Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: antifeixisme : corrupció i poder
Belgica tratado Esta.
29 mai 2005
(fachaweb)
El nuevo tratado de Schengen firmado el viernes por España, Francia, Alemania, Bélgica, Países Bajos, Austria y Luxemburgo -denominado Schengen III- abre nuevas vías para investigar en Europa tanto la actividad terrorista de ETA como la de yihadistas.

Una de las puertas que abre el tratado es la posibilidad de que agentes españoles trabajen en la persecución de miembros de la banda en suelo belga, país en el que se ha instalado en los últimos años la retaguardia etarra. Según el análisis de los expertos antiterroristas, ante la cada vez mayor presión policial en Francia, la organización terrorista ha trasladado hacia el norte sus bases.

Con el nuevo acuerdo europeo, España podrá acceder a los bancos de datos sobre terrorismo de Bélgica, así como a informaciones sobre huellas dactilares o relativas al ADN. Además, agentes españoles podrán actuar en territorio belga en equipo junto con policías locales. Schengen III permite incluso a los funcionarios desplazados a otra nación llevar armas y utilizarlas en caso de legítima defensa. También podrán vestir su uniforme reglamentario en patrullas conjuntas.

«Grandes eventos»

En el campo de la lucha antiterrorista, el nuevo acuerdo pone especial atención en el intercambio de información entre distintos países que permita la prevención de atentados. Uno de los ejemplos de datos que se compartirá es el referido a sospechosos de haber visitado campos de entrenamiento de terroristas islámicos en Afganistán, Chechenia, Bosnia o Irak. Asimismo, los países firmantes podrán consultar en el resto de estados las bases de datos de ADN, huellas dactilares, matriculación de vehículos A la hora de compartir información, el acuerdo establece también lanzar alertas sobre los movimientos de personas sospechas ante «grandes eventos transfronterizos», especialmente, acontecimientos deportivos o reuniones del Consejo Europeo.

Schengen III introduce modificaciones respecto a las entradas de policías de un país en otro. Hasta ahora regía el principio de las persecuciones en caliente, en las que los agentes podían cruzar la frontera si estaban siguiendo a un delincuente que escapase de la acción policial. El nuevo tratado incorpora un nuevo aspecto, al permitir ya no sólo la persecución, sino también la intervención de agentes armados, en casos de «urgente necesidad», sin necesidad de pedir autorización previa. El pacto define «urgente necesidad» cuando existe un peligro para la vida o la integridad de las personas que podría materializarse si se tiene que esperar a que la información llegue al país donde se tiene noticia de que se va a cometer un delito violento.

El texto incluye un apartado dedicado a la inmigración ilegal y tiene previsto la creación de un servicio especial para compartir datos sobre la documentación falsa que empleen las mafias. También se contempla mejorar la coordinación en materia de repatriación de ilegales y, por ejemplo, que varios estados puedan compartir vuelos para expulsar a 'sin papeles'.

El nuevo tratado de Schengen fue firmado el viernes en la ciudad alemana de Prüm por el ministro de Interior, José Antonio Alonso, quien los definió como un instrumento «extraordinariamente útil» en la lucha contra el terrorismo y la delincuencia organizada». El texto del acuerdo prevé que, tres años después de su entrada en vigor, se inicien los trámites para extenderlo a todos los países de la UE.

This work is in the public domain
Sindicat