Imprès des de Indymedia Barcelona : http://barcelona.indymedia.org/
Independent Media Center
Notícies :: globalització neoliberal
Bolivia: Referéndum y derrota de Carlos Mesa
16 ago 2004
El gobierno de Carlos Mesa preparó el cuestionario de preguntas manipulando su contenido para que la población vote masivamente por el Sí. Mesa quiere mostrar que el referendum le dio carta blanca para defender los intereses de las transnacionales petroleras, pero la población votó por la nacionalización del gas y la expulsión de las transnacionales.
Bolivia: Resultados del referéndum y la derrota de Carlos Mesa

El presente análisis se basa en la información oficial sobre el referendum emitida por la Corte Nacional Electoral.

El gobierno preparó el cuestionario de preguntas manipulando su contenido para que la población vote masivamente por el Sí. Carlos Mesa esperaba que la población le de un triunfo contundente de por lo menos 85%, sin embargo el ausentismo de la población en edad de votar y el voto real de rechazo depositado en las ánforas demuentran lo contrario.

Carlos Mesa quiere mostrar que el referendum le dio carta blanca para defender los intereses de las transnacionales petroleras, además exclama que su gobierno goza de legitimidad; nada de eso es real, la población votó por la nacionalización del gas y la expulsión de las transnacionales, por la propiedad social y nacional de los hidrocarburos para su industrialización y exportación con valor agregado, y también votó contra el Sr. Carlos Mesa desligitimizándolo.

A pesar de todo y lo leguleyo del asunto, Mesa, la Embajada y las transnacionales fueron derrotadas.

Las últimas encuestas sobre la popularidad del presidente señalaban que del 65% con que contaba en octubre del 2003 para febrero del 2004 bajó al 45% y que a principios de julio de ese año la caída llegó al 39%.

Conforme a los datos oficiales de la Corte Nacional Electoral, más de un millón de potenciales votantes comprendidos entre los 18 y 20 años de edad no se inscribieron en los registros electorales pese a la ampliación de plazo para ello.

Del total de inscritos solo el 60.062% acudió a las urnas (desde ya ese 39.38% ausente o está contra el presidente y su política y no asistió a votar por consigna o no tiene interés en el tema por tanto tampoco apoya al presidente).

Respecto a las primeras 3 preguntas, se tiene que fueron respaldadas por el MAS por ello ese voto cautivo de "oposición" benefició a Mesa.

En dichas tres primeras preguntas el Sí obtuvo una votación que oscila en el 75.5% y sumados el No con Blancos y Nulos (NBN) obtuvieron 24.5%, pero la votación apunto a la nacionalización de los hidrocarburos y la salida de las petroleras.

En la quinta pregunta el Sí obtuvo el 49.333% siendo que los NBN alcanzaron al 50.667. Siendo que se debía decidir sobre la implementación de impuestos progresivos hasta el 50% a las petroleras según el proyecto del presidente, la derrota del Sí demuestra que la población votante decidió que no se vaya al impuesto progresivo sino a la nacionalización y recuperación total de los hidrocarburos, por lo que el presidente fue derrotado.

Lo que el referendum (a pesar de su manipulación por el gobierno) deja en claro es que el país rechazó al presidente, es decir que no lo legitimó como falsamente pretende el millonario aparato propagandístico gubernamental. La pregunta cuatro es la única pregunta que lleva el nombre del presidente Carlos Mesa aunque la liga al tema de la recuperación del mar. Es decir que el Sr. Mesa pretendió aprovechar el sensible tema del mar para lograr un apoyo del 100%, empero lo votantes dejaron en claro el rechazo al presidente y su política, ya que las cifras demuestran que el Sí obtuvo el 44.6%, mientras que el NBN consiguió el 55.4%. Esto significa que el pueblo pudo distinguir entre la nacionalización de los hidrocarburos, la reivindicación del mar y el Sr. Carlos Mesa, habiendo rechazado mayoritariamente al presidente. Esta votación de repudio a Mesa confirma los análisis sobre encuestas serias que realizó Irving Alcaráz en cuanto a la profunda disminución del respaldo de la población a Carlos Mesa.

A pesar de la falsa propaganda millonaria sobre el triunfo del Sí relacionado sólamente con el No sin tomar en cuenta los blancos, nulos y no votantes, lo que interesa es constatar mediante esta medición cuantitativa confiable la verdadera correlación de fuerzas; siendo que de lo que se trata es de trabajar sobre la realidad y no sobre los porcentajes arbitrariamente utilizados por el gobierno.

Es interesante observar que esta pregunta cuarta fue rechazada en los departamentos con mayor población votante en el país: La Paz 63.5.%, Cochabanba 62.5%, Santa Cruz 56.8%, Oruro 66%4, Potosí 81%, Chuquisaca 56.4%, etc.

La Paz es el departamento con mayor votación nacional con 902.202 (de un total de 1.388.216 inscritos) , mientras que Santa Cruz que en los últimos años alcanzó la mayor densidad demográfica nacional sólo participó con 555.299 (de un total de 1.039.710 inscritos).

En fin, en los últimos meses el Sr. Carlos Mesa cambió su manera personal de gobernar. Al principio trataba de ser muy receptivo de la opinión de la población y sus medidas eran ambiguas, si bien en beneficio de los neoliberales pero con un tinte de populismo. Luego de ello el Sr. Mesa modifica su posición bajo el entendido de que el gobernante debe imponer sin dubitar (como él dice "ya aprendió a gobernar") y para él aprender a gobernar significa actuar con soberbia, vanidad y sin ninguna referencia a las necesidades populares, imponiendo mediante su persona los intereses de la embajada norteamericana y de las transnacionales. En otras palabras: igual que Gony Sánchez de Lozada.

This work is in the public domain
Sindicat