Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Veure comentaris | Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: antifeixisme : amèrica llatina
El ex presidente español, Asnar debe ser expulsado de México
24 feb 2006
Así las cosas, este ex inspector de hacienda, sin más conocimientos que los heredados de su familia franquista de pura cepa, pretende recorrer el mundo haciéndose pasar por intelectualoide que vela por la democracia y la libertad. Pero nada más lejos de la realidad, ya que si rescatamos algunas anécdotas de su pasado podemos desenmascarar su verdadero rostro reaccionario.
En estos últimos días estamos siendo testigos a través de los medios comerciales de comunicación de la presencia de José Maria Aznar, ex presidente español, en la campaña electoral del Partido Acción Nacional (PAN). Al parecer fue invitado entre otras cosas (no sabemos los negocios sucios que se pueden traer entre manos gente de esta calaña) para pedir el voto por Felipe Calderón Hinojosa, acto que debiera ser interpretado como una violación del artículo 33 de la Constitución Mexicana, que prohíbe que cualquier extranjero se inmiscuya en la política nacional.
En el pasado, apelando a este artículo, se expulsaron del país un sinfín de voluntarios extranjeros que trataban de velar por los derechos humanos en las comunidades en resistencia zapatistas. Por ello esperamos que esta vez se cumpla la ley y se expulse a este ex gobernante autoritario y mentiroso del país y se le impida regresar jamás por su clara descortesía hacía el pueblo mexicano.
Al parecer el ex mandatario vino a dar una conferencia en un hotel de la zona de Chapultepec y en la sede blanquiazul donde apoyó con descaro al gobierno de Fox y a la candidatura de Calderón. Asimismo encaró su discurso en contra de lo que él llama âgobiernos populistas latinoamericanosâ?, quienes son âel enemigo del progreso y de la libertad porque persiguen proyectos fracasadosâ? en clara alusión a los gobiernos de centro-izquierda que están surgiendo de las urnas en diversos lugares del subcontinente. También los calificó de âpopulismo demagógico revolucionarioâ? porque âofrecen la recompensa de un mundo mejor que no llegaâ? y porque âson populismos que necesitan de enemigos externos para alimentar resentimientos y odios, la base de su poderâ?.
Así las cosas, este ex inspector de hacienda, sin más conocimientos que los heredados de su familia franquista de pura cepa, pretende recorrer el mundo haciéndose pasar por intelectualoide que vela por la democracia y la libertad. Pero nada más lejos de la realidad, ya que si rescatamos algunas anécdotas de su pasado podemos desenmascarar su verdadero rostro reaccionario.
De sus actividades en los años setenta podemos rescatar sus artículos incendiarios en contra de una constitución democrática para España. En los posteriores ochenta lo encontramos de figurante de teatro como delfín del ex ministro franquista Manuel Fragua Iribarne, aprendiendo política de un personaje con decenas de sentencias de muerte en su haber. En los noventa, ya en la dirección del partido, lo encontramos como participante en una conspiración en la que se recurrió a la corrupción, la manipulación de la justicia y los pagos al margen de la ley a testigos protegidos, para sacar del poder al âpartido socialistaâ? de Felipe González, quien ya se encontraba totalmente desacreditado por sus propios actos.
Una vez en el poder el cúmulo de despropósitos fue increscento hasta rozar el surrealismo. Fue el encargado de finalizar el proceso privatizador emprendido por los âsocialistasâ? asestando un golpe de muerte a los sistemas públicos de salud y de educación. También instauró una política de inmigración puramente fascista, con la consecuente explotación sin escrúpulos de los trabajadores que logran atravesar a diario el estrecho de Gibraltar con vida. Se mostró insensible ante la contaminación al ser culpable de la marea negra del Prestige por tratar de alejar el barco a aguas internacionales y lavarse las manos como Judas Tadeo. Fue un mandatario que despreció la opinión de su pueblo al lanzarse a la guerra de colonización de Irak junto con el gobierno gringo. Pero su pecado más grave fue engañar a sus ciudadanos pasando por encima de doscientas victimas, sólo con el pretexto de no perder las elecciones que se celebraron tres días después del atentado terrorista del 11 de marzo de 2004. En este contexto no sólo ocultó pruebas a la ciudadanía, sino que subyugó a los medios de comunicación nacionales, así las cosas su pueblo sólo pudo hacerse cargo de tamaña manipulación por la existencia de los medios de comunicación extranjeros que llegan a través del satélite. Este pecado fue la gota que colmo el vaso y no fue perdonado por la ciudadanía, de ahí que ahora se dedique a presidir una fundación profascista llamada FAES dedicada a promover las ideas reaccionarias por el mundo disfrazándolas de democráticas, modernas y liberales.
http://chiapas.mediosindependientes.org/display.php3?article_id=119059


Olé, señor ´Ansar´
El Universal, 23/02/2006

ESTA semana el Partido Acción Nacional (PAN) ha cometido un error garrafal que muestra claramente hacia dónde quisiera dirigirnos, en el remoto caso de que ganara las elecciones.

En primer lugar, al haber invitado a una reunión proselitista a uno de los hombres que más daño ha causado a su país, como es el caso del señor José María Aznar, ex presidente del gobierno español.

En segundo lugar, durante la reunión mencionada, con todo desparpajo, como según ha de creerse corresponde a un castizo de origen, el señor Aznar se dio el lujo de intervenir de lleno en nuestro proceso electoral y pidió a los mexicanos que en las próximas elecciones en nuestro país voten por el PAN y su candidato, el señor Felipe Calderón.

Seguramente los panistas no midieron las consecuencias de tal llamamiento, que los coloca junto a una persona enemiga de la democracia y sobre todo belicista, a las órdenes del imperio de al lado, como bien lo demostró con la guerra de intervención en contra de Irak, que muchas vidas y desprestigio le ha costado al pueblo español por la irresponsabilidad de quien era en esa época su jefe de gobierno, convertido hoy en propagandista panista.

Todos nos acordamos de la famosa foto de las Azores, donde el jefe de la banda, el señor Bush, junto con el todavía primer ministro inglés, el señor Blair, se pusieron a la cabeza de la intervención armada. A pesar de las recomendaciones de la ONU, en donde el representante español y la entonces ministra de Asuntos Exteriores, la señora Palacio, dieron cuenta clara de para quién trabajaban en realidad. No era para defender la democracia, sino para apoyar la causa belicista del imperio estadounidense.

Han pasado varios años que han puesto al descubierto que no había razones reales para la intervención; ésta se hizo con mentiras difundidas a los cuatro vientos, lo cual les ha costado, y les seguirá costando, miles de vidas de seres humanos enviados a una guerra de ocupación, de la que ahora no encuentran salida y, al contrario, cada día se hunden más en el lodazal en el que se ha convertido la invasión a Irak.

Hasta la fecha no hemos oído o leído alguna, aunque fuera mínima, autocrítica del hablador señor Aznar por el grave error que cometió. Ahora que se sabe de las mentiras difundidas, y que también se sabe de las salvajadas que se han realizado y continúan contra inocentes, no dice ni se le ocurre explicar absolutamente nada y se presenta como defensor de la democracia, de los derechos humanos. Qué cinismo y desvergüenza.

Cuando ocurrieron los criminales atentados en Atocha, lo primero que se le ocurrió al gobierno del Partido Popular español fue echarle la culpa a ETA y de nuevo se volvió a equivocar y tuvo que reconocer su error, metiéndose en más problemas de los que ya de por sí traía en la bolsa.

La actuación del señor José María Aznar, en los largos años que gobernó España, no se destacó por ser la de un demócrata; al contrario, hacía lo que le era posible por reducir las libertades.

Su alianza con la reaccionaria Iglesia española, a la cual se plegó, le rindió beneficios, al igual que lo ha hecho dicha iglesia apostólica y romana desde la dictadura de Francisco Franco.

El mejor ejemplo de lo que representa el partido del señor Aznar lo tenemos actualmente con las actitudes de sus dirigentes, quienes en todo momento tratan de desestabilizar al gobierno del presidente José Luis Rodríguez Zapatero, que ha tenido la paciencia de aguantarlos y demostrar de qué lado está la democracia y, sobre todo, el respeto a los derechos humanos.

Lo mejor que podría hacer el señor "Ansar", como le dice su amigo y verdadero jefe, es irse al rancho de Texas, a ver si ahora ya se aprendió su nombre, donde siempre los empleados son bien recibidos y, por lo visto, recompensados, y dejarnos en paz, que los mexicanos no le hemos hecho nada a tan distinguido propagandista del PAN.

Si estos son los apoyos externos que el panismo exhibe estamos seguros de que no sólo no mejorará en las encuestas, sino que, afortunadamente, irán hacia abajo, pues lo único que le falta a este país es seguir los pasos del Partido Popular español en México.

Muy flaco favor les ha hecho el señor Aznar a los panistas con su presencia y sus declaraciones, que gracias a nuestra Constitución las puede expresar sin el menor recato ni respeto al proceso electoral que estamos viviendo.

Aunque el vocero presidencial mencionó el día de ayer que la Secretaría de Gobernación estaba analizando la eventualidad de citar al señor Aznar por sus declaraciones intervencionistas.

Ahora sólo falta que los panistas inviten al señor Bush o alguno de los destacados miembros del Partido Republicano de Estados Unidos para tener la película completa de por dónde va este partido.

Sería muy bueno y sobre todo aleccionador que el ex presidente español en verdad conociera qué ha realizado el actual gobierno panista, sumido al final de su mandato en la corrupción y también en la inoperancia en todos los campos.

Los votantes deberán tener en cuenta cuáles son en realidad las propuestas del Partido Acción Nacional y de su candidato, pues apoyarse en cartuchos quemados y belicistas como el señor Aznar es un tremendo error que afortunadamente lo pagarán en las urnas.

Enrique del Val Blanco
Analista político y economista
http://www.eluniversal.com.mx/editoriales/33450.html

Aznar y Felipe (el de aquí)
Adolfo Sánchez Rebolledo
La Jornada
Jueves 23 de febrero de 2006

Muy preocupado debe estar Felipe Calderón tras el apoyo abierto del ex presidente español José María Aznar a su candidatura. Y no sólo porque dicha adhesión viola las leyes mexicanas, sino por lo que representa como figura política el líder espiritual del Partido Popular, amigo de Bush y defensor de la guerra de Irak, entre otras hazañas, ahora transfigurado en una especie de profeta en contra del "populismo revolucionario". El discurso de Aznar, tan alejado en sus términos del centro que dice representar, es un mensaje claro al mundo empresarial y a la derecha mexicana para impedir el triunfo de López Obrador y, en ese sentido, un acto intolerable de intervencionismo que nada bueno añade a las relaciones entre ambos países.

Ayer mismo un colaborador editorial de Reforma (Manuel J. Jáuregui)creía reconocer sin "hipérboles y referencias veladas, u oblicuas" que ése era el sentido de las palabras de Aznar, incluso si hasta ese momento no daba nombres, pues le parecía "entendible" la delicadeza de un extranjero hablando fuera de su país. Eso, claro, antes del elogio a Calderón.

En fin, fuera de todo formulismo diplomático, es muy lamentable que el jefe político del mayor partido de la oposición española pronuncie en medio de la contienda electoral la única frase que por ley y consideración hacia los demás contendientes debió abstenerse de expresar: "Deseo que Felipe Calderón sea el nuevo presidente de México, por el bien de todos los mexicanos". Y más: "México debe elegir entre la estabilidad y la aventura, entre la serenidad política y la demagogia; espero naturalmente que el PAN se vuelque con todos sus candidatos, para darle a todos, darnos a todos, esa gran oportunidad". Nadie discute su derecho a opinar sobre este asunto en España o en Gergetown, pero es muy desafortunado que lo haga aquí, cuando incluso las autoridades electorales están pidiendo moderación a los actores políticos para no enturbiar más las aguas.

Esta intromisión es inaceptable. México tendrá elecciones muy pronto y serán decisivas tanto por los contenidos de la disputa electoral cuanto porque en ella se verá hasta qué punto se han consolidado los mecanismos democráticos y la aceptación general de sus reglas. Los ciudadanos mexicanos no deseamos que los comicios se conviertan en el punto terminal del debate nacional: no esperamos un vencedor y muchos vencidos, sino la apertura de una nueva agenda que ponga al país en un curso de crecimiento y mejor distribución del ingreso, es decir, ante un horizonte de renovación marcada por la inclusión y el mejoramiento de las instituciones. Situar el conflicto electoral en términos de una guerra a muerte contra una fuerza que actúa en la legalidad y compite con procedimientos y recursos legales, sea ésta el populismo real o imaginario (u otra cualquiera), induce a la desestabilización, corrompe el clima político y divide irremediablemente al país.

La democracia mexicana ya tiene bastantes problemas propios como para importar los ajenos. Y, sin embargo, eso es lo que está pasando. El intento de convertir a López Obrador en el "Chávez mexicano" no es más que una jugarreta para hacer de la contienda electoral un conflicto irresoluble que de antemano reduzca o quite legitimidad al posible triunfo del candidato que no se avenga a cumplir con los dictados de gente como Aznar y los intereses que éste representa.

Hay que decirlo con toda claridad: se está conspirando contra la mera posibilidad de un cambio de ruta, contra el derecho de la ciudadanía a elegir un gobierno distinto a los precedentes y, por lo mismo, dispuesto a revisar con nuevos ojos los grandes y no resueltos problemas nacionales.

Aznar acude en auxilio de Fox y el panismo para dar expresión a los sentimientos confusos y mal articulados del propio Presidente mexicano, cuyo horror a las ideologías se transformó en desconfianza hacia las ideas, en rechazo a las complejidades del discurso, en chatez para conducir al país en un momento crítico de grandes cambios. El foxismo no hizo nada para elevar el nivel general de la política. Todo lo contrario: su obra fue devastadora, deliberadamente vulgarizadora e intrascendente, al punto de poner en riesgo la continuidad del Gran Proyecto que hoy Aznar pide relanzar teniéndolo a él como caudillo moral. ¡Que te sea leve, Felipe!
http://www.jornada.unam.mx/2006/02/23/028a1pol.php


A destiempo, Gobernación reconviene a Aznar y al PAN.
Subsecretarios envían comunicados a 24 horas de las declaraciones.
Llama al ex mandatario español a respetar las leyes mexicanas.

JOSE ANTONIO ROMAN
La jornada
Jueves 23 de febrero de 2006

En sendos comunicados, la Secretaría de Gobernación reconvino al ex presidente del gobierno español José María Aznar, para que cuando se encuentre en territorio nacional observe estrictamente nuestras leyes; en tanto, al dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), Manuel Espino, le solicitó que advierta a los visitantes extranjeros que nuestra Constitución dispone que no pueden inmiscuirse en asuntos políticos del país.

Lo anterior, luego de que el pasado martes, en un foro organizado por el PAN, el ex mandatario español expresara abiertamente su apoyo al candidato presidencial de Acción Nacional, Felipe Calderón Hinojosa, e incluso caracterizara a la actual coyuntura mexicana como un momento de decisión entre la estabilidad -representada por el abanderado panista- y la ''aventura'' y el ''populismo''.

A estas declaraciones, la Secretaría de Gobernación reaccionó hasta ayer por la noche, cuando Aznar ya volaba de regreso a Madrid. La misiva debió ser entregada a la embajada de España.

En un comunicado, la dependencia responsable de la política interna de México informó que por ''instrucciones'' del secretario Carlos Abascal Carranza se enviaron ambas comunicaciones. La dirigida a Aznar está firmada por el subsecretario de Población, Migración y Asuntos Religiosos, Lauro López Sánchez. En ella se reconviene al ex mandatario y se le señala que ''con fundamento en las disposiciones'' constitucionales, ''los extranjeros no podrán de ninguna manera inmiscuirse en los asuntos políticos del país''.

Asimismo, se le recuerda que en México ''respetamos y fomentamos nuestra profunda tradición respecto a la autodeterminación de los pueblos y la no intervención'', como principios normativos de la conducción política de las naciones, como lo establece el artículo 89 de la Constitución.

La segunda comunicación, suscrita por el subsecretario de Asuntos Jurídicos y Derechos Humanos, Pablo Muñoz y Rojas, está dirigida al dirigente nacional panista, Manuel Espino, anfitrión de Aznar durante el acto que tuvo lugar en la sede nacional del partido blanquiazul. En esa misiva se le solicita ''advertir'' a los visitantes extranjeros las limitaciones establecidas con claridad en la ley.

Para la Secretaría de Gobernación, tras la emisión de ambas comunicaciones se deja en claro que la actuación en materia política de los visitantes extranjeros se encuentra debidamente reglamentada, por lo que en todo momento se hará valer la ley, particularmente para el sano desenvolvimiento de los procesos electorales.
http://www.jornada.unam.mx/2006/02/23/003n1pol.php



''Lógico'', el apoyo de la derecha española: Calderón.
AMLO, Mercado y Campa critican al conservador Aznar.
Su respaldo, una ''opinión personal'', asegura el panista.

La Jornada
Jueves 23 de febrero de 2006

Tres candidatos presidenciales criticaron las declaraciones del ex presidente del gobierno español José María Aznar en las que promovió el voto a favor de su contrincante del PAN, Felipe Calderón, mientras el panista buscó minimizar y deslindarse de este hecho.

Los mexicanos no necesitamos ''que vengan príncipes conservadores o líderes extranjeros'' a tratar de solucionar los problemas del país, señaló el candidato de la alianza Por el Bien de Todos, Andrés Manuel López Obrador, mientras Patricia Mercado dijo que Aznar debe ofrecer disculpas, y Roberto Campa calificó los señalamientos del político español de ''impertinentes''.

En contraposición, Calderón dijo agradecer el comentario del ex dirigente del Partido Popular, el cual fue ''simplemente una opinión personal y nada más''.

López Obrador ironizó que el respaldo del ex presidente de España a Calderón se debe a que el candidato panista ''no levanta ni con la levadura que le ponen a los Gansitos'', pero advirtió que en México ya pasó el tiempo en que ''nos querían engañar con cuentas de vidrio''. También consideró irrelevante exigir a la Secretaría de Gobernación que pida una explicación a Aznar, ''porque es tanto como pedir peras al olmo''.

No debe extrañarnos...

Entrevistado al llegar al aeropuerto de Colima, donde inició la última gira de su primera etapa de campaña, consideró ''lógico que haya un apoyo de la derecha de España al partido de derecha de México. No debe extrañarnos. Y no hay que preocuparnos porque ya pasó el tiempo, han transcurrido varios siglos de aquella época en que nos engañaban con cuentas de vidrio. Ya el pueblo de México no se deja engañar''.

A final de cuentas, expuso, así actúan las derechas en todo el mundo y ''en todas partes tiene como doctrina la hipocresía y van a solicitar el apoyo a la derecha de otros países, eso es normal''.

-¿No es violatorio de la ley?

-Yo no sé qué establezca la ley en este caso, pero yo no lo veo mal. Además, yo estoy muy tranquilo, muy confiado, porque el pueblo de México está muy consciente. No acepta recomendaciones de ningún personaje del extranjero.

Por su parte la candidata presidencial del Partido Alternativa Socialdemócrata y Campesina (PASC), Patricia Mercado, señaló que el ex jefe del gobierno español debería ofrecer una disculpa por intervenir en la política mexicana.

Antes de reunirse con empresarias de Iztapalapa, consideró lamentable que el ex presidente de España, derrotado en las pasadas elecciones por promover la guerra y la intervención en Irak, viole las leyes mexicanas.

Asimismo, en Naucalpan, Roberto Campa Cifrián, candidato presidencial del Partido Nueva Alianza, calificó de ''impertinentes'' las declaraciones de Aznar y demandó al Instituto Federal Electoral sancionar al PAN por violentar disposiciones legales que prohíben la participación de extranjeros en política nacional.

''Me parece que son impertinentes las declaraciones del señor Aznar; si las hubiera hecho en España hubiera sido intrascendente, pero lo vino a hacer aquí, invitado por el PAN'', expresó el candidato.

Por su parte, Calderón agradeció el comentario de Aznar. Cuando se le preguntó si el político español violó el artículo 33 de la Constitución, resaltó que serán las propias instancias gubernamentales las que harán una valoración respecto del tema. No obstante, insistió en que las declaraciones del ex mandatario sólo constituyen ''una opinión que se externó a pregunta expresa de alguien, y se acabó''.

Frente al interés de la prensa sobre el tema, puntualizó que no está buscando el respaldo del ex jefe de gobierno español: "Simple y sencillamente él estuvo en una visita a la ciudad de México; ha tenido por cierto varias en los últimos meses para presentar un libro, para hacer otras cosas, y tengo una relación respetuosa con él, pero esta campaña la estamos haciendo y la haremos exclusivamente los mexicanos''.

Por lo demás, el michoacano manifestó tener coincidencias y discrepancias con el político español. El punto discrepante más claro se presentó cuando aquél se dedicó a promover la intervención en la guerra contra Irak, posición que ''yo rechazo profundamente y celebro que el gobierno mexicano lo haya rechazado. Ahí evidentemente hubo una equivocación por parte de ese gobierno'', enfatizó.

En un recorrido por municipios del estado de México, el candidato presidencial evitó juzgar la decisión de su partido de traer a Aznar para que promoviera el voto a favor del PAN y de su candidatura, y reiteró que a él lo que le ayuda y le apoya es lo que externan los mexicanos y los ciudadanos no sólo del PAN, sino de cualquier otro partido, hacia la campaña electoral.

Pese a esta posición, integrantes del equipo de campaña de Calderón criticaron en corto la actuación de Aznar, pues a su parecer sus declaraciones no ayudan a su candidaato.

(Enrique Méndez, Georgina Saldierna, Claudia Herrera y Silvia Chavez, corresponsal)
http://www.jornada.unam.mx/2006/02/23/005n1pol.php




Justifica Lujambio su asistencia al acto panista

Aznar, torpe e inamistoso, advierte Méndez Silva
JESUS ARANDA Y ELIZABETH VELASCO C.

La Jornada
Jueves 23 de febrero de 2006

La declaración del ex jefe de gobierno español José María Aznar en favor de la candidatura de Felipe Calderón, constituye un acto ''inamistoso y torpe'', donde el más perjudicado fue el propio candidato panista, por la falta de calidad moral del visitante, quien representa ''a la más rancia derecha española'', sostuvo el especialista en derecho internacional e integrante del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México, Ricardo Méndez Silva.

El académico dijo que este tema merece un tratamiento más político que jurídico, toda vez que ocurre en un momento en el que la competencia electoral en México es muy reñida, y se habría esperado que Aznar hubiera tenido más criterio al hablar.

Añadió que si bien en este mundo globalizado es cada vez más difícil que funcionarios o ex funcionarios extranjeros que vienen al país se abstengan de emitir comentarios sobre la vida interna de México, habrá que apelar a la madurez y calidad moral de los declarantes.

En el caso concreto de Aznar, consideró Méndez Silva, es de todos conocido el servilismo con el que actuó durante el conflicto en Irak, en apoyo incondicional al presidente de Estados Unidos, George W. Bush, y del primer ministro británico, Tony Blair, lo que le acarreó que actualmente no tenga ''autoridad moral'' para proponer a candidato alguno. Lo que dijo la noche del pasado martes en apoyo de Calderón está totalmente ''desfasado'', sostuvo el investigador, ya que trata de ejercer influencia en diversos países de América Latina, incluido México, en contra de lo él llama ''populismo''.

Sin embargo, Méndez Silva cuestionó: ¿de qué calidad moral puede hablar un personaje como Aznar, si ante su propio pueblo perdió toda credibilidad cuando acusó a ETA de haber sido la culpable de las explosiones del 11 de marzo del año pasado en Madrid? Paradójicamente, sostuvo el académico, el más perjudicado con sus declaraciones de apoyo a Calderón fue el propio candidato panista, porque de manera alguna le puede beneficiar el apoyo de un hombre que carece de toda autoridad moral.

Por otra parte, el comisionado del Instituto Federal de Acceso a la Información Pública (IFAI), Alonso Lujambio, rechazó que este martes hubiera violado el marco legal al asistir en horario laboral a un foro donde coincidió con José María Aznar y diversas figuras panistas.

Aunque admitió su amistad con Felipe Calderón Hinojosa ''desde hace muchos años'', el ex consejero del Instituto Federal Electoral negó su ''simpatía'' por el blanquiazul y consideró que el organismo ''se excedió'' con el acuerdo de neutralidad que establece que los funcionarios públicos tienen prohibido asistir a actos electorales en días hábiles.

En cuanto a su presencia en el mencionado foro, argumentó: ''Acudí a dar mi opinión sobre los sistemas de partidos en dos países que se colapsaron a partir del populismo; no sé en qué democracia vivo si no puedo hacer eso en el marco de la ley''.

Además declinó opinar si el presidente honorario del Partido Popular de España violó el marco legal mexicano con sus declaraciones en favor de Calderón: ''No sé qué dijo Aznar, yo estaba en el hotel Camino Real, él hizo sus declaraciones en otro lugar'', precisó.

-¿Acudió este martes a un acto invitado por el PAN?

-No, yo fui invitado por dos fundaciones de estudios e investigaciones a presentar una ponencia sobre el estado que guardan los partidos políticos en América Latina. Fue una actividad académica que, en términos de la ley de transparencia, los comisionados pueden desplegar en todo momento.

-¿Asistió a la plática de Aznar?

-Fue inmediatamente después de mi conferencia, en el contexto de ese acto. Por supuesto que me quedé a escuchar a Aznar, porque habría sido una grosería que uno de los participantes me invite y acto seguido me marche.

-¿Es usted panista?

-No lo soy. Mi padre fue un destacado militante de ese partido y estoy orgulloso de la labor política que desplegó hace 30 años.

-¿Simpatiza con el PAN?

-Ese es un dato personal.
http://www.jornada.unam.mx/2006/02/23/006n1pol.php


i....mucho más en:
http://barcelona.indymedia.org/newswire/display/239124/index.php

PS. Que lo boten ya del país mexicano y lo manden a hacer sus partidas de dominó en Quintanilla de Onésimo (Redondo)

This work is in the public domain

Comentaris

Re: El ex presidente español, Asnar debe ser expulsado de México
24 feb 2006
acabo de llegir que el govern socialista espanyol ha defensat a capa y espada la ingerencia d'Asnart en la campanya electoral mexicana, fet que incompleix la legislacio d'aquell pais. el govern mexica ha fet saber a l'ambaixada espanyola de mexic que l'actuacio d'Asnart anava en contra les lleis del pais, i el govern espanyol ha dit que si Asnart era un gran personatge de la politica espanyola, que que vols que sigui aquesta legislacio mexicana,....
patetic, realment patetic
Re: El ex presidente español, Asnar debe ser expulsado de México
24 feb 2006
Tant l´Aznar, com el govern espanyol (Amb el seu suport) han violat una llei bàsica de la política de Mèxic. Jo visco aquí a Mèxic.
El país nessessita,després de 80 anys,un torn a l´esquerra.
QUE CALLIN L'Ã?SNAR i EL GOVERN espanyol. FATXES
El ex presidente español violó la ley, reconoce González Morfín
24 feb 2006
"La responsabilidad es de él y sólo de él", sostiene.

VICTOR BALLINAS Y ROBERTO GARDUÑO
La Jornada
Viernes 24 de febrero de 2006

Las fracciones parlamentarias de PRD, PRI, PVEM, PT y Convergencia, con el voto en contra del PAN, aprobaron un punto de acuerdo para solicitar al Ejecutivo federal que, por conducto de la Secretaría de Gobernación, reconvenga al ex mandatario español José María Aznar por sus declaraciones en favor del candidato presidencial panista, Felipe Calderón Hinojosa. Solicitan, además, que por la vía diplomática informe al ex presidente sobre el contenido del artículo 33 constitucional, para que en sus próximas visitas al país se abstenga de intervenir en los asuntos políticos nacionales.

El coordinador de la fracción del PAN en la Cámara de Diputados, José González Morfín, reconoció que es evidente que Aznar violó la ley, pero subrayó que "él, y sólo él, es responsable de sus palabras. Si no conocía las leyes mexicanas, eso no lo exime de responsabilidad".

-¿Pero el líder de su partido lo invitó a platicar con ustedes?

-Sí, pero no lo invitó a hacer campaña. Que cada quien asuma su responsabilidad, comenzando por el señor Aznar -respondió el legislador blanquiazul.

En entrevista, se le cuestionó respecto de que los partidos opositores al PAN han sugerido denunciar a ese partido ante el IFE: "Que el IFE tome su responsabilidad a cuestas. Esto no fue un asunto del partido, fue de una persona, del ex presidente español, que en una reunión en el partido vierte esos comentarios; éstos son responsabilidad de quien los dice".

Ayer no hubo debate sobre este punto de la agenda, que fue modificado porque la víspera la Junta de Coordinación Política había aprobado un punto de acuerdo para aplicar el artículo 33 al ex gobernante español, pero al enterarse los diputados que éste ya había abandonado el país -12 horas antes-, se modificó la propuesta y se propuso reconvenirlo.

Jesús González Schmal, diputado por Convergencia, sostuvo que la participación de Aznar en favor de Calderón no es un asunto "incidental, ligero, y entraña una gravedad profunda, porque no sólo es una transgresión flagante a la Constitución, y no por cualquier persona, sino por un ex presidente del gobierno español.

"Pero además, el señor Aznar prácticamente vive la mitad de su tiempo en México haciendo negocios; está trayendo inversionistas españoles y en su propio país está cuestionado por traer dinero del tráfico de drogas a través del estrecho de Gibraltar."

Por su parte, la fracción del PRI, en voz del diputado Homero Díaz Rodríguez, preguntó al PAN que si al expresar "José María Aznar su apoyó a Calderón, y que va a seguir dándole apoyo, ustedes, como partido, a qué tipo de ayuda se refieren: económica, política o de estrategia electoral".
http://www.jornada.unam.mx/2006/02/24/014n2pol.php


Espino se mofa de lloriqueos por la visita de Aznar.

CLAUDIA HERRERA BELTRAN
La jornada
Viernes 24 de febrero de 2006

Satisfecho porque la Secretaría de Gobernación no le llamó la atención al PAN, el dirigente blanquiazul, Manuel Espino, señaló que ojalá el comunicado gubernamental acerca de las declaraciones del político español José María Aznar en favor de Felipe Calderón no sea la respuesta fácil a los lloriqueos, a una "presión chantajista de la oposición, que ve moros con tranchete".

Con tono retador, aseguró que quien se ha inmiscuido en la política mexicana es el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, por medio de su ex embajador Vladimir Villegas, "pero no hemos lloriqueado por eso".

Sin embargo, en noviembre pasado Espino dio "gracias a Dios" de que Villegas ya no fuera embajador en México y lo acusó de haberse dedicado a apoyar actividades del partido de Andrés Manuel López Obrador, y con ello el "populismo de Estado más parecido" al de Chávez.

Al día siguiente de haber recibido el comunicado, el dirigente partidista declaró a la prensa que acababa de leer el texto y se dijo "muy satisfecho", porque lejos de que Gobernación lo reconviniera, le hizo una "atenta sugerencia" para que cuando invite a algún extranjero le recuerde las leyes mexicanas.

El líder blanquiazul aseguró que no tiene ningún "cargo de conciencia" por las declaraciones proselitistas del ex presidente del gobierno español en favor de Calderón, porque en su opinión el político extranjero y el PAN han sido respetuosos de la ley.

Sobre las declaraciones de López Obrador de que el michocano no repunta y por eso pide el apoyo al extranjero, dijo que son "posiciones francamente absurdas, como muchas que suele asumir".

Luego enfiló sus críticas al presidente venezolano. "Chávez se ha inmiscuido, lo hizo por conducto del ex embajador de Venezuela en México, que llegó incluso a participar en reuniones del PRD, partido que llegó a enviar a diputados federales a participar en actos políticos públicos de Venezuela, y no hemos lloriqueado por eso"

Y agregó: "simplemente hemos dicho que Chávez y AMLO son como hermanos gemelos en el pensamiento, en la actitud, en la posición de ciudadanos, pero no hemos lloriqueado".

Descartó que la imagen de Aznar afecte la campaña de Calderón, porque "afortunadamente en el momento en que él tomó la decisión, respetable desde mi punto de vista", de apoyar la guerra en Irak, ni el PAN ni el presidente de México la compartieron.

En opinión de Espino, el pronunciamiento de Aznar es válido, porque en una época de globalización es impensable, sería absurdo pretender detener las expresiones de líderes de uno u otro países sobre la vida de otros pueblos.

Al defender la postura de Aznar, dijo que el espíritu de la Constitución es claro, porque señala que los extranjeros no podrán de ninguna manera inmiscuirse en los asuntos de México, "pero se refiere a invasiones", a que estados ajenos a México vengan a tomar una parte activa en la política mexicana.
http://www.jornada.unam.mx/2006/02/24/014n3pol.php

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more