Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per mail aquest* Notícia
Notícies :: ecologia : amèrica llatina
Emplazan a ecologista español a dejar el país. México
03 des 2005
Mérida, Yuc., 1º de diciembre. El ambientalista español Angel Francisco Rodríguez Barrera, asesor de grupos ecologistas y crítico de varios proyectos del gobierno
Emplazan a ecologista español a dejar el país

Luis A. Boffil Gómez, corresponsal
La Jornada
02/12/2005

Mérida, Yuc., 1º de diciembre. El ambientalista español Angel Francisco Rodríguez Barrera, asesor de grupos ecologistas y crítico de varios proyectos del gobierno estatal panista y de la delegación de la Semarnat, fue emplazado por el Instituto Nacional de Migración para que abandone definitivamente el país a más tardar en 15 días por presuntas actividades ''ilícitas'', que no especificó la dependencia.

Su colega argentino Miguel Angel Ricci, con 12 años de residencia en Yucatán, también podría ser señalado como persona no grata por el secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales de la entidad, Ramiro Rubio Ortiz, quien acusa a ambos activistas de intervenir en la política interna, aunque los afectados aseguraron que el trasfondo se relaciona con casos como el proyecto Metropolisur, que la semana pasada fue vetado por el Congreso local.
http://www.jornada.unam.mx/2005/12/02/index.php

Inadmisible

Un funcionario no puede ni debe perseguir a un ciudadano, así sea extranjero, por ejercer su derecho a la libertad de expresión, destaca el ómbudsman Sergio Salazar Vadillo, al comentar la denuncia del delegado de la Semarnat contra los investigadores ecologistas Miguel Angel Ricci Antón y Angel Francisco Rodríguez Barrera.

Es inadmisible que un funcionario persiga a ciudadanos por ejercer su derecho a la libertad de expresión, señaló ayer el ombudsman yucateco Sergio Salazar Vadillo, en referencia a la denuncia que el delegado de Semarnat, Ramiro Rubio Ortíz, interpuso ante el Instituto Nacional de Migración en contra de los investigadores ecologista Miguel Angel Ricci Antón y Angel Francisco Rodríguez Barrera.
—Los derechos humanos no tienen nacionalidad ni se pueden circunscribir a una jurisdicción, y el capitulo I, titulo primero, de la Constitución Política, otorga a los extranjeros los mismos derechos de que gozamos los mexicanos, subrayó.
Salazar Vadillo insistió en que “los investigadores pueden sentirse tutelados por el marco constitucional, y saber que no pueden ser objeto de represalias por su libre manifestación?.
Indicó que el articulo 33 es violatorio de las garantías individuales y que el propio Presidente de la República ya turnó una propuesta de modificación al Congreso para conceder derecho de audiencia a los extranjeros, antes de determinar su expulsión del país.
Sin embargo, dijo, el artículo claramente señala que actualmente los extranjeros no deben inmiscuirse en política, entendida ésta como partidos políticos, campañas políticas, elecciones, etc.
—En consecuencia, externar opiniones sobre temas que nos preocupan a todos, como el medio ambiente, no implica intervención alguna en la política nacional, expresó.
En materia de derechos fundamentales, los extranjeros tienen total libertad de expresión y nadie en México puede ser perseguido por sus expresiones, acotó.
Insistió en que la actitud de Ramiro Rubio no es la que se espera de los funcionarios, pues los ciudadanos aprecian más la tolerancia para entender las críticas, tomar lo bueno y enderezar el camino.
La denuncia que interpuso Ramiro Rubio en contra de los investigadores es una forma de presionar, es una “disuasión hacia el ejercicio de los derechos individuales?.
Es lamentable, indicó, que haya funcionarios que no sepan aceptar los puntos de vista y propuestas de las asociaciones civiles y organizaciones no gubernamentales, las cuales deberían aprovechar para revisar sus acciones y corregirlas, en caso de que así proceda. Cuando hay intolerancia, quien más se exhibe es el propio funcionario.
Los investigadores interpusieron su queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos, pero por tratarse de una dependencia federal, la autoridad acusada (Semarnat), la Codhey no tiene competencia y, por lo tanto, turnó la queja a la Comisión Nacional de Derechos Humanos.
(Dorcas Arelly Mijangos)
http://www.poresto.net/index.php?tim=26-12-2005&ID=52139



Intolerancia

Eso evidencian las autoridades que persiguen a sus críticos, señala el investigador del Cinvestav, Eduardo Batllori Sampedro, al comentar la denuncia que el delegado de la Semarnat en Yucatán, Ramiro Rubio Ortiz, presentó ante el Instituto Nacional de Migración contra los reconocidos ambientalistas Miguel Angel Ricci Antón y Angel Francisco Rodríguez Barrera

La persecución contra quienes critican la actuación de los funcionarios públicos denota una extrema sensibilidad, una total intolerancia y la imposibilidad de crear consensos, señaló ayer el investigador Eduardo Batllori Sampedro, quien criticó la inmovilidad gubernamental para defender y proteger nuestro medio ambiente.
Ayer informamos que el delegado de la Semarnat, Ramiro Rubio Ortíz, presentó una denuncia ante las autoridades del Instituto Nacional de Migración contra Miguel Angel Ricci Antón y Angel Francisco Rodríguez Barrera, asesores ambientales del Foro por la Defensa de Nuestros Ecosistemas Peninsulares, a quienes acusa de intervenir en política, en razón de las posiciones públicas que ese foro asumió ante la sección dedicada al medio ambiente del IV Informe de Gobierno de Patricio Patrón Laviada.
Al respecto, Batllori Sampedro, investigador del Cinvestav y asesor de diversas comunidades, señaló que a Miguel Angel Ricci lo conoce desde hace tiempo y es un arquitecto muy preparado, inmerso en acciones de ecología humana, con una visión mas holística de los problemas. Destacó que los puntos de vista que ha externado Ricci Antón han sido precisos y técnicos.
Señaló que, afortundamente, cada vez hay una conciencia social más fuerte, representada por diferentes grupos y personas.
—Vale la pena aprender de las aportaciones de la visión de estos grupos que se han formado para la defensa de ecosistemas peninsulares, expresó.
El investigador lamentó la persecución que Rubio Ortiz emprendió contra los dos ambientalista y señaló que lo correcto sería que se apoyara y tomara en cuenta su trabajo, ya que ambos están luchando por el mismo objetivo, el ambiente.
El hecho que se haya formado una comisión frente al Congreso para exponer varios de los problemas es un paso fundamental, es parte de la democratización, la democracia no es sólo electoral, sino que tiene que trabajar a todos los niveles.
Insistió en que este tipo de persecuciones no tienen razón de ser, además de que evidencia miedo e intolerancia.
Consideró que el delegado de la Semarnat debe ampliar su criterio, “pues tenemos que entender que en términos ambiéntales el bienestar del otro representa mi propio bienestar. Lo que yo pueda hacer por el otro me beneficia también?. Pero la realidad es que hay un individualismo muy fuerte, todos tratan de resolver su problema en lo individual y las instituciones también trabajan de manera sectorial. Hacen sus programas y por ejecutarlos dejan en estado de indefensión a comunidades locales.
El municipio se queda como gendarme de muchas de las acciones, recibe los costos políticos y sociales de las acciones estatales y federales cuando no son tomados en cuenta, agregó.
Batllori Sampedro estimó que es necesario abrir un proceso democrático, con un consejo de evaluación ambiental.
—Tan sólo en la zona costera se han hecho más de 50 manifestaciones ambientales y de qué sirven; se ponen condicionantes y no se hace nada. Hay que rescatar y ponerse al día sin ningún tipo de acoso, pues tenemos que proteger el ambiente.
Se refirió al Consejo Estatal de Consultoría Ecológica que fue creado por decreto hace más de 10 años, y que hoy se desconoce si funciona o no. En ese consejo estatal había representantes de ong’s, centros de investigación, productores, etc. interesados en procesos de evaluación ambiental, etc.
—La democracia debe bajar a los niveles de participación ciudadana, evaluar el desempeño no sólo de empresarios y desarrolladores sino de los autoridades, que a veces son las primeras que están cometiendo faltas en sus actividades, concluyó.
(Dorcas Arelly Mijangos)
http://www.poresto.net/index.php?tim=26-11-2005&ID=51742

Copyright by the author. All rights reserved.

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more