Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Juny»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
          01 02
03 04 05 06 07 08 09
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Accions per a Avui
18:30

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Notícies :: antifeixisme : corrupció i poder : criminalització i repressió : pobles i cultures vs poder i estats : guerra
Un alegato por el derecho a organizarse políticamente
18 feb 2005
JUICIO POR EL «CASO JARRAI-HAIKA-SEGI»
Catorce procesados prestaron ayer declaración en una maratoniana jornada en la que los jóvenes pusieron en evidencia que lo que se juzga es su derecho a organizarse políticamente como ellos consideren oportuno. Se escucharon palabras como debate, análisis, modelo... «Cómo hablan estos chavales», se comentaba en los pasillos.
MADRID.- La quinta jornada de la vista por el «caso Jarrai-Haika-Segi» se convirtió en un alegato de los jóvenes por el derecho a organizarse de la forma que ellos mismos estimen más conveniente y de mantener sus propias ideas políticas. El mayor exponente de ello fue el discurso de Igor Ortega, cuya intervención atrajo notablemente la atención de todos los presentes.
Ortega, antiguo portavoz de Jarrai y de Haika, expuso con claridad los motivos que llevaron a la disolución de Jarrai, que se había quedado «obsoleta», y a la posterior creación de Haika, un organismo con carácter «nacional» con un modelo de funcionamiento que tuviera en cuenta «las diferentes realidades de EuskalHerria. No es lo mismo un pueblo de Nafarroa Beherea que una ciudad como Bilbo», expuso gráficamente.

Explicó que el proceso de debate Amaiur supuso «un gran éxito», ya que tomaron parte unos 4.000 jóvenes. «Se llegó a sitios a los que no llegaban ni Jarrai ni Gazteriak. La operación policial contra Haika fue una respuesta a ese éxito».

Igor Ortega reiteró la «total autonomía» de las organizaciones juveniles, que consideró como un hecho «único en Europa. No somos la cantera de ETA, ni las juventudes de Batasuna». A su juicio, esa soberanía es «un bien absoluto».


«Contraproducente»
Descartó asimismo que estas organizaciones promuevan la kale borroka. «Eso sería contraproducente, porque nosotros queremos llegar a cuantos más jóvenes mejor. Nunca hemos sido clandestinos, siempre hemos trabajado de cara», señaló.
El discurso de Ortega marcó el ecuador de una larga jornada, ya que fue el último en hablar por la mañana y continuó el primero por la tarde. Horas antes, la vista comenzó con la protesta de la defensa por la manera en que se organiza el acceso a la sala, puesto que primero entran los miembros de la AVT ­por una puerta diferente al resto­, y luego los hacen los familiares.

Además, en los últimos días se han realizado llamamientos en diversos medios para que asista el mayor número de personas posible, con el fin de que no puedan entrar todos los familiares. El abogado de la AVT señaló que se entra por dos puertas diferentes «para evitar posibles altercados. Pero alguien tiene que entrar primero», esgrimió. Lo cierto es que los primeros siempre entran los de la AVT.


Felicitación del juez
Antes de comenzar la vista en sí, el juez Guevara sorprendió a todos felicitando el cumpleaños a Gorka Betolaza, a quien sus compañeros habían cantado el “Zorionak zuriâ€?.
La primera en declarar fue Aiora Epelde, quien reconoció haber sido integrante de Haika, pero sin ocupar cargos internos. Al igual que han hecho los veintiséis jóvenes que ya han prestado declaración, negó cualquier relación con ETA o con acciones de kale borroka.

Tras ella le tocó el turno a Gartzen Garaio, quien mantuvo un tenso intercambio de palabras con el presidente de la sala. El joven de Laudio se negó a responder a la Fiscalía argumentando que «es el representante de la violencia que sufre Euskal Herria» y «me amenaza con catorce años de cárcel». El juez Guevara replicó que no permitirá esas expresiones.

Preguntado por si conoce la existencia de Jarrai, Haika o Segi, Garaio subrayó que por ejemplo 20.000 jóvenes respaldaron el acto de nacimiento de Haika. «Extrapolando las cifras, es como si en el Estado español se reunieran 350.000 personas». Así, al igual que el resto de sus compañeros, dejó en evidencia que la inmensa mayoría de la ciudadanía vasca conoce de la existencia de estos organismos.

Garaio expuso ante la sala su trabajo en diferentes organismos culturales y sociales del valle de Aiara, y reconoció haber tomado parte en movilizaciones convocadas por Haika, ya que este organismo ha sido «el que mejor ha representado» sus ideas.

Sonia Jacinto manifestó a continuación que trabajó en un movimiento feminista, lo que le llevó a mantener relación con integrantes de Jarrai de su localidad, al igual que con los de otras agrupaciones, a la hora de organizar actos como los que se llevan a cabo cada 8 de marzo.

«Es vergonzoso que yo tenga que demostrar mi inocencia. Aquí no hay ningún hecho delictivo, es un juicio político». Así de tajante se mostró el gasteiztarra Patricio Jimbert. La verdad es que, hasta ahora, las preguntas formuladas por la Fiscalía se reducen a quién estuvo con quién, quién habló con quién, quién pagó a tal grupo, quién contrató tal máquina de café...

El gasteiztarra Egoitz López de Lacalle limitó su relación con Jarrai y Haika a su integración en la plataforma 8812, que trabajaba en torno a la problemática de la vivienda. Un grupo en el que recordó que «incluso estaba un concejal del PP», responsable municipal del tema.

Ibon Meñika recordó sus inicios en la lucha contra la precariedad laboral en el Txorierri. En 2000, tomó parte en el proceso de debate Amaiur, que dio origen a las líneas de trabajo de Haika. Resaltó que poco después permaneció diez meses «secuestrado» en la cárcel. Al salir, se integró en Segi.

Ante las ilegalizaciones, subrayó que «la represión tiene como objetivo impedir el derecho de los jóvenes a organizarse. La decisión que toma la juventud fue seguir organizándose». Como ejemplo de ello puso el Topagune celebrado en Elorrio, donde se reunieron 22.000 personas.


Otra «prueba» sin sustento
Ya por la tarde, tras Ortega fueron declarando Arkaitz Rodríguez, Garazi Biteri, Xabier Abasolo, Gorka Betolaza, Aiboa Kasares, Ainara Frade e Iker Frade. Todos explicaron su implicación en grupos sociales o culturales y negaron haber tenido algún tipo de responsabilidad en Jarrai, Haika o Segi.
En el caso de Abasolo, el fiscal le acusó de haber solicitado un permiso de manifestación en nombre de Segi. Su letrado, Aitor Ibero, pidió que se buscara el papel. La palabra «Segi» no aparecía por ninguna parte.

La vista continuará hoy a las 10.00. Según aseguró Guevara, no se dará por finalizada hasta que declare el último de los procesados. Se prevé que para ello sea suficiente con la sesión matinal. Para el lunes, el tribunal ha llamado a los diez primeros testigos de la acusación.


Momentos de tensión entre el público en la primera parte
I.I. MADRID.- En la primera parte de la sesión de la mañana se vivieron momentos de tensión. Algunos de los asistentes se dedicaron a hacer comentarios despectivos acerca de los procesados. Los primeros fueron cuando Gartzen Garaio se definió como «feminista». Al parecer, a más de uno se le hizo incomprensible que un varón pudiera calificarse a sí mismo de tal manera.

La temperatura subió cuando Patricio Jimbert respondió en español a una pregunta, para corregir a renglón seguido en euskara. Molestos porque alguien que sepa castellano prefiera declarar en su lengua, comenzaron toda serie de comentarios, con la guinda de un “Arriba Españaâ€?. En un receso, una mujer de la AVT reprochó a uno de sus compañeros tal actitud llamándolo «provocador». El receso sirvió para que personas de ambas partes hablaran y volviera la calma.


De corresponsal en Madrid a aspirante a traductor
La labor de traducción la hizo el mismo joven que el pasado lunes. Acabó agotado pero es que, por lo visto, es el único que ofrece garantías. Ante esta situación, al finalizar la sesión matinal, uno de los tres magistrados que forman parte del tribunal se acercó a los corresponsales de GARA -quien esto suscribe-, “Berriaâ€? y Euskadi Irratia, para interesarse por sus conocimientos de euskara. Durante la comida, la responsable de prensa de la Audiencia Nacional llamó a uno de estos periodistas para preguntarle acerca de la posibilidad de que alguno de los tres realizase tal tarea. La situación es surrealista, pero al menos el tribunal se esfuerza.


Diari Gara, 18 de febrer de 2005
www.euskalherria.com

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more

CNT Girona