Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Calendari
«Octubre»
Dll Dm Dc Dj Dv Ds Dg
  01 02 03 04 05 06
07 08 09 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      

No hi ha accions per a avui

afegeix una acció


Media Centers
This site
made manifest by
dadaIMC software

Veure comentaris | Envia per correu-e aquest* %sArticle
Notícies :: indymedia
Indymedia: el cuento de los servidores que nadie secuestró
23 oct 2004
Nadie secuestró los servidores de Indymedia, aparentemente. El 7 de Octubre, la compañía donde se alojaban los servidores, Rackspace, actuó siguiendo una orden judicial y desconectó de su sede de Londres dos servidores que pertenecían a Indymedia. Pero enseguida empezaron las negaciones de implicación, la última de las cuales fue la de la Ministra de Asuntos Interiores del Reino Unido Caroline Flint, que respondió a las preguntas parlamentarias diciendo: "Puedo confirmar que ningun cuerpo policial ni de investigación británico ha estado implicado en el asunto... En estas circunstancias no creo que sea necesario que yo haga ninguna declaración".
Podríamos a lo mejor interpretar esto como si quisiera decir "lo ocurrido no tiene nada que ver con el Ministerio de Asuntos Interiores y todos ustedes por favor paren de hacernos preguntas". La falta de interés por parte de Asuntos Interiores acerca de que en territorio británico se ejecuten ordenes procedentes de jurisdicciones externas sin la implicación de cuerpos policiales británicos, merecería igualmente nuevas preguntas.

La existencia de una orden judicial se confirma porqué Rackspace hace referencia a ello en sus declaraciones sobre el tema. El FBI pero ha negado cualquier implicación en el secuestro de los servidores, y aunque uno de los primeros comunicados de Agence France Press habló de una orden ejecutada bajo la petición de autoridades Italianas y Suizas, el portavoz del FBI ahora dice que se tergiversaron sus palabras. El Registro hizo entonces una investigación sobre lo que éste había declarado, pero no se aclaró nada. Las autoridades Suizas al mismo tiempo declararon que no hicieron ninguna petición; pero sí parece que en Bologna se emitió una orden relacionada con lo ocurrido.

Entonces si nos mantenemos en estas dos ordenes judiciales, podemos reconstruir el proceso hasta cierto punto. Una petición de asistencia legal fue emitida por los Juzgados de Bologna y transmitida a los EEUU bajo los términos del Tratado de M�tua Asistencia Legal EEUU-Italia (MLAT, Mutual Legal Assistance Treaty). Los EEUU tienen tratados como éste con diferentes países, y otros que se están elaborando (mira la lista, y nota que el link del Departamento de Estado ha parado de funcionar). Básicamente, un MLAT es un mecanismo a través del cual las ordenes emitidas en el territorio de uno de los estados firmantes puedan ser ejecutadas en el otro.

Notad que la declaración de Rackspace decía que ellos actuaron bajo el dictamen de una orden judicial que obedecía a un MLAT, o sea que la acción judicial era una acción que se emprendió como consecuencia de una petición MLAT a los EEUU, y el Reino Unido no está implicado en este punto. El texto de la orden judicial es reservado, pero otra vez según la declaración de Rackspace "se emitió bajo el Título 28, Código de los EEUU, Sección 1782 en una investigación que no surgió de los EEUU." El texto de esta sección lo podeis encontrar aquí, notareis que es una orden que cumple una petición de un tribunal extranjero que ordena que "la prueba o declaración tienen que ser entregadas, o el documento u otra cosa tienen que ser producidas, delante de una persona encargada por el tribunal". El orden probablemente lo emitió el tribunal del distrito de San Antonio y lo entregó a Rackspace en Texas, pues ahí se encuentra la sede de la compañía.

Así que tenemos una orden judicial de los EEUU entregada en Texas, tenemos una "persona encargada por el tribunal" delante de la cual se tiene que presentar lo que la orden pida que se presente, y tenemos el secuestro de dos servidores en Heathrow, Londres. Cualquier sea el camino que conecta las dos cosas, está lleno de negaciones; así que tenemos que empezar a especular sobre las opciones posibles.

La opción con menos especulaciones añadidas es la teoría del "lío". El juez de Bologna está buscando pruebas que imagina que se puedan encontrar en los servidores de Indymedia, y hace la petición de asistencia al tribunal de EEUU partiendo de que Rackspace es una compañía estadounidense. El tribunal del distrito descubre que los servidores en cuestión estan de hecho en Londres, pero igualmente sigue la orden y demanda la entrega del material en Londres a personas que no conocemos (probablemente el tribunal sabría a quién, pero podría no haber sido el FBI). Quién fuera que lo obtuviera, lo devolvió la semana siguiente.

Ahora añadiremos un par de especulaciones ["black helicopters" en el texto]. Parece perfectamente posible, incluso probable (vale, no es tan especulación ["grey helicopter"]) que cualquier propiedad de Indymedia en Rackspace que estuviera bajo la jurisdicción de EEUU, podría haber sido sujeta a la orden. No desapareció ningún otro servidor, pero según se dijo en el momento del secuestro, todo fue tan rápido que Rackspace no tuvo ninguna opción más que entregar los servidores para cumplir la orden.

La especulación numero dos sería considerar la posibilidad que las autoridades italianas supieran perfectamente dónde estaban los servidores, pero prefirieron pasar a través de los EEUU antes que a través del Ministerio de Interiores británico porqué pensaron que les iba a ir mejor por ese camino. Un tribunal Italiano buscando pruebas en el Reino Unido tendría que usar los procedimientos de la unidad de asistencia mutua del Ministerio de Asuntos Interiores británico, y estos se administran normalmente por el Acto (de Cooperación Interna) Criminal de 2003. Fuentes italianas aparentemente refiables indican que las pruebas que se buscaban de forma explícita eran unas noticias (posts) enviadas vinculadas a la FAI (Federación Informal Anarquista), pero Indymedia niega que exista ninguna noticia de este tipo, ni que la FAI hubiera utilizado nunca la red Indymedia. El Acto de 2003 (así como muchas leyes parecidas en muchos países) requiere una descripción de la prueba buscada, una aclaracion que justifique que la prueba que se busca probablemente no contiene información reservada.

Los servidores secuestrados sí contenían información reservada, entre la cual estaba la correspondencia electrónica con los abogados que trabajan en el juicio contra la policía Italiana sobre los hechos de la cumbre del G8 en Génova. Si el juez sabía esto, o si es razonable o no esperarse que lo supiera, de todas maneras este hecho se hizo evidente justo después del secuestro. Ésta podría ser una razón suficiente para tirar de aquí los cables de todo el proceso; si realmente se hubiera conducido bajo el Acto de 2003 o bajo acuerdos de asistencia mútua, y también parece que constutuiría una interceptación ilegal bajo el RIPA.

Y si (y todavía estamos con la especulación número dos) la petición italiana se hizo a los EEUU porqué el juez pensó que era menos probable que se le denegara que si la hubiera pedido al Ministerio de Asuntos Interiores británico, entonces todo esto empezaría a parecer mucho peor.

Vamos a dejar las especulaciones por un rato y busquemos un poco de tierra firme. La respuesta de Caroline Flint fue que ningun cuerpo policial ("no law enforcement agency") británico estaba implicado; y esto nos deja con las preguntas de quién eran las personas que no conocemos a quién se entregó el material dónde estaban, qué estatus tenían, y dónde estuvieron los servidores durante esa semana de vacaciones. El Registro pidió a Asuntos Interiores una clarificación sobre a qué cuerpos exactamente se refería en usar la expresión "law enforcement", y si tenemos razones para sospechar que la Asistencia Legal Mútua (MLAT) está incluida. Si fuera así, entonces no ha habido ninguna petición de asistencia ni de Italia ni de EEUU al Reino Unido.

Podría ser. Ya que el MLAT entre EEUU y el Reino Unido incluye una cláusula de confidencialidad (esas dependen de los factores), Asuntos Interiores podría no estar en condiciones de admitirlo. Pero si existir esta petición secreta, es muy probable que algun cuerpo policial o de investigación del Reino Unido estuviera implicado, acompañando a la persona desconocida, o actuando por ellos.

Entonces vamos a ver quiénes son estas personas. Podeis ver ahora como (hablando técnicamente; pasamos de la ley por ahora. De todas maneras ¡esta es la moda!) todo lo que hiciera falta quitar podría quitarse de un servidor en el Reino Unido por personas en los EEUU. Pero esta vez no ha sido así, y por alguna razón no especificada no era posible tampoco cogerlos de forma más local, así que en cambio los servidores se desconectaron/entregaron. Esta entrega de objetos físicos parece haber ocurrido en una especie de crepúsculo legal. El FBI no tiene ninguna jurisdicción en el Reino Unido, el FBI dice que no fue implicado en el secuestro, y tampoco no fue implicado ningun cuerpo policial británico.

Rackspace mientrastanto dice que no puede comentar nada más porqué "el tribunal lo prohibe". Esto podría ser por estar bajo los términos del MLAT entre Italia y EEUU, y la cláusula de confidencialidad podria también ser la razón porqué la misma orden del tribunal está bajo sello reservado.

Entonces, ¿nadie los cogió? ¿ha sido una especie de robo? Aunque Indymedia en Italia ha sufrido presiones muy fuertes por parte de las autoridades, sus fuentes italianas parecen desterrar pruebas muy convincentes acerca un final italiano de la historia. Atribuyen la orden original a la juez Marina Plazzi en Bologna, que está investigando las actividades de la FAI, y acaban con un detalle acerca de los mismos servidores. Según una noticia aparecida (post) en Indymedia Italia: "Marina Plazzi, la juez encargada de la investigación sobre la FAI (Federación Informal Anarquista) y las amenazas-bomba entregadas al presidente de la Comisión Europea Romano Prodi, recibió la orden de adquirir información sobre noticias publicadas en italy.indymedia.org. El FBI tomó medidas 'extremas' al secuestrar los logs, yendo más allí de la orden del tribunal. Ya que el Fiscal no validó el secuestro, el hardware se devolvió a Rackspace".

Por razones que ya hemos explicado, es poco probable que fuera el FBI quién tomó estas medidas extremas en Heatrow; pero la indicación de que haya un problema legal italiano detrás del enfoque "collar of the lot" al secuestro parece plausible. El secuestro de material privilegiado también sería un problema bajo las leyes italianas y europeas, así que aquí tenemos la posibilidad de que haya un segundo lío para añadir al que hemos explicado antes. Cuando se descubrió el lío, ¿los servidores estaban en manos de autoridades italianas? y si no, en qué manos estaban, y ¿estarían bajo la jurisdicción italiana o británica? Y físicamente, ¿quién fue que tiró los cables (si alguien realmente los tiró)? A lo mejor según afirma el juez, quién quiera que haya ejecutado la orden, la sobre-ejecutó, pero podría ser también que quién fuera a llenar el formulario de petición (¿"hola juez"... o alguien más arriba?) no ofreció una descripción completa y atenta de la prueba que buscaba, y que fue la autoridad a quién se dirigió la petición (o sea, la de EEUU) que tocó el silbato cuando fue evidente que era lo que había.

De todas maneras, ya tendría que haber llegado a la atención del Ministerio de Asuntos Interiores que todas las pruebas indican que algunas leyes extranjeras han estado moviendose bajo su jurisdicción, sin que ellos se hayan enterado de nada. Si el Ministerio de Asuntos Interiores no sabe qué ha estado pasando, probablemente tendría que empezar a averiguarlo, ¿o no?


original anglés: "Indymedia: the tale the servers 'nobody' seized?" en http://barcelona.indymedia.org/newswire/display/130065/index.php
http://www.theregister.co.uk/2004/10/21/indymedia_home_office_denial/

This work is in the public domain

Comentaris

El secuestro de los servidores de Indymedia "podría haber violado el RIPA"
23 oct 2004
Modificat: 07:39:22
Damaged file
Damaged file
El gobiernó negó cualquier implicación de cuerpos policiales británico en el secuestro de servidores pertenecientes a la red de medios alternativos Indymedia la semana pasada -- añadiendo confusión sobre quién lo hizo.

Alrededor de 20 sitios web de Indymedia cayeron cuando se desconectaron dos de sus servidores de las oficinas en Heathrow de su proveedor de alojamiento Rackspace de Londres la semana pasada.

Al principio parecía que se tratara de una operación del FBI que utilizaba una orden conjunta de Italia y Suiza, pero el FBI más adelante negó cualquier implicación. De momento, lo único que dijo Rackspace es que entregó los servidores después de haber recibido una orden judicial, y que un vínculo legal le prohibe comentar cualquier otra cosa sobre el tema.

Preocupado por la ejecución en territorio británico de una orden judicial procedente del exterior, el portavoz IT de los Liberal Democrat Richard Allan MP empezó una investigación parlamentaria pidiendo cual fuera la implicación del Ministerio de Interiores.

En una respuesta por escrito, el ministro de Interior Caroline Flint dijo que no creía que hiciera falta declarar nada al Parlamento y respondió solo "puedo confirmar que ningun cuerpo de policía británico estuvo implicado".

Mientras tanto Indymedia recibió de vuelta los servidores y está conduciendo su propia investigación para averiguar si se quitó o perjudicó algún dato importante de los discos. Afirma que en los discos había emails para los abogados que estan siguiendo un juicio que se tendrá que hacer en Italia.

Allan dice que si esto es verdad, entonces el secuestro podría haber violado el RIPA (Acto de Regulación de Poderes Investigativos), que gobierna la intercepción de las comunicaciones.

"En los UK, la intercepción es un instrumento de recogida de información. El RIPA prohibe que se use como prueba judicial el material que deriva de intercepción" dijo. "Si se interceptaron emails fuera de este proceso legal, entonces podría haberse cometido una seria ofensa criminal. Esto dependría de si el secuestro de los discos contenientes emails se puede considerar 'intercepción' como opuesto al interceptarlos de los cables mientras se estan transmitiendo".

Una de las teorías que se hizo de momento es que las autoridades italianas emitieron una orden a la oficina central de Rackspace utilizando el Tratado de Asistencia Legal Mútua (MLAT) y que Rackspace entonces entregó los servidores desde su sede en Londres.

Rackspace no respondió a las peticiones de comentarios.

Ja no es poden afegir comentaris en aquest article.
Ya no se pueden añadir comentarios a este artículo.
Comments can not be added to this article any more