Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: corrupció i poder
Dissidència evangèlica dins l'església
09 gen 2005
200 católicos militantes firman un texto contra la doctrina sexual de la iglesia
El Correo Digital, 21/12/2004

El obispo Ricardo Blázquez recibió el documento hace tres semanas y ya les ha transmitido su disconformidad

Isabel Urrutia/Bilbao

Más de 200 creyentes «comprometidos con la diócesis de Vizcaya» han suscrito un documento bajo el título de «Iglesia: diálogo sí, imposición no», con el fin de hacer público su malestar ante los postulados de la doctrina sexual que dicta la jerarquía eclesiástica. La mayoría de los firmantes pertenecen a colectivos como JOC (Juventud Obrera Cristiana), HOAC (Hermandad Obrera de Acción Católica), Helduak (Adultos de la Diócesis), JAC (Jóvenes de Acción Católica), a comunidades de vida cristiana, Cáritas e, incluso, al Consejo de Pastoral Diocesana. También hay catequistas, monitores de tiempo libre y profesores de religión.

Hace tres semanas, le hicieron llegar el texto al obispo Ricardo Blázquez, que ya les ha dejado claro «su desacuerdo con gran parte del contenido», admite Pedro Luis Arias, firmante del manifiesto y portavoz de Gesto por la Paz. «No ha sido bienvenida la propuesta de establecer cauces que favorezcan la reflexión en temas conflictivos», precisa.

Los signatarios quieren evitar que acaben adoptándose medidas drásticas contrarias a los Derechos Humanos «cuando hay que hacer frente a sucesos difíciles e incómodos». El desencadenante de esta iniciativa fue la destitución de Aitor Urresti —responsable de Pastoral de Juventud de Deusto y San Ignacio— por haber promovido la lectura, ante el obispo Ricardo Blázquez, de unas líneas en favor de la dignidad de los gays y lesbianas. Aquel acto reivindicativo se produjo en abril, durante una homilía en un encuentro diocesano convocado en Urkiola, y justificó meses más tarde la pérdida de confianza que había depositado el prelado en Urresti. El Obispado acusó al joven bilbaíno de «deslealtad», al haber ocultado sus intenciones a los compañeros que organizaban la reunión, y le recordó que «las formas no habían sido las oportunas, y el contexto tampoco».

Opiniones del laicado

Frente a esos argumentos, los autores del documento «Iglesia: diálogo sí, imposición no» se preguntan, «¿cuándo será entonces el momento adecuado?». Preocupados por la rígida postura oficial —«que dificulta una comunicación fluida con la sociedad»—, lamentan que «la jerarquía no suela escuchar ni respetar las opiniones maduras de una parte importante del laicado».

Enumeran una serie de puntos que, a su juicio, exigen un debate abierto «entre los seguidores de Jesús»: uso de los anticonceptivos, acceso de la mujer al ministerio ordenado, democratización de la institución eclesiástica, homosexualidad, plena participación de los divorciados en la comunión... «No se trata de un listado exhaustivo, de hecho, el mismo caso de Aitor Urresti, que ha actuado de catalizador, es una de tantas cuestiones que nos inquietan y deseamos abordar como miembros corresponsables de la comunidad eclesial», puntualiza Pedro Luis Arias.

Tras hacer público el documento, todavía no han previsto medidas a corto plazo. «De todas maneras, el objetivo inmediato se ha cumplido; las agrupaciones religiosas disconformes, desde hace tiempo, con la actitud de las autoridades de la Iglesia han hecho oír su voz».

Las diócesis vascas siempre se han desmarcado de la línea más conservadora, y en los últimos meses no ha faltado un ejemplo. «Es impensable que aquí vayan a repartirse, alguna vez, los folletos contra la eutanasia en las parroquias», afirma una trabajadora del obispado vizcaíno. Tampoco ha calado entre el laicado de Euskadi la campaña de firmas a favor de la asignatura de Religión .

Los siete millones de octavillas impresos por la Conferencia Episcopal —con el lema «Toda una vida para ser vivida»— se han distribuido masivamente entre los feligreses de Toledo, Valladolid, Cartagena-Murcia, Valencia, Sevilla y Tenerife. Y las clases de Religión han encontrado entusiastas y públicos defensores entre muchos fieles de Mallorca, Valencia, Jaén, Cartagena-Murcia y todas las provincias de Castilla-León
_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _


CELEBRAN LA LAICIDAD DE LA SOCIEDAD Y LAMENTAN LOS «LLAMAMIENTOS CON SABOR A CRUZADA»

Diario de Levante 28/12/2004

Treinta sacerdotes [de València] lanzan un escrito contra la beligerancia de los obispos ante el Gobierno

Una treintena de sacerdotes de la diócesis de Valencia ha firmado un documento en el que expresa su preocupación por «la frecuente beligerancia y combatividad de muchos obispos españoles ante la reformas» anunciadas por el Gobierno. Los capellanes, integrantes del denominado Grup de Rectors del Dissabte (en referencia al día en que suelen reunirse), afirman que estas actitudes «recuerdan situaciones neoconfesionales y estilos anticonciliares».

Estos sacerdotes valencianos —titulares la mayoría de parroquias populares y obreras— elaboraron el pasado día 18 el citado escrito, el cual supone una toma de posición ante la postura de la Conferencia Episcopal, que ha realizado varias campañas contra medidas y proyectos del Gobierno de Rodríguez Zapatero. El documento viene a evidenciar la existencia de una oposición en el propio seno de la Iglesia a la actitud dominante en la jerarquía eclesiástica.

En este sentido, el grupo de párrocos lamenta «el abandono de aquella sabiduría que sabe de reconciliación, de diálogo», para «implantar en su lugar la confrontación sistemática, la oposición frontal a un gobierno legítimo, la división entre los creyentes y los llamamientos con sabor a cruzada».

Frente a ello, estos curas celebran «la laicidad de la sociedad española», que reclaman como principio que debe regir la relación entre la religión y el espacio público. Interpretan este concepto como el reconocimiento del pluralismo de creencias y convicciones y lo contraponen al intento de imponer, «en nombre del Evangelio», una cosmovisión como «la única verdadera». En su opinión, asimismo, la laicidad se aleja del «laicismo que niega el valor del hecho religioso». Así, proponen avanzar en la construcción de una sociedad laica y no sólo de un Estado laico.

En esa línea crítica con la postura dominante en el episcopado español, estos capellanes denuncian la «identificación de la jerarquía y muchos sectores del catolicismo español con posiciones partidistas que, con la pretensión de ser la única postura eclesial, fortalecen las posiciones conservadoras».

This work is in the public domain

Comentaris

Re: Dissidència evangèlica dins l'església
09 gen 2005
Bueno ¿Y qué? Diversos sectores de la Iglesia andan a la greña (siempre han andado, por demás). ¿Y qué? Es que yo no entiendo tanto estar por lo que dice la Iglesia. A mí, desde que no es obligatoria, que hagan y digan lo que les salga de las narices. Es una entidad privada, como el Banco de Santander o como la Comunidad de Propietarios de la calle del Pez 7. Si en la calle del Pez son homófobos, pues vale, pues que les den por el culo y a vivir; si al Banco de Santander no le gusta que sus empleadas usen anticonceptivos, pues que se joda. Y si el consejo de administración de la Empresa Municipal de Transportes se opone al uso de condones, pues que le folle un pez, qué quieres que te diga.

Es que, coño, siempre hemos de estar pendientes de lo que digan o hagan los obispos y demás clerigalla. ¡Pasando que es gerundio, hombre!
Re: Dissidència evangèlica dins l'església
10 gen 2005
la millor manera d k la esglesia perdi el poc poder k li kda k totom els ignori, k ningú compti amb ells.
Re: Dissidència evangèlica dins l'església
10 gen 2005
Pero qué sermones son éstos, Obispo Rojo: de las iglesias no podemos pasar mientras los crucifijos y otros símbolos religiosos no salgan de las escuelas y de las sedes judiciales y de las salas donde "juran o prometen" sus cargos los diputados o los ministros o los consellers... ni podemos pasar de las campañas de intoxicación antidemocrática de sus emisoras de radio y periódicos afines, mientras no se denuncie un convenio autoritario con el Estado del Vaticano que les proporciona decenas de millones de euros en subvenciones para la extensión de su pernicioso sectarismo... de las iglesias no podemos pasar señor "obispo rojo" porque las iglesias son el primer y más potente aliado de la opresión, la injusticia, la guerra y la desigualdad. Le guste a Vd. o no le guste.

Con relación a las "disidencias" dentro de "la propia iglesia", nada puede ser más falso porque cualquier iglesia es incompatible, por dogmática y autoritaria, con toda disidencia.

La disidencia del Sr. Ferret es una pura farsa: hasta la celebrada Reforma lo fue, ya que se limitó a instituir nuevas iglesias a la par que servía de excusa para tenebrosas Contrarreformas de las que todavía se aprecian sus resultados...

Déjese de darnos consejos y sermones sobre lo que tenemos o no tenemos que pensar, Obispo "rojo".
Re: Dissidència evangèlica dins l'església
10 gen 2005
Otia, Megalerdo... ¿Aún no te han dado el electroshock esta semana? Los psiquiatras aún no deben haberse librado de la resaca de las fiestas...
Ahora se llama Congregación para la Doctrina de la Fe
11 gen 2005
¡ Qué nostalgia de aquéllos tiempos, he obispo "rojo" en los que la Iglesia enviaba al "brazo secular" a los "herejes" para que les aplicaran tormento !

Lo que tendrás que disimilar vestido de rojo y siendo tan facha. Fíjate que en la naturaleza no hay nada vivo con esa combinación de colores: rojo por fuera, azul navy por dentro.
Sindicat