Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Desembre»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
            01
02 03 04 05 06 07 08
09 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* %sArticle
Notícies :: criminalització i repressió : dones
La Periodista Lydia Cacho (Mèxic) amenaçada de mort
10 mar 2005
Solicitamos se envíen correos, cartas, fax y firmas de adhesión y se pueda difundir lo mas posible este
apoyo . (Lydia Cacho: cacholydia ARROBA yahoo.com )
Protección para el personal del CIAM de Cancún,
demandamos acción URGENTE del gobierno de México, el presidente Fox y la PGR ante estas severas amenazas

Diversas organizaciones internacionales de mujeres
reúnen firmas de apoyo para exigir al gobierno
Mexicano protección para la periodista Lydia Cacho y el equipo de 40 personas que integran el Centro Integral de Atención a la Mujer (CIAM) de la ciudad de Cancún, quienes viven desde hace meses bajo amenaza de muerte.

Mujeres en Red, desde España, la Red de Periodistas de México, Centroamérica y el Caribe, así como el sitio web de la Red Feminista Contra la Violencia hacia las Mujeres (www.redfeminista.org) ya iniciaron una
intensa campaña para en envío de cartas al presidente Vicente Fox.

Las más recientes amenazas que han recibido Lydia
Cacho, la abogada Verónica Acacio y el equipo del CIAM en Cancún, fue de parte de ex agentes de la policía municipal que les avisaron que tanto Cacho como Acacio están incluidas en una lista de personas que el empresario libanés Jean Succar Kuri mandó a asesinar.
Surcar Kuri, nacionalizado mexicano, se encuentra
detenido en Arizona (Estados Unidos) y en proceso de extradición a México por los delitos de abuso sexual y prostitución infantil.

Todo comenzó en octubre de 2003, cuando el CIAM dio protección a un grupo de niñas y adultas violentadas y se descubrió que detrás del mismo se escondía una banda internacional de corrupción de menores y pornografía infantil, encabezada por el empresario de origen libanés.

En la red estarían involucrados conocidos políticos y hombres de las finanzas mexicanas. A esas amenazas,se sumó la de José Ramón Hernández, ex-agente del Cuerpo Especial Antisecuestros de Torreón, Coahuila,quien se ha presentado armado en reiteradas ocasiones en el CIAM para amenazar de muerte a las defensoras de derechos humanos.

Así, a pesar de las siete denuncias que se han
levantado ante las autoridades en contra del ex
agente, éste no ha sido detenido. Otro supuesto
narcotraficante del sur de Quintana Roo, José Alfredo Jiménez Potenciano, también se ha presentando en el CIAM portando armas de fuego de gran calibre y ha hecho llamadas intimidatorias, por la protección que su esposa e hijos han encontrado en el centro y tampoco ha sido detenido.

La Organización Mundial contra la Tortura y la
Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH)han enviado cartas al gobierno mexicano solicitando su intervención urgente para proteger la integridad de esta activista y del resto del equipo, pero hasta ahora nada ha pasado.

La posición de Cacho y del colectivo de CIAM es
continuar con su trabajo. "Es responsabilidad del
Estado protegernos y detener a estos sujetos. No
queremos ninguna canonjía y, aunque a veces nos
sentimos agredidas, estamos dispuestas a seguir
promoviendo la cultura de la no violencia y que se
acabe la complicidad del Estado en la violencia contra las mujeres", afirman.

Lydia Cacho es una periodista con una extensa labor en la defensa de los derechos de las mujeres, cofundadora del primer albergue para personas que viven con VIH/Sida en México (1998) y del Centro Integral de Atención a Mujeres, CIAM (2002), en la ciudad de Cancún, que dirige desde 2003.

En 2002, Cacho recibió el Premio Estatal de Periodismo Quintana Roo por un reportaje sobre violencia hacia las mujeres, desde hace varios años es directora de la revista Esta boca es mía, dedicada a diferentes temas de política, sociedad, equidad y género, y conductora de un programa de televisión con el mismo nombre.

Presidenta de la agrupación feminista Estas Mujeres A.C y una de las fundadoras de la Red de Periodistas de México Centroamérica y el Caribe, Cacho también es autora del poemario Mujer Delfín (Ed. Maldonado, 1998)y de la novela Las provincias del alma (Demac editoras 2003).

El CIAM es una asociación civil que atiende a mujeres que viven violencia familiar o han sido victimas de violencia sexual, entre otros servicios brinda acompañamiento, asesoría legal, jurídica y seguimiento de casos; terapia psicológica individual y grupal;asistencia médica, ginecológica y de salud reproductiva; ayuda en casos de crisis por violación sexual o abuso sexual infantil. El centro cuenta con
la Casa Refugio CIAM para dar protección a mujeres,con sus hijos e hijas menores de 15 años, que se encuentran en situaciones de violencia extrema y precisan salvaguardar su integridad física. Además de asistencia médica general y de salud sexual y reproductiva, el CIAM brinda apoyo psicológico,atención legal, bolsa de trabajo y terapias de manejo de conflictos.

CIAM Cancún imparte cursos y talleres sobre educación para la paz, la desactivación del Síndrome de la Mujer Maltratada, salud sexual y reproductiva, relaciones de pareja sin violencia, equidad de género y capacitación para personas que atienden a víctimas de violencia sexual.

Exigimos una real, pronta y suficiente respuesta de del gobierno Mexicanos y la PGR solicitando su
intervención urgente para proteger la integridad de estas activistas y del resto del equipo, así como de los 33 Refugios para mujeres que pertenecen a la red Nacional de Refugios A.C

Lydia Cacho cacholydia ARROBA yahoo.com

Copia este correo y adhiere tu firma
Firmas adherentes:
Francisco Eduardo Cervantes Islas Colectivo de Hombres por Relaciones Igualitarias A.C. CORIAC.
pacocerv ARROBA coriac.org.mx
Norma Banda Bustamante Apis:
Fundación para la Equidad A.C.
Api81 ARROBA prodigy.net.mx

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more