Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Comentari :: amèrica llatina
Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
Se reflexiona sobre la imposibilidad de pedir peras al olmo, o del falso socialismo y la falsa libertad
* El Movimiento Libertario Cubano responde al intento de justificar al
régimen castrista en base a una fraudulenta interpretación de autores y
propuestas anarquistas.


Luego de 46 años, 9 meses, 4 días y algunas horas de irrefutable
apostolado por parte de Fidel Castro y su séquito cubano y ecuménico de
incondicionales seguidores, deberíamos estar curados de espanto y
sobradamente convencidos de que ya habíamos escuchado prácticamente todas
las devotas sandeces que había para escuchar. ¡Pero no!: así como
persisten sin solución de continuidad los cultos a las vírgenes de
Guadalupe, de Regla, del Socavón o de Caacupé, también se mantiene -algo
desvencijada y mohosa con el paso del tiempo y de los acontecimientos,
pero mantenida al fin- la muy poco ingeniosa costumbre de producir rezos
ânuevosâ? y plañideras letanías mirando a La Habana, ya que no a La Meca.
Es así que el último 5 de octubre le tocó el turno a Diego Farpón, notorio
militante de Corriente Roja, quien seguramente resolvió resarcirse de las
frustraciones contumaces que le produjeron el Partido Comunista Español e
Izquierda Unida, dedicando parte de su valioso tiempo a propinarnos a los
anarquistas -siempre refractarios, poco crédulos y agudamente críticos
respecto al gobierno cubano como a cualquier otro gobierno- una rotunda
âlecciónâ? de cultura pretendidamente revolucionaria. Su texto más reciente
-Hay otro mundo posible: Cuba-, publicado originalmente en la página web
de Kaos en la Red el 5 de octubre y recogido dos días después en La Haine,
parece que estuviera especialmente dirigido a persuadirnos de nuestros
repetidos errores y se ha hecho ampliamente acreedor a una respuesta
inmediata; respuesta ésta que, además, quiere ser de especial
reconocimiento a la actitud digna y solidaria demostrada por los
compañeros de la CNT de Salamanca, en quienes, probablemente, Diego Farpón
haya encontrado su más directa inspiración.

Diego Farpón organiza sus notas siguiendo un procedimiento que se ha
vuelto habitual: âAquellos que critican a Cuba desde el sectarismo, el
dogmatismo y la información que les da el capitalismo cada día, por ateos,
por materialistas o por anarquistas que se digan, razonan exactamente como
razonaban los padres de la Iglesia o los fundadores del budismo, usando
palabras de Kropotkinâ?. Y es por eso que las encabeza trazando a ritmo de
vértigo el campo más conveniente a sus intereses con una frase de Daniel
Guerin, cuarentona, desgajada de su contexto y largamente pasada de moda:
âAl quemar etapas, Cuba se inscribe, desde luego que quizá sin saberlo, en
la línea del comunismo libertario de Kropotkinâ?. Es decir; para Diego
Farpón hay dos clases de anarquistas: los primeros son sectarios,
dogmáticos, budistas y, por añadidura, refuerzan sus convicciones
ideológicas leyendo informes del Pentágono; mientras que los segundos -los
âverdaderosâ? anarquistas- se han percatado con impar lucidez que el
gobierno cubano ¡se inscribe en la línea del comunismo libertario!;
incluso aunque ese mismo gobierno no lo sepa y tampoco muestre mayores
indicios de querer âinscribirseâ? en él. En otras palabras: los
âverdaderosâ? anarquistas piensan lo mismo que Diego Farpón y se los verá
en actitud juiciosa, serena y condescendiente respecto al gobierno cubano,
al tiempo que los otros sólo serán acreedores a una ejemplarizante lección
de ciencia política que inmediatamente nos dará este kropotkiniano de
última generación.

Dejemos de lado, por harto sabida y compartible, su descripción del
desguace neoliberal de los Estados benefactores y vayamos directamente al
núcleo que más nos atañe de los divagues farponianos. Diego comienza con
un guiño bakuninista: âEl Estado es la negación de la humanidad, decía
Bakunin, y, desde luego, razón no le faltabaâ?. Más aún, pese a
advertirnos, en un momento especialmente intrépido de su desarrollo
teórico, que âmucho ha ocurrido desde entoncesâ?, luego nos dice que âel
tiempo, juez insobornable, no tardaría en darle la razón a Bakuninâ? en lo
que al Estado soviético respecta. Pero Farpón no se detiene demasiado en
estos halagos y en un santiamén acaba mostrando las patas de la sota:
âCuba no es un estado a la vieja usanza. Ni a la moderna, porque hoy como
ayer los estados sólo si rven a los intereses de las clases dominantes.
Cuba no es como el resto de estados, en los que los más poderosos son los
beneficiados por el sistema. Cuba ha demostrado que otro tipo de estado es
posible: un estado que defienda a los débiles, a los trabajadores, que
somos quienes lo necesitamos. No nos confundamos: necesitamos este tipo de
estados, no los tradicionalesâ?. Y remata estos exabruptos con un final a
toda orquesta: âEs Cuba, como decía Guérin, quien contribuye a la
formación de una mentalidad comunista, de un hombre nuevo liberado de la
mentalidad de la economía mercantil. Bakunin, a buen seguro, tomaría buena
nota de esta experiencia y no tiraría piedras contra esta Cuba. No al
menos para hundirlaâ?. Sépanlo, pues, anarquistas de aquí y de allá: si
Bakunin viviera, estaría afiliado al Partido Comunista cubano o habría
abdicado de sus antiguas convicciones o contemplaría perplejo la primera y
más prodigiosa excepción a la lógica estatista.

Conviene analizar estas afirmaciones de Farpón con especial detenimiento.
Por un lado, es importante reconocer que, efectivamente, no todos los
Estados son iguales: los hay grandes y pequeños, tradicionales y modernos,
débiles y poderosos, burgueses y âproletariosâ? y también multi-étnicos,
liberales, fascistas, benefactores, pastoriles, burocráticos,
âdemocráticosâ?, totalitarios, belicistas, neutrales, monárquicos,
republicanos, laicos, integristas, etc., etc. No alcanza, entonces, con
localizar la existencia de un Estado para saber con entera certeza cuál
habrá de ser la dinámica política que tiene lugar en su seno. Pero sí es
posible contar con la seguridad más completa de que, sea cual sea la
adjetivación del Estado en cuestión, estaremos en presencia de una
estructura jerárquica compleja, de una distribución asimétrica de poder
altamente codificada y de un conjunto de posiciones institucionalizadas de
dominación; precisamente por cuanto ello es la definición misma del
Estado. Y a tal punto lo es que, sin perjuicio de las muchas diferencias
que siempre es preciso distinguir, esas características se encuentran en
la Rusia de los zares, en la de Lenin, en la de Yeltsin y en la de Putin;
y también, por supuesto -aunque para admitirlo haya que dejar las
mitografías a un lado-, en la Cuba de Machado, en la de Prío Socarrás, en
la de Batista y en la de Fidel Castro. Es por eso que las revoluciones en
serio sólo pueden estar animadas, sin excepción alguna, desde fuera del
Estado y es por eso que dejan de ser revoluciones cuando quedan amarradas
al mismo.

Tal como Diego Farpón lo reconoce, Bakunin tenía razón respecto a estas
cosas en 1872, cuando la división de la 1ª. Internacional; pero lo más
interesante es concluir que esas razones siguen siendo perfectamente
válidas en este triste año 2005. Sólo con un muy alto grado de exaltación
religiosa es posible sostener que âCuba ha demostrado que otro tipo de
estado es posibleâ?: como si Cuba fuera una suerte de Estado mágico; una
excepción mayúscula entre todas las excepciones producidas y por producir;
un territorio de fábulas, mitos e irracionalidades donde todos los
conceptos habrían de encontrar el sublime momento de su interrupción.

Y, sin embargo, por mucho que la fe lo espere en pleno éxtasis
ârevolucionarioâ?, las excepciones no acaban de aparecer. El gobierno
cubano, a través de la propaganda oficial, podrá seguir insistiendo hasta
las calendas griegas en su fraudulenta identificación entre el Estado, el
pueblo, la revolución y Fidel Castro, pero ello no empaña en absoluto la
imperiosa necesidad del pensamiento crítico por discernir meticulosamente
entre cada una de esas instancias y las condiciones en que se
desenvuelven. El Estado cubano podrá mostrar mayor preocupación que otros
por la salud, la educación, la alimentación y la vivienda de sus
habitantes pero eso no puede impedir la rigurosa constatación de que las
prestaciones de esas necesidades básicas están muy venidas a menos y
tampoco que las mismas se satisfacen antes y en muy superiores niveles de
calidad cuando se trata de la clase dominante y no del pueblo llano. El
gobierno cubano podrá seguir haciendo gárgaras sobre la soberanía, la
independencia y la dignidad ânacionalâ? pero nada de eso ocultará su
fenomenal ineficacia en la materia, la existencia del viejo subsidio
soviético y del actual subsidio venezolano o el hecho de que buena parte
de su respiración se explica, entre otras cosas, por las remesas de
divisas desde el exterior o por su apertura a la inversión extranjera
directa que hoy se compone, según datos oficiales, de 392 empresas
transnacionales.

Diego Farpón seguirá fantaseando las cosas que se le antojen y perorando
respecto a Cuba como âejemploâ? y como âmodeloâ? que, además, ha hecho
âimposible la explotación de algún trabajadorâ?, pero nada de eso quita que
los trabajadores cubanos estén sujetos a penosísimas condiciones, a
salarios misérrimos y a un estado de radical ajenidad respecto a las
decisiones productivas. ¿O acaso el buen Diego ignora que el gobierno
cubano ha hecho una opción definitiva e inmodificable por la planificación
centralizada y por la hegemonía buro-tecnocrática, militar y caudillista
en detrimento de las alternativas autogestionarias? Diego Farpón
continuará sosteniendo cosas como ésta: âCuba, desde luego, no es el fin,
pero es un camino al socialismo. Y, de momento, el único camino que ha
demostrado ser viableâ? . Pero habrá de esperar otros 46 años, 9 meses, 4
días y algunas horas y sólo podrá percatarse que el camino recorrido y
caprichosamente confirmado conduce a cualquier parte menos a una sociedad
socialista. ¿O es que el ferviente y confiado Farpón jamás se dará cuenta
que no hay ningún camino de construcción socialista hasta tanto no se
erradiquen las nociones âvanguardistasâ?, el exclusivismo partidario y las
estrategias estatales de represión y coacción?

Diego Farpón no se percata en ningún momento que, si de Cuba se trata, es
necesario recurrir a la realidad y no de proceder a un etéreo ejercicio
nostágico que invoca una revolución desviada de sus objetivos originales
por el monopolio partidario y caudillista y extraviada hace rato largo en
los laberintos estatales. ¿Cómo es posible que trate de âdogmáticosâ? y
âsectariosâ? a los críticos en profundidad y no a la organización estatal
sobre la cual esas críticas recaen? Por lo visto, Diego Farpón no
considera que dogmático es construir un Estado guiado, según el propio
preámbulo constitucional, por una concepción teórica determinada; lo cual,
directa e indirectamente, equivale a estrechar el debate de ideas a través
de un régimen cerrado de producción de verdades indiscutibles. Por lo
visto, Diego Farpón tampoco considera que sectario es aquel que elimina
primero e impide después toda forma de organización autónoma y fuera de su
control; estableciendo por los siglos de los siglos que el partido único
es la âvanguardia organizada de la nación cubanaâ? y âla fuerza dirigente
superior de la sociedad y del Estadoâ?. ¿Quiénes son, entonces, los
dogmáticos y los sectarios? ¿Será que en Cuba, y solamente en Cuba, los
presos se confinan voluntariamente y los carceleros son víctimas de la
situación? ¿Acaso Farpón nos está proponiendo discutir en el mundo del
revés, allí donde las palabras significan exactamente lo contrario de lo
que pretenden significar?

De nuestra parte, es claro que no aceptamos ser encerrados en ese corral
de ramas. No somos budistas ni confiamos nuestro futuro a los padres de la
iglesia: somos anarquistas y, precisamente por eso, estamos radicalmente
convencidos que la revolución cubana no es un objeto de culto a mistificar
ni la identificamos con la estructura estatal en la que ha desembocado de
mucho tiempo a esta parte; sino que, al contrario, es para nosotros un
movimiento social a recuperar y un conjunto de pasiones a desatar desde
ahora mismo. No creemos en los âcomandantesâ? ni en los âjefesâ?, por muy
iluminados que se pretendan a sí mismos y por mucho que hayan sido ungidos
como tales por su grey de creyentes cosmopolitas; sino que, de modo bien
distinto, depositamos nuestras esperanzas en la autonomía de las gentes
más humildes y de las organizaciones que libremente sepan darse en su
empuje emancipatorio. Y, naturalmente, no olvidamos, como le preocupa a
Farpón, âla presión exterior, la influencia del mundo capitalista y de los
estadounidensesâ?. Las conocemos de sobra y en carne propia así como
conocemos el desgaste interior de la burocracia y sus específicas formas
de explotación capitalista, âtan cubanas como las palmasâ?. No queremos
para Cuba el futuro de Rumania, de Polonia o de Nicaragua pero tampoco el
de China, Vietnam o Corea del Norte: lo que sí queremos -aunque Diego
Farpón quede por el camino- es transitar junto al pueblo cubano y al resto
de los pueblos del mundo por el ancho cauce del socialismo, que es uno y
el mismo que el ancho cauce de la libertad.

Referencias:

âHay otro mundo posible: Cubaâ? de Diego Farpón; en Kaos en la Red el 5 de
octubre de 2005 (http://kaosenlared.net/noticia.php?id_noticia=12293) y en
La Haine, dos días después
(http://www.lahaine.org/index.php?p=10062&more=1&c=1)

âLa gran mentira de Cuba y Venezuelaâ? de la Secretaría de Prensa y
Propaganda de CNT-Salamanca el 30 de setiembre de 2005
(http://www.cnt.es/salamanca/article.php3?id_article=11)


www.movimientolibertariocubano.org

This work is in the public domain

Comentaris

Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
¿PQ los anarkoPPijos de la CNT no dicen nada ...

En su especial de Salamanca sobre Colombia ni contra otros Estados que practican el Terrorismo de Estado la tortura y represión?

Si vemos ese especial casi solo dice cosas contra Cuba y Venezuela ¿pero y los demás "Estados" que participan no dicen nada?

Se les ve el plumero a los AnarkoPPijos ....
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
Que se vayan a Guantánamo a disfrutar de ese Paraíso de la Anarquía Universal, donde todo poder ha sido abolido, reina el igualitarismo y la autogestión.No hay líderes, el poder está en manos del Pueblo, y el Ideal Libertario , por fin, se ha conseguido !
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
No me invento el término : así se definen ellos mismos en su comunicado ¿les traiciona el subconsciente?
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
Pregunta: Porque todos los internacionalistas boltxes no os vais a vivir a Cuba, a Venezuela o a China o Vietnam, y asi disfrutais delos paraisos socialistas, para despues , desde la distancia, nos escribis por indymedia , las abrumadoras ventajas de los placeres de la vida autenticamente socialista...
Estais tardando....
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
Un@ autoritari@, sea de izquierdas o de derechas, republican@ o monarquic@, liberal o conservador/a, siempre sera un/a autoritari@ y por tanto enemig@ de los libertarios/as. A ver si nos quitamos las vendas de los ojos y no nos dejamos engañar, sobretodo, por es@s que tanto reclaman "frentes populares, plataformas unitarias, unidad de acción de los sindicatos, etc" y que luego, cundo obtienen el poder al que aspiran, no dudan en atacarnos.
y sin el poder....
16 oct 2005
Kronstand, Alemania 1919, Ezpaña 1936/37, Cuba..China, Africa, America Latina, Corea NOrte...
Vaya ejemplos de libertad proletaria, de socialismo autogestivo .... uf!!!!!
¡Cosas extrañas!
16 oct 2005
Que el fetichismo de las palabras tiene su lugar en la cultura de "izquierdas" es algo que no debería sorprender a nadie. Por ejemplo, hay gente que cada vez que oye el nombre Cuba evoca inmediatamente las luchas revolucionarias de los años 60 y las declaradas intenciones de aquel entonces por instalar rápidamente el comunismo en la Isla de Pinos (luego Isla de la Juventud) o sueña con que la inspiración estratégica del vanguardismo autoritario nos liberará finalmente de la opresión imperialista y cosas por el estilo. En esos casos, el pensamiento crítico se debilita y se llega a suponer que todo aquello que es bendecido por la presencia cubana habrá de tener un toque redentor que luego nadie se encargará de explicar en qué consiste. Por ejemplo -el más reciente, sin duda- la Cumbre de Salamanca pasa a ser considerada un éxito, por la sencilla razón de que allí se condenó el bloqueo estadounidense y porque elípticamente se auspició el pedido de extradición de Posada Carriles. Es decir, los "revolucionarios" pro-cubanos no pueden llegar a apreciar enteramente que la Cumbre fue una mierda y sí puede hacerlo la CNT, que claramente habló de Contra-cumbre y de rechazo a todos los Estados. La cumbre habló también de migraciones y los fetichistas no se percatan de que precisamente Cuba es uno de los países que -en términos relativos- tiene mayores problemas migratorios; puesto que entre el 15 y el 20% de su población está fuera del país. Expongamos otra perla: "Los Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad Iberoamericana de Naciones agradecemos la cálida hospitalidad de España, de su Gobierno, de la ciudad de Salamanca y de su Universidad con motivo de la celebración de esta XV Cumbre. Expresamos nuestros sinceros afectos y felicitación a Su Majestad el Rey Don Juan Carlos I con ocasión del trigésimo aniversario de su proclamación como Rey de España." ¿Saben qué es eso?: el punto 31 y último de la Declaración de Salamanca. ¿Saben quién lo firmó?: el gobierno de Cuba. Yo me pregunto qué pensarán aquellos que en Salamanca se manifestaron por la república y contra la monarquía. De este tipo de cosas, aquellos a quienes despectivamente se llama anarcoPPpijos se dan cuenta perfectamente, mientras que los adoradores de Fidel Castro ni se enteran. ¿Cosas extrañas, no?
Para top mismo
16 oct 2005
¿Sabes, top mismo?: tú eres uno de los principales exponentes del fetichismo de las palabras. Te recomiendo que busques entre las declaraciones especiales de la Cumbre de Salamanca. Allí sí hay una declaración contra el terrorismo. Y el gobierno cubano tanto jode y jode sobre el asunto que tuvo que firmar la declaración. ¿Sabes cuál fue el país que la propuso?: Colombia. ¿Te enteras cuál es el principal destinatario de esa declaración?: las FARC. Te recomiendo también que empieces a entrenarte de una buena vez en los laboriosos intersticios del pensamiento crítico: no produce jaqueca y aclara muchísimas cosas en lo que tiene que ver con las prácticas revolucionarias.
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
Desde Miami os manda un besito por estar siempre a su lado : George W. Bush
(Seguid así que los de Miami se van desapareciendo de puro viejitos)
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
porque le hacen el juego al capital ?
porquer le hacen el juego al imperialismo?
porque le hacen el juego a los USA?
porque le hacen el juego a la derecha?

son idiotas? son assalariados del sistema? (porq viven sin trabajar esos anarkos de negro tirados por las calles)

Yo creo que les falta analisi. No tienen metodo cientifico. I los pobres no saben que hacer en determinados momentos, ni sabenanalizar los contextos ni nada de nada.

PORQUE TANTOS ANARQUISTAS ACABARON EN LA FALANGE???
Pero serás gilipollas
16 oct 2005
"Anarcoestúpidos" Pero dime tú ¿quién le hace más el juego al Capital? L@s anarquistas que lo criticamos y lo confrontamos o Castro que le abre la puerta para que vayan a invertir y a explotar al pueblo de Cuba?
Sé objetivo ¿A quién le falta análisis?
¡Salud y Anarquía!
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
Os falta analisi.

A quien le molesta mas a USA, Cuba o vosotros?

Vuestra critica a cuba es ser anticapìtalista??
es decir, estas criticando a un pais que esc riticado por lso capitalistas (que paradoja la vuestra).

Nosotros criticamon a USa, a la UE i a los imperios capitalistas, ESTOS son los capitalistas. Vosotros no... vosotros criticais (de forma contrarevolucionaria) a Cuba i Venezuela.
Enemigos del capitalismo. Los propios capitalistas atacan a Cuba i Venezuela.

Es paradojico.... i aun es más extraño que vosotros le hagais el juego al capital.

no debes tener respuesta a porque aquellos revolucionarios anarquistas acabaron en falange (aloemjor su estrategia contrarevolucionaria havia terminado???(

marxisme - leninisme !
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
el texto es a ANA CLARA...
e puesto en nombre, el mismo que ella.

Lo dejo lcaro porque no pretendo ninguna confusión.
"Mano de obra frugal y laboriosa"
16 oct 2005
¿Saben a quién pertenece la expresión "mano de obra frugal y laboriosa"? A Giovanni Arrighi, uno de los principales analistas, junto a Immanuel Wallerstein, de la historia del capitalismo y de los ciclos sistémicos de acumulación. ¿A qué no adivinan a quiénes se aplica la expresión? Pues ni más ni menos que a la clase trabajadora de los países que en algún momento se presentaron a sí mismos como embarcados en la construcción del socialismo y que hoy no encuentran otra forma de integrarse a la globalización capitalista que ofreciendo una mano de obra baratísima y sin derecho a huelga; la mejor forma de captar inversión extranjera, que precisamente eso es lo que está necesitando para asegurar la reproducción ampliada del capital. A propósito de esto, ¿quieren consultar alguna fuente que nada tiene que ver con la CIA para comprobar el interés del gobierno cubano en captar este tipo de inversión? Bien: aquí tienen una dirección donde pueden desandar el camino de los mitos que vuestra trasnochada imaginación les ha obligado a andar: http://www.cubagob.cu/otras_info/cpi/inversion.htm. ¿Quieren algo más y más reciente? Bien, consulten este artículo del 6 de octubre pasado: http://www.granma.cu/espanol/2005/octubre/juev6/bloqueo.html. ¿Observaron bien? Sí, es nada menos que del Granma. Para el gobierno cubano, el gran problema del bloqueo es que impide que la inversión extranjera CA-PI-TA-LIS-TA fluya en las cantidades en que debe fluir. ¿No os convencéis? ¿Queréis más datos aún? ¿Cómo habréis de justificarlo? ¿Están ya a vuestra disposición los textos de Marx, Lenin, Stalin o Trotsky que les permitirán fundamentar que tales cosas se hacen en pos de la construcción socialista?
En fin: pensad de una vez por todas y dejaros de joder; o, de lo contrario, despojaos de vuestros antifaces revolucionarios y levantad bien alto la consigna que os queda a la medida: Ingenuos del mundo, uníos.
Re: Sobre el Socialismo Castrista
16 oct 2005
doncs jo crec que menysprear aquest tipus de critiques, doncs no
amb 3/4 de segle d'estalinisme ja n'hem fet prou,no? Es clar, jo tampoc vull que Cuba acabi com Rumania o Corea del Nord. Aquest "patriotisme" castrista al 100%, cal?

Als llibertaris cubans:
No crec que fer una critica, d'aquest tipus, al castrisme, sigui contrarrevolucionari (el que es contrarrevolucionari es no ser critic)
Pero el que heu de definir i deixa clar és quan i com les feu. No es pot posar al mateix sac el castrisme i els USA, no s'enten res aleshores.
Heu de definir-vos si realment esteu contra el capitalisme o no i en quin ordre de prioritats teniu aixo. Llavors en parlem.

Per cert, de Kronstatt, en parlem. D'Alemanya 1919? (La lliga del espartaquistes ben boltxes que eren i son els primers que van rebre) De la Catalunya del 36-37 ... antiestalinista sempre, pero Garcia Oliver i la Montseny, participant al Govern i cridant als obrers cenatistes que abandonessin les barricades del 37... immaculada puresa revolucionaria no els dona, no.

marxisme llibertari
No ten entiendo, piolet
16 oct 2005
Hermano: comprendo que hables en catalán, pero yo, desde un país cualquiera de América Latina, la única lengua que manejo es el castellano (que no el español, claro, que no existe como idioma) Te ruego que me expliques.
Re: Sobre el Socialismo Castrista
17 oct 2005
sí, me gusta ese piolet afilao (antiestalinistes sempre !)...

(el que es contrarrevolucionari es no ser critic)
totalment d'acord

Ara bé, caldria, a la vegada que es critica el que s'ha de criticar de Cuba i Venezuela, es carregués de manera taxativa contra EUA, Europa i els Estats mes neoliberals/terroristes. Perque massa vegades, y crec que aixo es el que incomoda a molts panamericanistes i antiimperialistes, que en efecte, molts llibertaris ataquen Cuba y Venezuela pel seu odi politic als marxistes i leninistes. Sovint sense adonar-se que fan el joc a la gusanada i als neoliberals. Car la qüestió tampoc és facil: què es més important, denunciar l'autoritarime/totalitarisme socialista classic hereu del PCUS-Stalin i tal, o bé denunciar el neoliberalisme capitalista que disfressa de lliberats (consumistes, basicament) una economia de mercat social, venent de facte la democracia al capital privat? Què és pitjor el capital públic, l'estat paternalista, o bé l'estat privat, el capitalisme lliure? Potser he plantejat la questió massa en abstracte. Convé recordar les polítiques assistencials, retributives, solidaries que es donen en molts paisos socialistes (malauradament no en tots) pero... no és també aquesta una política paternalista, com una mena d'imatge bona de l'estat que en realitat controla ferreament la societat mitjançant la burocracia i l'exercit?

Es tracta d'una questió prou complexa com per pendre-se-la superficialment.

Per últim diré que no em sembla important el fet que "com molesta al Tío Sam llavors Cuba ha de ser bona cosa...", ho trobo d'un infantilisme terrible. Com sabeu perquè molesta als EUA la politica cubana? I si resulta que el que molesta als EUA es, a part del panamericanisme antiimperialista, la insuficient apertura a les inverions (es a dir, la manca de politica neoliberal). De cap manera crec que els molesti (per molt que digui la gusanera) l'autoritarisme, els presos de conciencia, la inmobilitat política, la casi absència de crítica interna, el personalisme, etc... I encara menys les execucions per pena de mort.
Re: Sobre el Socialismo Castrista
17 oct 2005
Per cert, en lo referent a les "gran multituds" d'anarquistes que, se van anar a Falange: t'en pots anar a la merda, demagogs dels collons. Saps que això es una collonada sense consideració. És pur odi politic de marxistes-leninistes a anarquistes/antiautoritaris. Ja que, en la mateixa linia demagoga, i mes realista, que la que tu utilitzes: no hi ha exemples mes que actuals de persones que han passat per PSUC, PCC, PCE, PCPE, etc, i han acabat al PSOE, PP, inclus Falange, de ben segur. No caldrà que et doni noms, oi carallot?

En fi, menys mirar-se la panxa que esteu trepitxant merda moltes vegades, babaus.
Re: Sobre el Socialismo Castrista
17 oct 2005
Fernando Savater (filosofo)

de anarquista a fascista proespañol.

- quien diras? Piqué????
jejejejeje ese estuvo unos meses solo, ni activista ni anda, pa mi que se hico el carnet porque le gustava una tia, i cuando le dio calabaza se fue del partido.

--------------

CONTRAREVOLUCIONARIOS NO GRACIAS !
Re: Sobre el Socialismo Castrista
18 oct 2005
Cada cop ke es critica als governs de Cuba i Veneçuela,per ser capitalistes d´estat i/o autoritaris,semble ke aixeken ampolles als idolatres del fetichisme "pseudorevolucionari".Tant capitalistes,encara ke de diferents vessants, son els dos blocs teoricament antagonics,ke es necesiten mutuament perké el SISTEMA capitalista i el seu braç ejecutor,l´estat. tinguin durabilitat sistematica.Kuan els llibertaris cubans critiken el castrisme,sorten els autoritaris marxistes-leninistes posant-los a parir i no entrant a discutir el fons de la kuestió.Salut.
Re: Sobre el Comunismo Libertario
18 oct 2005
El terreno de las palabras y el de la acción es distinto. Dejemos aparte aquéllos que por diversos motivos, no alcancen a descifrar el significado ideológico de las palabras. Bajo el supuesto de que entendemos lo que quieren decir los que han escrito (muy expresivamente por cierto) los compañeros del Movimiento Libertario Cubano, la cuestión que se plantea es ¿nos sentimos nosotros mismos capaces de llevar a la práctica lo que hemos entendido y compartimos? Entender, compartir una idea es una cosa: otra muy diferente es llevarla a la práctica. No seré yo quien niegue a Fidel la posibilidad de que en su fuero interno, anide la llama de un espíritu libertario. Sin embargo, la concreción material de ese espíritu ¿cómo se produce?... así, aunque él mismo no haya ido a Salamanca a esa cumbre capitalista e imperialista "alternativa", en tanto que supone una confrontación intra-capitalista contra el imperialismo anglosajón, ruso, árabe, judío, alemán, japonés, chino o francés, en la que además despuntan nuevos estados proto-imperialistas como Venezuela y Brasil, lo cierto es que sí ha ido "su" Gobierno, el de la República de Cuba. Algún mandatario de América Central confesó que asistía para no perder ninguna posibilidad de ser "ayudado": es claro por tanto que la materialización de las ideas, siempre se tiene a mano un choque contra los principios. Es más, ¿cuántos de nosotros para ganarse la vida no se ven obligados a reforzar con su trabajo remunerado las garras del capitalismo? Luego, una cosa es el pensamiento y otra la posibilidad de mantener coherencia en los actos. Es claro que si hubiéramos resuelto ya este problema, seríamos seres humanos superiores y no la estirpe atrasada que todavía se debate dominada por impulsos primarios como el afán de apropiación, el autoritarismo y otras neurosis obsesivas-compulsivas como la iconoplastia o la mistificación. Si no podemos salir de un sistema capitalista, porque hemos degradado todas las revoluciones por la vía de la violencia y al autoritarismo y la estulticia, será porque todavía nuestro ecosistema como grupo humano no está preparado para ello. No obstante, uno sí puede intuir la dirección de esta tensión revolucionaria que sentimos: está más cerca de lo que expresa el autor o autores del texto firmado por el MOVIMIENTO LIBERTARIO CUBANO que de sus toscos críticos. EL culto a la autoridad es una rémora y un síntoma. Allí donde tal culto a la autoridad, por muy "benefactora" que se presente, tiene lugar y acogida, podemos estar bastante seguros de que no hay autogestión ni revolución superior, sino sólo trastoque de poderes y de las correlaciones de fuerzas dominantes. El castrismo y el chavismo constituyen desplazamientos estatalistas en la correlación de fuerzas, que han desalojado el antiguo caciquismo, pero que se insertan dentro de las dinámicas autoritarias del Estado, y desde luego en el caso chavista, con una clara sintonía con las dinámicas capitalistas.

El caso del castrismo, teniendo ciertas conexiones, me parece muy diferente. De la innegable astucia de los Castro se ha derivado su permanencia en el tiempo, pero también sus principales fracasos revolucionarios, como la alianza "por necesidad" con el Estado soviético, o ahora, su aceptación de las limosnas imperialistas (petroleras) de Chávez o el apoyo de la monarquía española. En el Gobierno Cubano se imponen también los hechos: lo mismo que cualquiera de vosotros trabaja para una multinacional, el Gobierno Cubano "trabaja" para recibir ciertos subsidios de la zona capitalista. Yo personalmente, no le niego por ello su ideología revolucionaria, aunque entiendo y aprecio el valor que tienen las muy fundadas críticas que hace el MOVIMIENTO LIBERTARIO CUBANO.

Si acepto que no estoy equivocado cuando pienso que la revolución es una evolución superior del ser humano apropiador-dominador-neurótico hacia un ser humano distribuidor-cooperador-consciente, necesariamente tengo que convenir que el principio político de la revolución es el principio libertario y que su sistema económico no puede de ningún modo parecerse en nada al capitalismo. La revolución no puede prescindir de los avances ideológicos de Bakunin ni de Marx ni de muchos otros pensadores anarquistas y comunistas, los cuales como toda persona, cometieron y cometemos los errores propios de las limitaciones personales y de la época en que vivimos. El término comunismo libertario ya presupone un deseo de fusión de las enseñanzas evolutivas, sin que por otro lado, necesitemos mistificar ningún nombre, pues hemos llegado a entender que el lenguaje es una herramienta artificiosa para describir la realidad al que tampoco podemos concederle el autoritarismo contra el que precisamente combatimos...
Re: Sobre el Socialismo Castrista
18 oct 2005
Hasta el Mega-Lerdo está de acuerdo con los AnarkoPPijos!
Solo falta una Carta de Federico Jimenez LoSSantos apoyando vuestro anticastrismo enfermizo y gusanal.
Dime con quien andas..y te diré lo facha que eres.
¡Viva Fidel!
¡Viva Chavez!
Re: Sobre el Socialismo Castrista
18 oct 2005
Es claro que a tí tenemos que contarte entre los que por causas sin duda ajenas a tu voluntad, no entiendes bien el significado de lo que lees.

Nosotros no somos "anticastristas", pero advertimos las contradicciones del régimen cubano y compartimos el punto de vista que expresa el MOVIMIENTO LIBERTARIO CUBANO. Lo de Chávez pensamos que es una cosa aparte: lo suyo es convertir Venezuela en un Estado capitalista minero y energético inserto en el juego mundial de la globalización capitalista: nadie le discute a Chávez el combate que tiene su Gobierno contra la burguesía y terranetientes caciquiles venezolanos. Eso no quita para que se siente a negociar con el capital globalizado, ni para que quiera convertirse en una potencia imperialista local en el Caribe.
Re: El "huevón" Magaledro dixit
18 oct 2005
¡Experto en todo! ¡Fidel deja tu sitio a Magaledro, Cuba le necesita!
Fidel no roba: él simplemente no paga la gasolina (y el resto de la burocracia tampoco)
20 oct 2005
Golpe a las gasolineras de La Habana
Castro pone a voluntarios a despachar para acabar con la corrupción

MAURICIO VICENT - La Habana
EL PAÃ?S - Ãltima - 20-10-2005

Tomarán el control durante 45 días para cotejarlo con las cifras de las
gasolineras y saber cuánto se roba
Las gasolineras de La Habana están desde el sábado en pie de guerra. De
madrugada, una legión de adolescentes y jóvenes, integrantes del
destacamento de los denominados trabajadores sociales, tomaron el
control de todas las estaciones de servicio de la capital y asumieron
las labores de expendio de combustible, en una operación sorpresa del
Gobierno de Fidel Castro contra el robo y la corrupción. "Es una misión
que nos ha encomendado el comandante, y la vamos a cumplir", contó ayer
Danae, una joven de 22 años de la provincia de Holguín, que fue
movilizada a toda prisa a la capital desde su ciudad natal (a 743
kilómetros) para participar en esta "tarea priorizada".
Desde hace cuatro días, vistiendo camisetas en las que se puede leer el
lema "Más humanos, más cubanos", los trabajadores sociales, todos muy
jóvenes, anotan cuidadosamente las matrículas de los vehículos que se
surten de diésel y gasolina, así como la cantidad de combustible
despachado y el monto monetario de cada operación. Según dijeron
algunos de ellos, el objetivo es llevar un control riguroso durante 45
días para cotejarlo después con las cifras anteriores de las
gasolineras y determinar cuánto se roba, que al parecer es bastante.
Confianza en los pisteros -nombre popular de los trabajadores de las
gasolineras- no parece haber mucha. La forma en que se ha llevado
adelante esta singular auditoría recuerda más a un operativo comando,
tipo guerrilla, que a un proceso normal de control administrativo. La
movilización de los trabajadores sociales a la capital, en su mayoría
procedentes del oriente de Cuba, se hizo en el más absoluto secreto.
"El sábado a las dos de la madrugada llegaron aquí y nos dijeron que
nos fuéramos a casa de vacaciones, que era una misión de Fidel y que
nos llamarían. No nos dejaron tocar nada", contaba ayer uno de los
pisteros de baja, bastante pesimista sobre su futuro. "Si me preguntas,
te respondo: claro que robamos, muchos robamos en Cuba".
Trabajadores consultados en las gasolineras dijeron que, en principio,
los controles durarán 45 días. Mientras, los pisteros han sido enviados
a sus casas con el salario pagado, que es de alrededor de 225 pesos,
unos 10 dólares al cambio oficial. Al parecer, días antes se realizó
una operación similar en las gasolineras de Pinar del Río y se
descubrieron faltantes elevados, aunque la empresa estatal Cuba
Petróleo no ha dado cifras oficiales ni ha hecho declaraciones sobre lo
que está sucediendo.
Para nadie es un secreto en Cuba que muchos pisteros de La Habana y del
resto del país venden por la izquierda a sus clientes habituales diésel
y gasolina (cuyo precio oficial por litro, al cambio, es de 0,69 euros
y 0,88 euros, respectivamente). Con un amigo en el negocito de la
gasolina se puede obtener, por ejemplo, el diésel a 4 o 5 pesos (0,20
centavos de euro).
En muchos casos la forma de los pisteros de obtener el combustible para
sus cambalaches es comprárselo a aquellos conductores de los camiones
cisterna que cargan de más en la refinería, donde obviamente también se
roba. Una segunda fórmula es cuando los conductores de autos, camiones
y ómnibus del Estado -que reciben una cuota mensual de combustible-,
sólo adquieren una parte de la asignada en los bonos de racionamiento y
el resto se lo venden a los pisteros, que luego lo comercializan en la
bolsa negra. Un lío, pero muy lucrativo.
La ofensiva contra las "ilegalidades" y "mermas" en las gasolineras de
La Habana es sólo un episodio más, aunque sin duda muy gráfico, del
combate general que se libra en todo el país contra el robo y la
corrupción, a petición del propio Fidel Castro, que ha declarado una
"guerra sin cuartel" contra estos males que corroen la revolución. La
prensa oficial ha informado estos días de que se realizan auditorías
"especiales" en el 20% de las empresas estatales de la isla. El
control, entre otros motivos, está destinado a "evaluar el papel de los
cuadros, funcionarios y trabajadores (...) en el enfrentamiento a
indisciplinas, ilegalidades y manifestaciones de corrupción
administrativa".
Sindicat Terrassa