Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Juliol»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
01 02 03 04 05 06 07
08 09 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Envia per correu-e aquest* Article
Apartat amb codi "Enviament Duplicat"
Notícies :: criminalització i repressió
El gobierno del "minijtrillo" nos devuelve a los tiempos de la checa (dedicado especialmente al "mursiano")
26 gen 2005
La crispación generada por el gobierno del brazo político del grupo PRISA, el partido de los golpistas del 14-M, está viviendo un nuevo episodio. Los españoles, atónitos, asisten a una reproducción cuasi especular de los comportamientos de una época, la de la antidemocrática II República antiespañola, que creíamos felizmente superados. Al más puro estilo chequista, el partido del vago monclovita ha decidido, sirviéndose de las fuerzas del mamporrerismo sociata, secuestrar a dos probos ciudadanos que han cometido el vitando delito de militar en el PP y aprecer en una fotografía junto al "minijtro" dizque agredido. Este hecho demuestra algo que ya es "vox populi": el gobierno golpista que actúa al dictado del grupo de desinformación PRISA vulnera los principios del Estado de Derecho. Exigimos, desde Indymedia, que se depuren todas las responsabilidades y que los secuestradores y sus inductores SERianos comparezcan ante la justicia.
En declaraciones a Libertad Digital, el secretario de Comunicación y portavoz del PP de Madrid, Juan José Güemes, ha denunciado que sus compañeros de partido han sido detenidos de forma irregular por aparecer en una foto cerca del ministro Bono. El delegado del Gobierno en Madrid, Constantino Méndez, niega que se haya producido la detención pese a que a Isidoro Barrios y Toñi de la Cruz les fueron leídos sus derechos y uno de ellos fue conducido en un coche sin identificar a la comisaría. La Policía admitió que no tiene pruebas y el PP se plantea emprender acciones legales.



El portavoz de los populares madrileños, Juan José Güemes, anunció que su partido va a pedir responsabilidades al delegado del Gobierno en Madrid y no descarta emprender acciones legales contra los responsables de lo que ha calificado como una "bochornosa actuación de la policía".

Tanto el delegado del Gobierno en Madrid, Constantino Méndez, como el ministro del Interior, José Antonio Alonso, adelantaron el lunes que se iba a producir una "seria labor de investigación" que, además consideraban "muy fácil". De hecho, anunciaron resultados "en horas" y "con nombres y apellidos". Lo segundo ha llegado, como prometían, pronto. El problema ha llegado a la hora de demostrar los hechos.

Tras la aparición en las imágenes del tumulto que se formó en torno al ministro de Defensa, José Bono, de dos militantes del PP de Las Rozas –Isidoro Barrios y Toñi de la Cruz–, la delegación del Gobierno no ha perdido tiempo. Según relata Güemes, "les llamaron por teléfono para decirles que iban a ase detenidos". El delegado se ha apresurado a decir que no ha habido detenciones pero lo cierto es que Barrios –Toñi de la Cruz acudió por su cuenta a la comisaría– fue conducido a dependencias policiales en un coche sin distintivo alguno. En comisaría se les leyeron sus derechos, protocolo obligatorio según la Ley de Enjuiciamiento Criminal para los detenidos.

Pero, además, según el testimonio de los "detenidos" y del propio Güemes, no media denuncia alguna. Es decir, según explica el dirigente popular, "les han llevado a comisaría y leído derechos pero sin indicio de delito". En declaraciones a la cadena COPE, uno de los detenidos confirmó que les habían dejado en libertad sin cargos –que se fueran "tranquilos", según la versión de Barrios– por no haber encontrado prueba alguna contra ellos. Hasta la fecha, la única prueba son unas imágenes emitidas por televisión en las que no aparece agresión alguna al ministro de Defensa. Interior podría también estar manejando fotos tomadas por la Policía en la manifestación, según llegó a reconocer el lunes el propio delegado.

En definitiva, según Güemes, Barrio y De la Cruz están recibiendo un trato “muchísimo peor que el que reciben los que participan en manifestaciones ilegales convocadas por los terroristas". El mensaje que queda es, en su opinión, "como se manifieste usted en contra del Gobierno sepa que puede ser detenido. Ese es el gobierno del talante, ahora sabemos que es un talante dictatorial". Por tanto, Güemes insistió en que se pedirán responsabilidades políticas y se estudiará la posibilidad de emprender acciones legales contra quien dio la orden de detención. "El derecho a la manifestación es un derecho constitucional que entra dentro de las libertades individuales de los españoles", concluyó.

También llamó la atención sobre el peligroso precedente que se abre si se llama a declarar a personas por el hecho de aparecer en una fotografía cerca de otras, "pasamos de un Estado de Derecho a un Estado policial", alertó.

Por otra parte, según informa Europa Press citando fuentes de Defensa, el ministro Bono quiere dar por zanjada la polémica sobre las supuestas agresiones. Dichas fuentes explicaron que el ministro no va a plantear medida legal alguna hacia los presuntos autores de las agresiones físicas y verbales de que fue objeto y que "personalmente", quiere dar por zanjado el incidente. Advirtieron que sin restar gravedad a lo sucedido, habría que dejarlo apartado en el capítulo de la anécdota.

En opinión de José Bono, lo más importante a partir de ahora es mantener la unidad de los partidos democráticos frente a la lacra terrorista y apoyar a lasa víctimas del terrorismo sin divisiones.

Libertaddigital

This work is in the public domain

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more

CNT Girona