Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: antifeixisme : corrupció i poder : criminalització i repressió : educació i societat : guerra
La estatua errante de Francisco Franco en Melilla y el 20-N
21 nov 2005
Tribuna pública
La estatua errante de Francisco Franco
Por Enrique Delgado
El Consejero de Fomento Rafael Marín ha organizado una de las actuaciones más ridículas y grotescas que se recuerdan. Lo malo es que el espectáculo organizado con la estatua de Franco, no sólo le abochorna a él, sino que ha colocado la siempre maltrecha imagen de Melilla en los medios de comunicación, en unos parámetros tan esperpénticos, que difícilmente van a ser reparados. Ahora ya Melilla es la ciudad del franquismo nostálgico que se niega a morir.

El propio Franco, dándose cuenta de que era casi imposible que alguien como él hubiese estado casi 40 años en el poder, explicaba la situación: "España es un país de tibios". La frase de Franco le viene al pelo al Consejero de Fomento, porque la tibieza de ánimo y la cobardía política de la que ha hecho gala, encuentra imposible explicación si caemos en la cuenta de que estamos en el año 2005 y que hace 30 años que murió "el Caudillo".

En un primer momento no se atrevió a afirmar que estaba retirando la estatua, para decir que estaba siendo transportada "de ningún sitio a ninguna parte". La fantasmal presión del bunker ultraderechista ha llevado al Consejero de Fomento a retirar la estatua, a volverla a colocar, a decir que le añadirá otra más de un anónimo comandante y a decir que hará un monumento a la Legión. ¿Caben más despropósitos en una sola semana?.

La mentira de " Franco Salvador".

Por un momento llegué a creer que en la intención del Sr. Marín estaba reproducir el grupo escultórico de los guerreros de terracota de Xian, pero en versión franquista. En mis pesadillas veía 873 estatuas acompañando a Franco, todas con rostros diferentes. ¿Por qué esa cifra?, porque es el número exacto de legionarios que arribaron a Melilla el 24 de julio de 1921 (32 jefes y oficiales y 841 legionarios). Al frente de las tropas estaba el General Sanjurjo, al frente de la Legión Millán Astray. Lo siento Sr. Marín, en 1921 el comandante Francisco Franco era uno más entre los oficiales. Ãl no salvó a Melilla en aquella ocasión, en otras tampoco, pero en esa falsedad se basa Vd. para reponer la indigna estatua de Franco a la entrada de Melilla. No confunda sus anhelos de "Franco Salvador" con la verdad histórica o la verdad a secas..

Eso sí, si Vd. y los que le han aconsejado reponer la estatua piensan que Franco es Santo, envíenla a la Iglesia del Palmar de Troya. En ella se venera, como Dios manda a San Francisco Franco y a San José Antonio. Allí el Papa Pedro II de la Iglesia Católica, Apostólica y Palmariana, les homenajeará y quizá nombre a Melilla como hija predilecta de su esperpéntica Iglesia. Eso es lo que ha creado el Sr. Marín, un esperpento y un ridículo que paga la ciudad de Melilla en la Prensa y medios de comunicación nacionales.

El Consejero Marín dentro de la ceremonia de la confusión que ha creado con la estatua y que ha llegado a confundirle a él mismo, alude a un supuesto y futuro monumento a La Legión pero mientras tanto, no se le ha ocurrido otra cosa que instalar un ridículo pedestal junto a la entrada a Melilla La Vieja y enfrente de la garita de La Guardia Civil, en donde ha ubicado la estatua errante de Franco. Ha dado sentido a la frase que describía los viajes de Franco como jefe de Estado y en que siempre se resaltaba: "La llegada del Generalísimo acompañado por la Benemérita".

Le aconsejo que se dirija, por su brava y contundente acción, retirada y reposición de un pedestal en una sola semana, a la Fundación Francisco Franco. Allí sabrán valorar esta actuación de gobierno.

Melilla ya no sólo es la única ciudad de España que colocó una estatua a Franco después de muerto, en 1978, sino que además se ha convertido en la única que repone su estatua después de quitarla.

La legión tampoco salvó a Melilla ni fue la primera
en llegar en 1921.

El 24 de julio de 1921 a las 8h de la mañana, desembarca en Melilla el regimiento de La Corona, con base en Almería, según el historiador Juan Pando: "Es una unidad de reclutas que superará a muchas veteranas". Son los primeros en llegar a la ciudad y parten directamente hacia el frente. Su índice de bajas superará el 80%. Son los grandes olvidados de la historia de Melilla y sin embargo en Alhucemas hay una población Courona, que tomó el nombre este regimiento que se asentó en sus inmediaciones.

En la noche del 24 de Julio, ya hay en Melilla cuatro regimientos, siempre según Juan Pando- Corona, Borbón, Extremadura y Granada-, aparte del recién formado Tercio. En total 3149 efectivos, de los que el comandante Franco es sólo uno mas.

En esos momentos las fuerzas rifeñas de Abdelkrim están luchando contra los focos de resistencia españoles, no podía asaltar Melilla. La resistencia de MonteArruit, que caerá el 3 de agosto da el tiempo suficiente a España para que el perímetro de Melilla pueda ser asegurado.

Tras el holocausto de Monte Arruit, ya sin focos de resistencia, Abdelkrim ya puede intentar el asalto a Melilla, pero como demuestra Juan Pando en "Historia secreta de Annual", el día nueve de agosto en Melilla había 25806 efectivos del Ejército Español, probablemente lo mejor de él, en total 845 jefes y oficiales y 24961 soldados. El comandante Franco ya sólo es uno entre mas de 25000 militares.

La Legión no salvó a Melilla, no fue la primera en llegar y el papel de Franco en aquellos sucesos no destaca en nada. Así pues Sr. Consejero Marín ¿qué monumento a La Legión piensa hacer Vd., piensa que Melilla le debe tanto al Tercio y a Franco en concreto? Como decía el jerarca nazi Joseph Gooebels: "un embuste mil veces repetido acaba haciéndose creer", a lo que yo añado "pero nunca dejará de ser una mentira". Es mentira que Franco o La Legión salvaran a Melilla, eso es lo que afirmo y lo dice la historia.

La estatua es al Generalísimo Franco.

En diciembre de 1975 en el primer Pleno del Ayuntamiento de Melilla tras la muerte de quien "ni podía ni debía morirse", se decide(reproduzco el texto literal del acuerdo del Pleno) : "Se acuerda por unanimidad erigir un monumento al Generalísimo Francisco Franco, dedicado su etapa como comandante en Melilla". No hay lugar a dudas, el monumento es al Generalísimo. Quien afirme otra cosa miente.

La estatua (realizada por el escultor melillense y comandante Novo �lvarez, autor también de la estatua de Estopiñán o de la Virgen que preside la entrada a Melilla La Vieja) se recibe en 1977. Pero el entonces Alcalde Luis Cobreros Acero viendo que los vientos de la historia soplaban en otra dirección, decide guardar la estatua unos meses.

Al final, los concejales franquistas presionarán para que la estatua se instale en donde se había previsto, mientras que los nacientes partidos políticos de izquierda piden al alcalde y obtienen un acuerdo verbal para que la estatua no se instale. Una decisión salomónica hará que se instale la estatua del dictador, pero sin ser inaugurada, lo que provoca la ira del concejal Quesada en un Pleno y el rechazo de los partidos de izquierda, como puede comprobarse perfectamente en los periódicos de la época. Esto podría tener su explicación en 1978, año de la ubicación del monumento, pero no en 2005, año escogido por el Consejero Marín para reinstalarla y darle más lustre. ¿La inaugurara el Consejero de Fomento en esta ocasión? Que no se busquen más excusas, ni pseudojustificaciones. Si se instala y mantiene una estatua de Franco en 2005, es porque se es franquista.

Enrique Delgado Jiménez
Portavoz del COCISSFRA Colectivo Ciudadano para la Supresión de Símbolos Franquistas


La estatua de Franco amanece con flores y la bandera de España
Por : M. Hamed


Los nostálgicos del antiguo régimen dictatorial no faltaron a su cita anual con el monumento dedicado por el Ayuntamiento a Francisco Franco Bahamonde en 1977. Ayer la estatua de Franco en Melilla amaneció inundada de flores rojas y amarillas y la bandera de España. El monumento fue devuelto por la Consejería de Fomento a la vía pública el pasado martes, tan sólo una semana después de haberlo retirado por unas obras en la calle General Macías.

Así amaneció ayer la escultura de Franco, a la entrada al puerto
Los seguidores de la figura de Franco contaron un año más con un monumento donde recordar al Caudillo en el aniversario de su muerte, el 20 de noviembre de 1975. La escultura dedicada por el consistorio al comandante de la Legión Francisco Franco ya no se encuentra en la mediana de la calla Macías, sino frente a las murallas de Melilla La Vieja, también a la entrada al Puerto.

Cuando se cumple treinta años de su fallecimiento, sus seguidores colocaron decenas de flores rojas y amarillas, los colores de la bandera española. Asimismo, también pusieron a sus pies una enseña nacional, con el escudo preconstitucional.

Melilla es noticia
Este homenaje al dictador en Melilla ha sido noticia en la prensa digital nacional e internacional, al ser una de las pocas ciudades españolas en las que se ha recordado al que fuera Jefe del Estado desde 1939 a 1975, después del golpe de Estado que perpetró en julio de 1936 y tres años de cruenta Guerra Civil Española.

Esta ofrenda floral en Melilla se unió a la misa en la basílica del Valle de los Caídos o la concentración en la plaza de Oriente de Madrid.
Mira també:
http://www.melillainternet.com

This work is in the public domain

Comentaris

Re: La estatua errante de Francisco Franco en Melilla y el 20-N
09 mar 2006
Es una verguenza que Melilla siga siendo un baluarte del franquismo para la opinión pública española. Los historiadores desconocen la represión y la barbarie que sufrieron en esa zona los hombres y mujeres republicanos,masones,judios,obreros,militares abogados,médicos, periódistas, etc.
La primera batalla de la GC se libró en Melilla y la comandó, el Capitán de Aviación Virgilio Leret Ruiz, el 17 de Julio de 1936 a las 5 de la tarde cuando al mando de sus hombres, en nombre de La República defendieron la Base de Hidros El Atalayón, del ataque de los Regulares. Los primeros oficiales asesinado por los fascistas en la madrugada del 18 de julio fueron El Capitan Leret y los Alféreces Gonzalez Corral y Luis Calvo Calavia. En Melilla acabaron con los demócratas y se quedaron usurpando el poder hasta hoy, los militares, la iglesia católica y la oligarquía melillense. Es impresionante como hasta el presente se respira en Melilla el miedo a la represión, y se silencian los horrores cometidos, porque la mayor parte de los sucesores de los asesinos siguen viviendo y mandando en Melilla.
Carlota Leret O´Neill
Hija de Virgilio Leret y de la escritora Carlota O´Neill, sometida a una causa y dos consejos de guerra en Melilla, por escribir la primera crónica de la primera batalla de la Guerra Civil
Sindicat