Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Anàlisi :: altres temes
La "Free Will" revisada
23 des 2004
¿QUà CLASE DE âVOLUNTAD LIBREâ? ES AQUELLA QUE NO SE SOMETE NI A DIOS NI AL IMPERIALISMO?
Reinarto Hadipriono nos ha ofrecido dos argumentos importantes sobre la âvoluntad libreâ? [âfree willâ?] del hombre. EL PRIMERO es que la âvoluntad libreâ? del hombre âestá gobernada por las leyes de la naturaleza,â? o sea, por la composición molecular de nuestros cuerpos o las células que forman nuestros órganos sensoriales. EL SEGUNDO, el cual deriva del primero, es que, puesto que la âvoluntad libreâ? del hombre âemergeâ? desde âlas leyes de la naturaleza,â? nosotros debemos entender que éstas son las leyes que âDios ha proveído para el universo enteroâ? o que âDios ha impuesto sobre todos los contenidos del universo.â? Vean el texto de Hadipriono aquí:
http://www.stlimc.org/front.php3?article_id=17706&group=webcast

Yo no tengo mucho problema con el primer argumento (aparte de lo que ya sabemos del típico determinismo biológico al que usualmente se recurre en oposición a los eventos socialmente causados). Mi bronca es principalmente con el segundo argumento, pero no tanto por lo que sea, o no sea, el significado de Dios, sino por las implicaciones sociopolíticas que se derivan del determinismo teológico. En general, Hadipriono nos está diciendo que la âvoluntad libreâ? del hombre no es realmente âlibreâ? para decidir o determinar alternativos cursos de acción. Nos está diciendo que la âvoluntad libreâ? del hombre no es âlibreâ? porque cualquiera que sea su decisión éso es algo que ya está causalmente predeterminado por el conocimiento a priori y omnisciente que tiene Dios sobre todas las cosas. O sea que, âNada en toda la creación está escondido desde la vista de Diosâ? (Hebrews 4:13).

Pero vayamos más despacio. Si nos fijamos bien, tal argumento, además de absolutista y totalitario, tiene dos implicaciones o mensajes fundamentales especialmente dirigidos a todos los hombres y mujeres revolucionarios/as del mundo que luchan por la justicia social y la liberación y emancipación de sus pueblos.

Primer Mensaje: PARA DÃNDE CORRAS ESTÃ?S âOUT.â?

Si haces la revolución socialista en el mundo o llevas a cabo decisiones y acciones políticas de transformación social en tu sociedad concreta, no será por causa de tu âvoluntad libreâ? como humano sino porque Dios ya lo había planeado y organizado de antemano con su conocimiento omnisciente para que las cosas pasaran así. Por otro lado, si NO haces la revolución socialista y te resignas a aceptar las cosas con humildad como son y como están, tampoco será por tu âvoluntad libreâ? porque Dios ya también lo tenía previamente cocinado de esa manera. Así que, como sucede en el baseball, para dónde corras estás âout.â? Hadipronio, entonces, muy orgullosamente, le gustaría preguntarnos: â¿Dónde está tu voluntad libre?â?

Segundo Mensaje: CONVÃNCETE, NO HAY OTRA SALIDA

Nos han dicho que el pecado es una condición del corazón y que representa una rebelión contra Dios que emana del orgullo del hombre. Las revoluciones sociales son procesos violentos de transformación social en las estructuras de la sociedad. Y a Dios no le gusta la violencia porque presumiblemente es un proceso de pecado y orgullo. De hecho, no es por casualidad que alguna gente hable de las revoluciones sociales como cosas âsatánicas.â? Lo que Dios pide de nosotros es la humildad y la resignación como pruebas de nuestra obediencia y dependencia absoluta a Ãl. Estas pruebas, nos han dicho también, son el único remedio contra el orgullo, y por inferencia, contra la rebelión y la revolución. En este contexto, qué le costaría a nuestro amigo Hadipronio recalcarnos: âConvéncete, no hay otra salida: La única âvoluntad libreâ verdaderamente âlibreâ es la que se somete en obediencia y dependencia absoluta a Diosâ? (porque de todas maneras esa âvoluntad libreâ? depende de las leyes de la naturaleza creadas por Dios en el universo).

¡Fantástico! ¿Cuál es el problema entonces? El problema es muy sencillo: ¿QUà CLASE DE âVOLUNTAD LIBREâ? ES AQUELLA QUE NO SE SOMETE NI A DIOS NI AL IMPERIALISMO CAPITALISTA?

Los dos mensajes ya indicados, aunque presumen estar en defensa de Dios, más bien son hipócritas porque la respuesta que podrían dar al problema planteado en la pregunta dejan a Dios mal ubicado. Toda interpretación del Segundo Mensaje, por ejemplo, claramente podría decirnos que la âvoluntad libreâ? que NO se somete NO ES LIBRE sencillamente porque es contraria o está FUERA del plan de Dios. Pero si éso es cierto, entonces Dios no puede ser omnisciente como lo proclaman y tendría que quedarse AFUERA.

Por otro lado, el Primer Mensaje deja a Dios ADENTRO pero ignora que hay una legítima opción humana de autodeterminación. Si Dios, como todo lo sabe, ya sabía de antemano que habría hombres y mujeres que se iban a resistir, entonces el pecado, el orgullo, la rebelión, y la revolución son simplemente la responsabilidad del mismo Dios como el autor intelectual del plan. Así que, el argumento que dice âpara dónde corras estás outâ? no sería cierto porque la revolución socialista, al igual que el imperialismo capitalista, serían dos opciones o realidades humanas DENTRO de la omnisciencia de Dios. Sin embargo, la primordialidad de la revolución socialista es la opción humana indiscutible cuando comparada al estado de injusticia social existente en el mundo por causa del imperialismo capitalista.

Dejémos a un lado todo aquello del cielo, la salvación y el infierno y pensemos por un momento en lo siguiente: ¿Qué clase de âvoluntad libreâ? era aquella de Jesucristo que no se sometió al imperio romano ni a las exigencias de los fariseos y que prefirió morir por sus ideales? O si lo quieren desde otra perspectiva: ¿Qué clase de âvoluntad libreâ? era aquella de Jesucristo que, aún cuando tenía el poder infinito para tomar el poder político y derrocar el imperio romano y establecer un mundo más justo sobre la tierra, prefirió no hacerlo?

Yo me inclino a pensar que una libertad o una autodeterminación en condiciones de dependencia es en sí mismo una contradicción de términos. Por éso pienso que el acto de resistencia revolucionaria no sólo es la opción humana indiscutible sino también un acto por excelencia de la libre autodeterminación del hombre, en alianza con Dios o sin Ãl.

Pero cada quién por supuesto es âlibreâ? de pensar como quiera. ¿Te sientes mejor con la omnisciencia de Dios o sin ella? ¿Prefieres dejar a Dios adentro o afuera? Como sea, a lo mejor de éso depende tu âFree Will.â?

--Wilfredo Gutiérrez
--------------/

This work is in the public domain
Sindicat Terrassa