácticas que vulneran los derechos de los animales; en lo que respecta a las instituciones, habría que decidir si intentar convencer a sus dirigentes de que pongan fin a las prácticas especistas o bien destruirlas.


14 TESIS ESTRATÃGICAS ANTIESPECISTAS

1. la lucha antiespecista para hacer la revolución que acabe con la opresión de animales pasa por el desarrollo total de dos procesos: la creación y organización de relaciones de respeto para con los animales de otras especies y la destrucción de las relaciones basadas en la opresión y la desigualdad, y lo mismo puede decirse de las estructuras que sustentan unas y otras.
2. Todo sistema de relaciones se basa en:
· una ideología que lo sustenta intelectualmente
· unas infraestructuras; medios materiales a través de los cuales se lleva a cabo y
· una serie de personas que ejecutan esas ideas con esos medios materiales
3. Por ello, la lucha revolucionaria antiespecista debe buscar la destrucción de una o más de esas bases, paralelamente a la constitución de las bases para unas
relaciones de libertad, igualdad y solidaridad.
4. La lucha contra los prejuicios que fundamentan la opresión especista se puede llevar a cabo mediante la difusión de las ideas antiespecistas y la crítica por medios de contrainformación (boletines, revistas, radios libres, fanzines, páginas web, etc.), manifestaciones, actividades artísticas (música, cine, literatura, etc.) o mediante el debate. En este sentido, es importante que l@s antiespecistas compartamos nuestras ideas con amig@s, familiares, vecin@s, conocid@s, etc. y que debatamos con ell@s.
5. La ejecución de políticas antiespecistas, en lo que se refiere a las infraestructuras materiales y humanas, pasa por
· abastecer de agua y alimentos a los animales que vivan en una zona que padezca una escasez, o llevarles a un lugar donde esa escasez no se dé
· liberar a los animales encerrados en laboratorios, granjas, zoológicos, tiendas, etc. y llevarles a ambientes naturales donde puedan vivir de una forma
pacífica y sus derechos sean respetados
· dar atención veterinaria a aquellos animales heridos o enfermos, en especial si la causa de su padecimiento es humana
· â¦
6. La defensa de estas políticas liberadoras implica la oposición del usuario o consumidor a participar en políticas opresoras (boicot, como, por ejemplo, el veganismo) o del trabajador o estudiante a llevarlas a cabo (huelga) e, incluso, la destrucción quirúrgica de aquellos medios o instalaciones que supongan un
obstáculo para las políticas liberadoras (sabotaje).
7. La neutralización de las personas que intenten evitar estas políticas liberacionistas no debe ser más dura que esa resistencia contrarrevolucionaria que intente vencer y, por lo tanto, y, dado que su principal inspiración serían los derechos de los animales, sólo debe agredir cuando sea la única manera de evitar agresiones; secuestrar cuando sea la única manera de evitar secuestros y matar cuando sea la única manera de evitar asesinatos.
Incluso en ese caso, los homicidios deberían de evitarse, a fin de que la revolución sea lo menos trágica posible.
8. Tanto el sabotaje como el boicot, la huelga, las manifestaciones, los escraches y, en última instancia, la agresión, el secuestro y el homicidio se pueden articular en una campaña de guerra psicológica contra un(a) enemig@ o un@s enemig@s concret@s con el objetivo de hacerle(s) ceder en una determinada lucha.
9. La delegación en políticos profesionales es innecesaria, ya que los militantes antiespecistas podemos representarnos a nosotr@s mism@s (y, si creemos que necesitamos elegir delegad@s, est@s pueden ser delegad@s no profesionales, revocables por la base y obligad@s a dar parte íntegro de su actividad) y crea riesgos de corrupción, autoritarismo y burocratización.
La delegación de tareas clandestinas (sean de sabotaje, liberación, neutralización personal, etc.) en otr@s también genera los mismos riesgos; lo que se crea, si se hace esto, es una especie de casta de âmilitares profesionalesâ? cuya existencia también es innecesaria y crea los mismos riesgos.
10. A pesar de esto, quienes lleven a cabo acciones ilegales (que deben ser el número más amplio posible, dentro de su carácter minoritario) deben tener una mínima organización basada en relaciones personales de absoluta confianza, disposición para afrontar los riesgos que su actividad implique, preparación técnica
(si fuera necesaria) y voluntad de defender tanto sus infraestructuras como sus derechos personales, de la represión; formando entre tod@s una fuerza armada
autoorganizada capaz de resistir el enfrentamiento con el sistema, incluso aunque la confrontación llegue a convertirse en una guerra de liberación.
En este sentido, es admirable la labor que el Frente de Liberación Animal (F.L.A. o A.L.F., por sus siglas en inglés) y otros grupos como Band of Mercy o The
Frogs vienen desarrollando en el Primer Mundo.
11. Las unidades de combate que formen estas fuerzas armadas de liberación animal, pese a deber tender a ser las más posibles, deben estar formadas por un número pequeño de personas (dos, tres, cuatro) a fin de que la represión no pueda neutralizar grandes cantidades de combatientes de una sola vez. Todo lo cual no excluye que dos de estas unidades puedan estar unidas por algún miembro común formando una unidad mayor, que a su vez puede formar unidades mayores con
otras, constituyendo redes de afinidad.
12. Si bien las actuales fuerzas armadas de liberación animal (F.L.A., The Frogs) bastarán, en caso de que crezcan mucho, para efectuar sabotajes y liberar a
animales encerrados, sería interesante la articulación de otra fuerza armada, unos comandos de defensa animal (cualquier otro nombre valdría), que se encargara de
las tareas más pendientes: hostigar a los enemigos del movimiento liberacionista, a fin de que no queden impunes, e intentar liberar a l@s detenid@s y pres@s del movimiento, ya sea sacándoles del cautiverio y dándoles refugio, o bien intercambiándolos por rehenes, elegid@s de entre los máximos responsables del genocidio animal.
13. El movimiento por los derechos de los animales tiene frentes comunes con otros movimientos. Sería interesante buscar estos puntos comunes con otros movimientos y explotarlos, a fin de ser lo más fuertes posibles. Por ejemplo, la lucha contra la carne no sólo se debe a la defensa de los derechos de los animales, sino también, a la oposición a la destrucción de selvas y bosques que la ganadería conlleva y al desaprovechamiento de tierras para cultivos de alimentación de ganado, en lugar de utilizarlas para cultivar plantas con que alimentar a las personas que pasan hambre. En ese frente, habría que buscar la colaboración de ecologistas y defensores de los derechos humanos.
Igualmente, habría que apoyar a los trabajadores de industrias especistas que se pongan en huelga, siempre que sus reivindicaciones no lleven aparejado un
aumento de la productividad en sus industrias, ya que esos paros debilitan a las industrias especistas.
Podemos constituir una red de personas y colectivos que se dediquen a buscar todos los frentes y ramificaciones de la lucha por los derechos de los animales, a fin de encontrar complicidades y apoyos y de desarrollar nuestra lucha como una lucha que implica la defensa de los derechos humanos y que tiene mucho que ver con la lucha ecologista.
14. El desarrollo de esta estrategia para la revolución antiespecista se puede hacer, no sólo luchando dentro de las sociedades especistas sino, también desde fuera, fundando comunas cuyos habitantes vivan en paz con las demás especies animales, sin explotarlas ni oprimirlas o discriminarlas de ninguna manera.


8 TESIS TÃ?CTICAS ANTIESPECISTAS

1. La mayoría de colectivos liberacionistas son de ámbito local o nacional. Sin que esto sea malo en sí mismo, sería importante que la coordinación internacional se fortaleciera, ya que somos un mismo movimiento de ámbito global y tenemos mucho que aprender l@s un@s de l@s otr@s.
2. Hacen falta organizaciones de ámbito local (dado que es el más cómodo para funcionar en asamblea) que, unidas en esa federación global, organicen debates, conciertos, manifestaciones, propaganda, etc. y que intenten abarcar luchas de todo tipo en que estén presentes los derechos de los animales, como fenómeno global de lucha contra la opresión.
3. Podríamos organizar candidaturas electorales antiespecistas ya que, si bien no nos sería de gran utilidad, nos serviría para como forma de propaganda y
para quitar espacios al enemigo, además de aportarnos algo de dinero para la causa.
Los electos, en caso de haberlos, tendrían el compromiso de no dedicarse a la política de forma profesional y hacer todo lo que les dictaran las bases
y sólo lo que les dictaran las bases.
4. También es importante la constitución de coordinadoras locales, federadas en otras comarcales, provinciales, regionales, etc. que unan a todo el movimiento de organizaciones, medios de contrainformación, artistas, etc. en nuestra estrategia común.
5. Dentro de este movimiento, y siguiendo redes de afinidad, es donde se deben crear las células de combate de las fuerzas armadas de liberación animal.
Sería interesante que los principales focos de combate se concentren en aquel(los) país(es) en que la represión contrarrevolucionaria, tanto policial como
judicial y penitenciaria, sea menos dura. El combate, lógicamente, debe librarse tanto en áreas rurales como urbanas, sin embargo, es en las áreas rurales donde pueden establecerse bases estables que sirvan como santuarios para partisan@s huid@s, depósitos de armas y artefactos, campos de entrenamiento y aprendizaje, zulos, centrales de falsificación de documentos y otras infraestructuras que interese estén aisladas. Tanto más cuanto más aisladas se encuentren esas zonas.
Es posible que pueda establecerse en algún país una o varias âacademias privadasâ? legales donde los militantes animalistas puedan aprender el manejo de armas y/o artefactos incendiarios y explosivos, así como tácticas de guerrilla y combate cuerpo a cuerpo, en un ambiente igualitario y democrático.
6. Habría que hacer especial difusión de algunos temas, como la situación de l@s pres@s del movimiento, la lucha contra la zoofilia o el boicot a empresas y cuerpos armados que experimentan con animales o los utilizan para funciones policiales y/o militares.
7. Podríamos organizar lo antes posible la red de personas y colectivos que se dediquen a buscar las causas comunes con otros movimientos y ramificaciones
de la lucha por los derechos de los animales, a fin de coordinarnos con ell@s.
8. También nos vendría bien empezar a fundar las comunas donde activistas liberacionistas que quieran vivir en su propia sociedad puedan vivir sin discriminar a animales de otras especies.

This work licensed under a
Creative Commons license

Comentaris

Re: 33 tesis sobre las relaciones entre especies animales
18 jul 2006
n'hi ha que tenen poques feines! Com jo que m'he llegit aquesta merda.
Re: 33 tesis sobre las relaciones entre especies animales
18 jul 2006
n'hi ha que tenen poc cervell
Re: 33 tesis sobre las relaciones entre especies animales
18 jul 2006
El punt de partida (el patiment d'animals per a satisfer els homes) és totalment lloable. Tan de bo la cosa prosperés i aconseguíssim d'abolir el seu esclavatge!

Ara bé, hi ha una cosa que m'intriga: parles de combatres les estructures que perpetuen les desigualtats, però no dubtes a usar dos nivells de llenguatge: el popular (quan presentes les tesis i fas servir la lletra 'k') i el culte (en el redactat de les tesis, sense 'k'): la llengua del "poble" vs. la llengua del "poder"... Ho recalco perquè potser cal, alhora que combatem les estructures externes de dominació, desfer-nos també de les internes.

I a més (i perdona que insisteixi en l'aspecte lingüístic) quan parles d'una coordinació internacional, com es comunicarien els diferents membres entre ells? Ho deixaríem tot a mans de la "inèrcia" (o, millor dit, de la "mà negra del mercat") i seria, doncs, probablement en anglès? Ho dic perquè els que vivim a Catalunya experimentem en carn pròpia les bajanades del cosmopolitanisme mal entès, aquest que troba d'un mal gust provincià parlar en català a un nouvingut paquistanès (per a posar un exemple) quan podríem fer servir el castellà... llengua que li resulta igualment desconeguda.

En, fi, que a part d'aquestes menudeses les teves tesis són interessants perquè posen tota la carn a la graella (perdó!) i no s'estan per foteses que no fan sinó perpetuar el patiment de milions d'éssers. Dit altrament, la famosa disjuntiva entre revolució o socialdemocràcia.

Salut i amanides!
Re: a "Joan Vecord"
18 jul 2006
Espero resoldre't els dutbes lingüístics sobre mi:
· presento el text amb "k"s perkè és més ràpid (ara ho acabo de fer un altre cop), però l'escric amb "qu" perkè és més correcte i m'agrada ke els meus textos tinguin un redactat el més correcte possible.
· pel ke fa a la comunicació entre persones de diferents països, és veritat ke pot ser complicada, però, avui dia, molta gent parla més d'una llengua, la qual cosa facilita les coses, no trobes?
Hi ha gent ke li fa ràbia haver de parlar en anglès tant sovint, però hem de reconéixer ke, per la seva història, és una llengua molt estesa i, per tant, ens pot ser molt útil a l'hora de compartir experiències amb militants d'altres països (més en akest cas, tenint en compte ke el Regne Unit és el bastió mundial del moviment d'alliberament animal).
El català està molt bé i s'ha de defensar i parlar-ho a Catalunya, al Rosselló, a les Balears, a les zones del País Valencià on es parla, al Carxe, a Andorra, a la Franja de Ponent i fins i tot a l'Alguer, però (tot i ke dintre seu vivim 11 milions de persones, crec) fora de les seves fronteres no ens és massa útil. Si a més de català parlem castellà, ja ens podem comunicar amb un munt de gent de la resta d'Espanya, d'Amèrica Llatina, de Guinea Equatorial i amb alguns del Sàhara Occidental.
Si no sabem castellà, però si francés, amb els de France, Belgique, Luxembourg, Suïsse, Aoste, Québec, Haiti, Cameroun, Tchad, Madagascar, etc.
Cada llengua és útil en un (o més d'un) país o països, quant més llengües aprenem, amb més gent ens podrem comunicar.

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more